SAAB: Réquiem por un sueño

Nunca conocí un modelo de esta marca en Colombia, pero siempre admiré su diseño inspirado en la aeronáutica, sus cotas de seguridad y el éxito que tuvo en mercados como el norteamericano desde los años 80. Hoy General Motors, su actual propietaria, cansada de buscarle un comprador digno entre Spyker de Holanda y Koenigsseg de Suecia, ha decidido bajar el telón de este fabricante nórdico que agonizará lentamente hasta enero, cuando definitivamente cierre sus puertas y comience a vender su avanzada tecnología al mejor postor, que hasta ahora tiene bolsillos chinos.

Continuar leyendo