El plástico le quitó el encanto a muchos juegos

El plástico llegó para quedarse. Y cuando digo plástico, reúno todo tipo de polímeros, que para lo presente, no vale la pena enumerar. Cuando llegó, comenzó a robarse el encanto de muchos juguetes. Nuestros carritos dejaron ser de hojalata serigrafiada. Se acabaron las heridas con puntas metálicas. Se acabaron las colecciones. ¿Para qué coleccionar juguetes de plástico? En juguetes, Búfalo y Navidad eran marcas que quedaron en nuestra memoria. En triciclos, lo auténtico era la marca Amo, ubicada en el barrio Caribe, de Medellín. Hoy, ninguna existe.

Hablando de triciclos, no se puede negar la nostalgia y la estima que algunas personas, mayores de 33 años, le tenemos al Centro Comercial San Diego, en Medellín, primer centro comercial de Colombia construido en 1972. Una flota de triciclos Amo nos esperaba los domingos, y nuestra independencia se hacía evidente mientras nuestros padres mercaban en el Ley. Triciclos de un puesto, dos puestos, tipo volqueta; los egoístas preferían el de un puesto, los resignados elegían el de dos, llevados por un extraño o llevando al mismo.

A mi hermana, Lady Johana, le tocó soportar cómo, su hermano de 14 años, usaba su triciclo Amo de un puesto con portapiés trasero, y usaba este último aditamento para bajar a velocidades “extravagantes” por la 25a de Bello. Llanta sólida de caucho, varilla metálica, colores vivos, primarios, resistencia, armonía: ¡cómo se extrañan tales triciclos!

Triciclo: 1. Vehículo de tres ruedas que los jóvenes de la era digital poco conocen por estar encerrados jugando videojuegos, o por estar pegados de internet chateando con sus amigos. 2. Objeto físico tridimensional, conocido por generaciones anteriores, cuyos padres obsequiaban a sus hijos en veinticuatros de diciembres, hijos que jugaban en las calles hasta altas horas de la noche en épocas de corta violencia.

12 comments

  1. Angela   •  

    Ahhh! Carlos, me diste papaya, te voy a contar la anecdota de mi primer bicicleta, me hiciste acordar porque ese año a mi sobrino el niño Dios le trajo un triciclo rojo, hermoso, muy parecido a los que describes. Pues a mi me trajo la bici que yo añoraba. Pues si señor que 24 a la media noche, a montar en bici nueva, primeras caidas, primeros raspones, 25, 26, y al 27, Angela enferma de paperas, encerrada en la casa viendo por la ventana a los amiguitos jugar con los traidos.
    De todos modos, que BUEEENOS tiempos.
    Chau.

  2. Alberto Mejía Vélez   •  

    Carlos, amigo de mis añoranzas, que no te cansas de desempovar el desván de los recuerdos.
    El que te lee dirá que eres un “cuchito” babiecas que te encuentras delirando, pero, que va; lo que pasa es que amas todo lo que el presente quiere borrar con costumbres importadas de otras culturas, cómo esa de “bailar” en la cabeza o aquella de “papás” que como regalo de Primera Cumunión, al niño varón o varona, les compran condón para el muchachito y pastillas anticonceptivas a las niñas.
    Mi hermano Horacio y yo, no vimos triciclos cuadrados en el hogar seguramente porque no se había inventado la rueda, pero ya mayores nos lo tuvimos que aguantar con mirada de envidia al ver la felicidad de los párvulos en las aceras del frente.

  3. mikibastar   •  

    Yo tenía una moto igual a la de la foto, que recuerdos, andaba por la casa todo loco a toda en la moto y me daba contra las paredes, hasta el perro sufría. Después mi hermana tuvo un triciclo, azul cielo era, me acuerdo que en el nos montábamos los dos. Si que pasamos bueno. Yo pasaba mucho por Búfalo me acuerdo de la tienda, una maravilla, estantes y estantes llenos de juguetes, el sueño de todo niño, tuve volquetas, retroescavadoras, carritos, furgonetas todos de metal y muchos juguetes mas de Búfalo, ya me da nostalgia pasar por donde quedaba la tienda, estuvo mucho tiempo abandonada, vacía, sus grandes vidrios permitian ver el interior todo como congelado en el tiempo, pero sin los juguetes. La última vez que pase por esos lados vi la tienda abierta y vendiendo juguetes algo parecido a lo de antaño pero no igual ni en magnitud, calidad y diversidad. La tienda de Búfalo, así como la fabrica creo yo, se encontraban ubicados cerca de lo que es ahora la estación Itagüí del metro, subiendo hacia Itagüí a una cuadra de la avenida.

    Saludos.

  4. RONALD   •  

    Viejo… Me mantengo buscando cosas de mi infancia en internet. Y hoy no mas pase por el barrio Caribe ( ya que siempre estoy en moto o carro y por la regional) y recorde la industria de triciclos AMO… Quedaba creo donde hoy hay un Agrocolanta y en su exterior habia un triciclo exhibido a manera de escultura… Y justo cuando pense que nadie habia escrito algo sobre esa empresa me encontre con esto…

    Ha pasado mucha agua ya bajo el puente… Pero que bueno es recordar. Para nostalgicos como yo, la nota se quedo corta… Muchas gracias por las lineas. Los tiempos han cambiado, tengo 30… Estoy casado pero sigo con mis cuentos. desde el Atari 2600 hasta el Xbox360… Y sin dudarlo esa epoca era un cuento muy bacano…

    Ya los niños no juegan en las calles… no hay triciclos… solo celulares… Lastima, pero al menos los recuerdos ni la modernidad nos los puede arrebatar. La modernidad no es el problema, el problema es el espiritu.
    Saludos.

  5. Ami torino   •  

    Saludos. Les cuento que bajo el nombre ami torino estoy en la tarea de restaurar los triciclos y bicicletas de aquella hermosa época. Les estaré enviando fotos una vez tenga una flota disponible.

    • Cesar Andres Ospina   •  

      Cordial saludo
      Estoy interesado en comprar un Triciclo marca Jurime, informes 313.750.29.51

    • Alex Ramirez   •  

      Yo tengo un carro jurime que quiero restaurar, estoy en la ciudad de Medellín, alguien sabe quien o en que negocio me pueden ayudar, gracias.

  6. FABIO ALBERTO URIBE GAVIRIA   •  

    Buenas Trades Carlos.
    A pesar de pasar de ser modelo 59, tengo una memoria peligrosa y reforzada por el hecho de qu mi padre, junto con mi tio, eran propietarios de un emblemático almacen ubicado en Carabobo, cerca al Ley. Calzado Doris, era la mata de lo triciclos: Amo, Jurime (regularcitos en calidad) y su marca exclusiva “Equipos Infantiles”, estos ultimos tenian un año de garantia, es decir a prueba de niños.

    Los padres al comprarlos de traido para sus hijos, los hacian empacar de manera que los infantes no descubrieran, ni quien era el niño Dios ni cual iba a ser el regalo. Lo mejor, como valor agregado, había que acompañar al comprador caragándole el triciclo a coger taxi o bus, lo que primeo pasara, un 24 de diciembre a las 3 PM por todo guayaquil.
    En mi disco duro tengo muchos recuerdos que quisiera compartir.
    Fabio Uribe.

    • Alex Ramirez   •  

      Hola, yo tengo un carrito Jurime que quiero restaurar, sabes quien me puede ayudar?, por otro lado, me gustaría tener fotos de los carros originales, para poder restaurarlo lo más fiel posible. Gracias

  7. jose dabiel   •  

    Hola,tengo un cuatriciclo para niño de carreras guisiera saber si es marca amo estaba pintado con rojopedales y ruedas marca amo las de atras son de caucho verde timon macizo

  8. Jaime Bermudez   •  

    Buenas noches,no tengo idea de quien recibirá este mensaje pero quiero decir que compre un triciclo de dos puestos marca amo de medellin y lo restaure y estoy feliz con el resultado.Se lo regalaré a mis nietos gemelos de dos años.Si alguien quiere fotos se las mando por watsup 3104447142

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>