El secreto de la belleza está en 4 líneas

Esta que ven en las fotos es Barbacoas. Sí señor, la misma calle diagonal donde habitan el humo con la prostitución, la bareta con la plata, transexuales con jubilados, proxenetas con pedigüeños, el cigarro con el Cherry, el perico y la ropa sucia…

Con esta descripción, muchos evitarían atravesar esta calle de melancolía y olvido, y la verdad es que es evadida en el tránsito diario de asiduos caminantes; pero miren que rincon más expresivo es este, mural de sueños y exorsismos, manufactura de las vísceras humanas hechas color.

Quiero contarles el secreto del porqué lo feo se ve bello, deseo contarles cómo lo cotidiano, que pasa desapercibido, se vuelve bello de un momento a otro. El sencillo secreto de la conversión de lo desechado en bello. El secreto señoras y señores, con tono culebrero, está en las cuatro líneas imaginarias pero perceptibles a la mente, que encierran a una imagen en una fotografía.

Es decir, cuando se limita la realidad circundante y el devenir del movimiento, y se encierra esa realidad en una composición delimitada por cuatro lados, es ahí cuando la sinécdoque de la realidad, esa parte por el todo, se convierte en una nueva realidad más bella aún. Se los pongo así: Un vaso desechable de tinto tirado en el suelo, arrugado e impreso con la huella roja de un labial femenino es tomado como basura. Este mismo objeto, ubicado en un parapeto dentro de un museo, sería ya, un objeto de análisis y el visitante se pararía a reflexionar qué quería decirnos el artista de dicha instalación.

Por eso las fotos, por eso esas cuatro líneas invisibles, por eso esos cuatro lados que delimitan la realidad, convierten lo despreciado, en algo amada, bello, cargado de una estética con sentido. Vea más fotos de Barbacoas….

Continuar leyendo

Contra el desplazamiento y el secuestro pintan en la 1

Músicas industriales suenan y retumban en corazones adormecidos. Gritos de juventud que claman libertad y no consumismo. Miradas que ruegan que los tengan en cuenta. Sonrisas aplacadas por el peso del olvido. Llantos infantiles que se hacen más estridentes. Pitos de buses que descienden del barrio endemoniados. Maaaaasamooooorraaaa, aguacate madurooooooo.

Ropas teñidas de rojo cuelgan de alambres arriba en la terraza. El chocolate es calentado esperando la parva*. En la tienda se deben 24.900 pesos. Jairo no ha dado lo del mes ni lo del colegio del niño. Dos tiros suenan, deben ser en la esquina de abajo. Mataron al Ñato. Llueve y dos casas más se cayeron en ese peladero de allí. Se arreeeegla la ollaaaaa presiónnnn se arregla.

Festival de jip jop, la grabadora rebobina el caset martillado del Negro. Doña Paila, eme un cuarto e salchichón y una manzana. Usted me debe ya cinco mil jovencito. La cucha se los paga Oña Paila, no se preocupe. Chirrean las llantas de un bus, casi atropella a Mireya. Entre la ropa que va llover. Una cometa se enredó en la primaria. Llegaron más desplazados que maricada, ya no cabemos. Alguien sabe dónde es el gobierno. Tierra e capote musssggoooo.

Una mañana de sonidos en la 1. Imágenes de murales tomados en el Parque Biblioteca España, barrio Santo Domingo. Salida de campo de la materia Color, Tecnología en Diseño Gráfico. Uniremington.

Parva: Pan, tostada, calado y demás delicias hechas con harina de trigo. Panadería.