La primera papilla

Según los textos científicos revisados, idealmente se inicia la alimentación complementaria a partir de los 6 meses de edad. Antes de este tiempo la alimentación ideal es la lactancia materna o en su defecto la leche maternizada. En estos textos indican que se debe iniciar la alimentación con papillas preferentemente con cereal de arroz.

Es difícil tomar la decisión de cuando iniciar la alimentación complementaria debido a la inmadurez del intestino de los pequeños bebes y el posible desarrollo de intolerancias alimentarias y/o alergias. Igualmente se torna difícil esta decisión debido al requerimiento energético de nuestros pequeños, ya que la distribución calórica debe ser diferente a la de un adulto y su alimentación debe ser alta en grasas y baja en carbohidratos diferente a los niños mayores o los adultos. Es difícil tomar la decisión debido a el proceso de destete de la madre que empieza a generar angustia en el binomio madre hijo y también debido a la falta de experticia y habilidades culinarias para preparar este tipo de alimentos.

Continuar leyendo