Ramiro Velásquez Gómez
Columnista

Ramiro Velásquez Gómez

Publicado el 10 de noviembre de 2017

No les dé miedo de lo que dice la gente

No aplica para todos los ámbitos, pero la decisión de la Corte Constitucional que puso en vilo la delimitación del páramo de Santurbán (Santander) recuerda lo que sucede a diario con las obras públicas.

“No se considera participación cuando las autoridades convocan a la comunidad para que escuche una delimitación del páramo que ya se adoptó”, dice el documento.

Entonces vienen al cuento todos los casos en que para hacer creer que una obra ha sido aceptada por la comunidad o la mayor parte, se manipula el proceso.

Y hay muchas maneras de hacerlo. Por ejemplo, van puerta a puerta ‘informando’ lo que se hará, piden la firma y al final se presenta como que es la aceptación del proyecto.

O también se convoca a una reunión general para informar de qué se trata, firman los asistentes y esa planilla sirve para afirmar que la ciudadanía estuvo de acuerdo. Era solo una reunión informativa.

Desde siempre, los gobernantes han preferido imponer su voluntad sobre el querer y el sentir popular (general). Las opiniones de los demás son ‘interferencias’ en el progreso.

Valga aclarar que hay obras de obras. No todo requiere la opinión de la gente, pues hay unas demasiado sencillas o claras, pero en cambio hay otras que sí deberían contar no solo con la opinión del ciudadano, que es el que vive la problemática, sabido que la solución viene de personas que viven y trabajan en otros sitios, no conocen la realidad, sino con el aval final.

Es hasta más económico al final de cuentas.

Hay una arista conflictiva en determinadas circunstancias, como en Santurbán: ¿cómo contradecir estudios técnicos o científicos? Para el páramo los hubo, ¿entonces hasta dónde la opinión de los habitantes podría desvirtuar un tema técnico del que poco puede entender la mayoría?

Y al contrario igualmente: ¿cómo incluir los saberes y pareceres ciudadanos en el estudio científico? Una pregunta que no se puede obviar porque sí.

Uno de los fenómenos positivos de los últimos años, que las autoridades no alcanzan a descifrar, es el despertar ciudadano que busca hacer valer sus derechos y respeto. No era así antes, que todo se tragaba entero.

Se debe tener en cuenta al planear obras para evitar retrasos. La idea no es impedirlas, sino hacerlas bien y en eso tiene mucho para aportar el ciudadano de a pie.

Maullido: nuestras tragedias no son furia de la naturaleza, son obras humanas..

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    ATLÉTICO NACIONAL

    El equipo verde será el representante de Antioquia en las finales del campeonato del fútbol colombiano.

    $titulo

    NICOLÁS LEOZ

    Exdirigente del fútbol suramericano, será extraditado de Paraguay a E.U. para que responda por corrupción.