Francisco Cortés Rodas
Columnista

Francisco Cortés Rodas

Publicado el 12 de junio de 2018

No es un Duque, es un Rey

La suma de los más de diez millones de votos de las candidaturas de Petro y Fajardo permite decir que en Colombia están emergiendo nuevas fuerzas sociales y políticas que buscan reconfigurar la estructura política del Estado y cambiar formas sociales e institucionales con el fin de realizar valores fundamentales de la Constitución de 1991. Estos no han sido garantizados a todos los colombianos.

Una parte de esas nuevas fuerzas sociales y políticas, que lideradas por Petro, representan hoy lo que Alexis de Tocqueville denominó la revolución democrática, se enfrenta en la segunda vuelta de las elecciones contra aquellos que representan la organización oligárquica de la sociedad. A esta pertenecen los grandes propietarios de la industria, el comercio, la tierra; se basa en un sistema político de maquinarias clientelistas, de democracia limitada y en un régimen de privilegios que se legitima en la tradición del dominio de unas pocas familias.

Hoy estas élites están representadas por uno de sus miembros más emblemáticos, Álvaro Uribe, astuto político, que ha hecho del peor maquiavelismo una forma de vida para imponer su visión del mundo en estas montañas y llanuras asoladas por todas las violencias. Imponiendo su voluntad forzó al CD, democráticamente, a designar a Duque. Pero los errores se pagan en la historia. Que Duque haya aceptado que lo apoyen Ordóñez, Pastrana, José Obdulio, Cabal, y lo más genuino de la corruptela de los partidos tradicionales, es un error político que Maquiavelo nunca hubiera aconsejado. En El Príncipe escribe: “un príncipe tiene que ser tan prudente que sepa evitar la infamia de aquellos vicios que le arrebatarían el Estado”.

Maquiavelo nunca habría insinuado que al lado de Duque se pongan para la foto la aristocrática nieta del poeta Valencia, el campeón del voltiarepismo Gaviria, los jefes de los corruptos Cambio Radical y La U, los sicarios, los involucrados en los crímenes de los miles de “falsos positivos” y del paramilitarismo.

Esta foto en el tarjetón de Duque, con estos elementos tan negativos de Colombia, es la que van a marcar millones de colombianos. Ellos saben, tienen conciencia histórica de lo que hacen. Hay por supuesto personas de bien, ciudadanos decentes.

Entre las aspiraciones políticas más fuertes de la nueva Colombia están la lucha contra la corrupción, la formación de una visión ciudadana centrada en la educación, algunos cambios en la economía que permitan una mayor igualdad social y el medio ambiente. Esta es la revolución democrática, que Petro lidera, pero que agrupa otras fuerzas y personas. En Colombia, ya desde antes de 1991, muchos ciudadanos y movimientos han buscado profundizar la revolución democrática. Pero la Colombia oligárquica y terrateniente, se ha interpuesto con chulavitas, pájaros, paramilitares, sicarios y represión militar.

Está en juego entonces dar unos pasos más en el camino que conduce a los hombres a las instituciones libres o seguir por el sendero trazado por Uribe, espíritu desproporcionado en su grandeza, capaz de todo, salvo de ponerse un límite. ¿A qué podrá quedar reducida nuestra libertad si Duque gana?.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    USNS COMFORT

    Gigantesco barco hospital norteamericano que estuvo en Urabá donde atendió 7.500 pacientes.

    $titulo

    ALEXANDER JARAMILLO C.

    Alias “Samir”. Cabecilla principal de la banda “El Salado”, que opera en la Comuna 13. Fue capturado.