Los 5 carros más vendidos de la historia

El negocio siempre ha sido vender, lograr que el público consumidor se enamore de la propuesta, la elija entre cientos de opciones y la haga suya, que la recomiende entre sus allegados y que convierta el producto en un todo un objeto de culto. Ese es el sueño dorado de los fabricantes automotrices, la gran mayoria, pues también hay quienes fabrican joyas especializadas para una minoría que va más allá del simple medio de transporte y decide movilizarse en todo un capricho, una fantasía sobre ruedas de la que ya hemos hablado bastante en este blog. Pero lo que les hemos recopilado ahora, via Diariomotor.com es el Top 5 de los carros más vendidos en todas las epocas, auténticos best sellers que están en el recuerdo de todos, pues mínimo, alguna vez, no hemos subido o manejado uno de ellos. Aqui están,  estos son, los modelos que más se ven en todo el mundo.

5. Ford Escort (1968-2000)

Nunca se vendió en Colombia, sólo en Europa y Norteamérica (en esta última región desde 1981). Es un modelo compacto que tuvo seis generaciones y algunas variantes deportivas como el RS e incluso con motor Cosworth. Se comercializaron 16. 5 millones de unidades. Su reemplazo fue el Focus

4. Volkswagen Beetle (1938-2003)

Una de las pocas buenas ideas que tuvo Adolf Hitler y desarrollado en su totalidad por el genio de Ferdinand Porsche, el Escarabajo o Käfer, o Fusca o Cocinelle, según donde se vendiera, es un ícono de la automoción mundial. Permaneció casi inatlterado durante 65 años y se comercializó en todos los rincones del mundo. Hoy en dia hay cientos de miles  de unidades en uso, lo que pruba su enorme fiabilidad y robustez mecánica, tan sencilla como inagotable. Hasta 1979 se hizo en Alemania y su segundo gran productor fue la planta de Puebla en México donde en 2003 salió la unidad 21 millones 529 mil 464.

3. Volkswagen Golf (1974 – )

Diseñado por Giorgetto Giugiaro como un hatchback compacto para quienes un Escarabajo se quedaba pequeño, el Golf fue un éxito inmediato para el fabricante de Wolfsburg, sus angulosas líneas, su fiable mecánica y las múltiples variantes motrices, lo han convertido en líder desde entonces. Un Golf fue el que inauguró el segmento GTI de pequeños deportivos accesibles y un Golf fue el que popularizó la motorización diesel en Europa. Más de 27 millones de unidades del 5 puertas, el coupé la camioneta y el convertible han salido de diversas plantas de VW en el mundo.

2. Ford F Series (1948 – )

Es el vehículo de trabajo más difundido de la historia y todo un representante del American way of life. Desde su introducción se convirtió en un símbolo del campo y la capacidad de trabajo y recuperación económica de la posguerra.  Sus voluminosas medidas y motores nunca han sido un obstáculo para obtener las preferencias del público en todo el continente, que ha comprado 34 millones de sus doce generaciones, casi todas con el poderoso motor V8 en configuración de cabina sencilla, media, doble y Super Duty 4X4 o 4X2.

1. Toyota Corolla (1966 – )

Único japonés en el listado, el Corolla es sinónimo del típico automóvil mediano familiar que a todos gusta . Se vende en todo el mundo, se fabrica en los 5 continentes y su fiabilidad está más que comprobada. Con este modelo Toyota se hizo un nombre entre los 35 millones de automovilistas que lo han comprado en cada rincón del planeta y  que necesitan un medio de transporte cómodo y con respaldo. por algo, esas cifras indican que cada 40 segundos se vende un Corolla en el mundo (aunque con este problemita que sabemos….mmmmquien sabe como irán las cosas ahora)

Subir y arrancar Trato de hacer memoria y acordarme del primer momento en que un carro me llamó la atención más de lo normal y siempre me remito a unas viejas fotos de mi primer cumpleaños. Allí aparezco al lado de un flamante Ford Galaxie 500 adscrito al cuerpo de bomberos de alguna ciudad norteamericana. Posteriormente, mis padres continuaron regalándome autos en mis cumpleaños. Conservo también una fotografía con un pastel hermosamente decorado y un VW Beetle rojo que yo miraba con asombro. Vinieron luego los maravillosos Matchbox 1/64 y algunos coches de carreras que funcionaban con gasolina ¡de avión! Y que mis primos mayores gozaron a placer mientras el ruido ensordecedor que producían, me causaba genuino terror. Un tío fue quien acolitó (al fin y al cabo es sacerdote) mi primera “manejada” en su viejo Jeep Willys MB, con el que dábamos la vuelta a la manzana. El controlaba la pedalería y los cambios, mientras yo trataba de girar el pesado volante. Mis otros tíos me mantenían al tanto del mercado automotor, pues en los viajes y paseos me preguntaban por las marcas y modelos de todos los carros que veíamos, hasta que me los aprendí todos. De los “de verdad” recuerdo el Zastava 1500 amarillo de mi tío Aquiles, auto al que cariñosamente apodaban “el maracuyá” y que compraron el mismo año en el que nací. Cuando lo vendieron, casi no me cuentan pues temían mi tristeza al saberlo y pues, la verdad, no los defraudé. Llegó la época de las revistas, los catálogos, los libros y cuanta publicación sobre autos existiera. Pasaba tardes y noches devorándolas ansiosamente, aprendiéndome de memoria fichas técnicas, modelos, características y los datos más precisos de cada ejemplar. Eso sí de mecánica, nada. Me embiste un dulceabrigo y cualquier tornillo en un motor significa para mi, poco menos que magia negra Mi profesión de periodista me ha permitido experiencias inolvidables con los carros, dirigir algunos programas sobre el tema, cubrir las ferias, participar en encuentros, desfiles y ser testigo desde esta óptica del crecimiento y las contracciones del mercado, probar algunos modelos y conocer personajes que me han honrado con su invaluable amistad y sabiduría infinita. Con el advenimiento de internet y la televisión internacional, el aprendizaje se expandió a niveles insospechados. Ahora era posible explorar más allá y en tiempo real, lo que estaba sucediendo en el mercado automotor mundial. Participar en chats, foros y páginas se convirtió en la principal fuente de conocimiento y en un segundo aire para esta afición. Gracias entonces a la red mundial y a la magnífica herramienta que proporcionan los blogs, y, por supuesto, a la gentil complicidad del equipo de Medios Electrónicos de EL COLOMBIANO y su editor general, Fernando Quijano, que avaló esta propuesta, es que hoy puedo compartir con ustedes este rincón minúsculo del ciberespacio, en donde la idea es compartir experiencias y conocimientos, retroalimentarnos con las noticias que produce este dinámico sector, enterarnos de las novedades más recientes y, sobre todo, divertirnos con una pasión que va más allá de conducir y maravillarnos con el invento más sensacional de la historia. Se trata entonces de abrir el blogaraje y dejar salir la imaginación con el placer que produce ver estas hermosas piezas en acción, que nos roban suspiros y nos producen un constante hormigueo que solo los aficionados a los carros entendemos, compartimos y acolitamos (como mi tio el cura). Bienvenidos, súban, abròchense y disfruten el viaje.

2 comments

  1. juan david obregon   •  

    Respecto al pronunciamiento en Brasil, el autor de este artículo que recomienda frente a los que compramos ultimo modelo de Toyota Corolla?

  2. Eduardo Thomas   •  

    En mi país casi nadie compra ford, pero casi todo el mundo tiene toyota corolla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>