La arepa de chócolo y sus encantos

IMG_20171026_141636

La afinidad por algún tipo de alimento se va construyendo poco a poco, son el contacto con el mismo y las experiencias las que moldean nuestro gusto. Isabel tiene periodos de querer. Esta vez arepa de chócolo. Al desayuno y a la comida, todos los días. No lo podemos percibir como malo, al contrario ayuda a establecer y definir la aceptación de un ingrediente o alimento, además que con la combinación de otros ingredientes, podemos construir una dieta balanceada.

La arepa la podemos acompañar de queso y así se complementa con una proteína, además como bebida acompañante se puede tener algo energizante como un chocolate o agua de panela. Igualmente se le puede agregar grasa representada en la mantequilla y de esa forma esta un buen desayuno para comenzar el día.

“El maíz es fuente de carbohidratos, fibra, vitaminas B1 y B3 así como de Fósforo y Magnesio”

El maíz es un cereal originario de América, México específicamente desde hace unos 8000 años. Se encuentra en todo el mundo y es el cereal de mayor producción. Existen alrededor de 300 tipos diferentes y es la base de la alimentación de muchos pueblos latinoamericanos. En Colombia su consumo es en forma de arepa y existen alrededor de 70 clases diferentes.

El maíz es fuente de carbohidratos, fibra, vitaminas B1 y B3 así como de Fósforo y Magnesio. Es versátil y permite el acompañamiento de otros alimentos. Su contenido de fibra es bueno para la salud del colon mejorando su tránsito. Las vitaminas son necesarias para un buen funcionamiento del sistema nervioso, de igual forma ayudan los minerales contenidos en el maíz, que incluso son necesarios para la prevención de algunas condiciones metabólicas. Su preparación es fácil y su valor económico no es elevado por lo que se convierte en un producto básico de la dieta. Es un alimento libre de gluten por lo que sirve para personas con intolerancia e esta proteína o personas celiacas.

Continuar leyendo

El huevo en Abril

Una de las fuentes de proteína clásica ha sido el huevo. Es un alimento económico, fácil de preparar que permite ser utilizado en diferentes formas para los diferentes gustos y popularmente cuando alguien llega tarde a una comida ya servidas o no quiere comer nada se le ofrece un huevo como alternativa. Es un nutriente completo que también ha sido satanizado por su alto contenido en colesterol que puede ser responsable de las dislipidemias.

El huevo contiene proteínas, vitaminas y  minerales como Hierro, Vitamina A, Biotina, Tiamina y Riboflavina y por su puesto lípidos (grasas) además del colesterol. Es un alimento completo que proporciona 6 gramos de proteína por unidad. La cantidad mínima de proteína de un niño varia de 0.8 a 1.2 gramos de proteína por kilogramo de peso al día, es decir, que con el consumo de un huevo diario se está alcanzando casi la mitad de los requerimientos diarios en niños menores de tres años y la quinta parte en niños de hasta 10 años. Es importante recalcar la necesidad de la combinación de las diferentes fuentes de proteína de la dieta, pues son necesarias para un adecuado desarrollo. Debemos incluir entonces en la alimentación de nuestros hijos los lácteos, cárnicos y la proteína de origen vegetal como las leguminosas.

Isabel come huevo casi a diario, este hace parte de su desayuno. Particularmente le gusta más cuando se presenta como tortilla a la cual ella nombra “huevo como pizza”. Si se le sirve huevo frito o cocido, nunca se come la yema, hemos intentado infinidad de veces darle la yema y no la acepta, pero si está preparado como huevo revuelto o en tortilla no lo rechaza.

Hace poco me consultaron que Abril no come huevo y esta situación genera ansiedad en su familia, particularmente en su madre quién ha intentado de diferentes formas darle el huevo en su dieta. Hemos revisado que es una buena fuente de proteína para los pequeños, que aporta además otros nutrientes y que complementariamente es fácil de preparar y adicionalmente es económico. Es una falla que Abril no coma huevo, pues se pierde sus beneficios, aunque la buena noticia es que se debe seguir intentando en ofrecerle este valioso alimento. El huevo dentro de su versatilidad se usa en múltiples recetas como preparación de tortas, dulces, postres, apanados, salsas y flanes. No creo entonces que le haga falta, pues si recibe dentro de su alimentación los productos mencionados está recibiendo sus beneficios.