Avistamiento: Lamborghini LM 002

img00787-20100227-1153

Este sí que es raro, incluso en cualquier parte del mundo. Confieso que hace meses había visto unas fotos de esta “rara avis” en Bogotá, pero aun no daba crédito a su autenticidad. Y bueno, ya con varias pruebas gráficas me decido a postearlo hoy y a contar parte de la historia de este “incunable” sobre ruedas, fruto de un proyecto del fabricante italiano para construir el 4X4 más rápido del mundo.

lamborghini-lm002

Conocido como el “Rambo Lambo”, el LM002 se contruyó entre 1986 y 1993 (por la matrícula del que aparece en fotos, parece que es 1991). Todo comenzó en 1977, cuando el fabricante italiano presentó un prototipo de vehículo militar llamado “Cheetah” (Guepardo), con la esperanza de vendérselo al ejército norteamericano. Después de fracasar en su intento (no pudieron los italianos con el “Humvee” ), Lamborhini pensó en una versión civil, esta vez con el motor V12, 5.1 litros,  del Countach. El LM002 fue presentado entonces en 1986 en el Auto Show de Bruselas.

La versión civil, pensada para jeques y reyes juguetones, estaba equipada con un profuso equipamiento como asientos en cuero, aire acondicionado, ventanas eléctricas y un completo equipo de sonido montado en una consola de techo. Las llantas eran unas Pirelli Scorpion especialmente pensadas para este brutal 4X4, incluso, con el sistema “run-flat” que permite rodar aun con la rueda sin aire.

El numero total de Lamborghinis LM002 construídos fue de 301…así que por eso es raro su avistamiento en Colombia.

Subir y arrancar Trato de hacer memoria y acordarme del primer momento en que un carro me llamó la atención más de lo normal y siempre me remito a unas viejas fotos de mi primer cumpleaños. Allí aparezco al lado de un flamante Ford Galaxie 500 adscrito al cuerpo de bomberos de alguna ciudad norteamericana. Posteriormente, mis padres continuaron regalándome autos en mis cumpleaños. Conservo también una fotografía con un pastel hermosamente decorado y un VW Beetle rojo que yo miraba con asombro. Vinieron luego los maravillosos Matchbox 1/64 y algunos coches de carreras que funcionaban con gasolina ¡de avión! Y que mis primos mayores gozaron a placer mientras el ruido ensordecedor que producían, me causaba genuino terror. Un tío fue quien acolitó (al fin y al cabo es sacerdote) mi primera “manejada” en su viejo Jeep Willys MB, con el que dábamos la vuelta a la manzana. El controlaba la pedalería y los cambios, mientras yo trataba de girar el pesado volante. Mis otros tíos me mantenían al tanto del mercado automotor, pues en los viajes y paseos me preguntaban por las marcas y modelos de todos los carros que veíamos, hasta que me los aprendí todos. De los “de verdad” recuerdo el Zastava 1500 amarillo de mi tío Aquiles, auto al que cariñosamente apodaban “el maracuyá” y que compraron el mismo año en el que nací. Cuando lo vendieron, casi no me cuentan pues temían mi tristeza al saberlo y pues, la verdad, no los defraudé. Llegó la época de las revistas, los catálogos, los libros y cuanta publicación sobre autos existiera. Pasaba tardes y noches devorándolas ansiosamente, aprendiéndome de memoria fichas técnicas, modelos, características y los datos más precisos de cada ejemplar. Eso sí de mecánica, nada. Me embiste un dulceabrigo y cualquier tornillo en un motor significa para mi, poco menos que magia negra Mi profesión de periodista me ha permitido experiencias inolvidables con los carros, dirigir algunos programas sobre el tema, cubrir las ferias, participar en encuentros, desfiles y ser testigo desde esta óptica del crecimiento y las contracciones del mercado, probar algunos modelos y conocer personajes que me han honrado con su invaluable amistad y sabiduría infinita. Con el advenimiento de internet y la televisión internacional, el aprendizaje se expandió a niveles insospechados. Ahora era posible explorar más allá y en tiempo real, lo que estaba sucediendo en el mercado automotor mundial. Participar en chats, foros y páginas se convirtió en la principal fuente de conocimiento y en un segundo aire para esta afición. Gracias entonces a la red mundial y a la magnífica herramienta que proporcionan los blogs, y, por supuesto, a la gentil complicidad del equipo de Medios Electrónicos de EL COLOMBIANO y su editor general, Fernando Quijano, que avaló esta propuesta, es que hoy puedo compartir con ustedes este rincón minúsculo del ciberespacio, en donde la idea es compartir experiencias y conocimientos, retroalimentarnos con las noticias que produce este dinámico sector, enterarnos de las novedades más recientes y, sobre todo, divertirnos con una pasión que va más allá de conducir y maravillarnos con el invento más sensacional de la historia. Se trata entonces de abrir el blogaraje y dejar salir la imaginación con el placer que produce ver estas hermosas piezas en acción, que nos roban suspiros y nos producen un constante hormigueo que solo los aficionados a los carros entendemos, compartimos y acolitamos (como mi tio el cura). Bienvenidos, súban, abròchense y disfruten el viaje.

11 comments

  1. Racing4ever   •  

    El Avistamiento mas raro que han podido publicar, esperemos que conserve su hermoso V12, 450 HP y 500 NM, aunque con 2700 kgs que pesa no se que tan bien se desempeñe. La revista TIME alguna vez lo publico como uno de los peores 50 carros de todos los tiempos. De todas formas cuestan de segunda entre 140 y 150.000 USD, dependiendo del estado y de su dueño. En Arabia hay “bastantes” jugueticos de esos

  2. alvaro badillo   •  

    Que bien hace algun tiempo atras me preguntaba porque no habia ningun carro de esta marca me parece excelente que nada menos existiera aqui un lm 002 ya que este es muy raro en cualquier lugar del mundo me gustaria saber si hay un gallardo o murcielago en nuestro pais

  3. Racing4Ever   •  

    Alvaro conocí hace algun tiempo en colombia un Lamborghini Countach color purpura y un Miura SV Amarillo, no se si aún estén en el país

  4. Blogaraje Blogaraje   •     Autor

    También he oido del cuento del Lambo púrpura, aunque los rumores que me llegaron decían que era un Diablo SV. De Miura si no tenía conocimiento. Otro rumor, con poco fundamento, la verdad, habla de un Gallardo gris en Llanogrande

  5. ultravox   •  

    Bueno les comento que tuve la oportunidad de ver un lamborghini gallardo amarillo en la boyaca con 153, el countach si existe y si es purpura pero me deja aun mas sorprendido la aparición de esta LM002….

  6. Andy   •  

    es verdad! la vi el domingo cerca de unicentro por la 123! suena una deliciaaaaaaa! :D

  7. Daniel Molina   •  

    Hola Amigos entusiastas de los Lamborghinis.

    Desde hace muchos años he estado a la casería o avistamiento de un Lamborghini pero no he podido.Daria lo que fuera por poder tocar uno, son mis carros favoritos desde que tengo uso de razón. si alguno de ustedes sabe de alguno, por favor, diganmelo. Alguna vez escuche de la existencia de un Countach blanco en San Andrés Isla, pero no lo pude ubicar.
    Cordial saludo,
    Daniel Molina; e-Mail: danny.dams@gmail.com Cel: 3107749332 Bogotá D.C.

  8. esteban mejia   •  

    hola vi un lambo por la boyaca como con 72, no tenia placas, esto fue un domingo, una ambulancia iva delante de el como abriendole paso, creo que era un diablo convertible blanco, alguien sabe de este auto???

  9. Blogaraje Blogaraje   •     Autor

    Esteban, el Lamborghini blanco del que tenemos referencia es un Gallardo Spyder

  10. Edgar   •  

    Señores, el LM002 está en un parqueadero de centro internacional, mas exacatamente el que pertenece a la torre colseguros, y la verdad es impresionante!!!

  11. duvan marcel campos calderon   •  

    ese lm es de un caleño vive aqui en chapinero bogota es el unico lm en latinoamerica es un hombre muy rico su padre era importador de autos y se lo obsequio años antes de morir,es un carro muy costoso de mantener,lo eh visto y deberia estar en un museo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>