Árbol estelar de Navidad

Navidad. A 2.600 años luz de nosotros, en la oscura constelación Monoceros, el Unicornio, insertado en el Universo cercano se halla un árbol de Navidad. Sí, tal como lo lee, o… bueno esta es la historia.
En esa constelación, cercana a otra más conocida, Orión el guerrero, se encuentra NGC 2264, un grupo estelar descubierto en 1784 por William Herschel. Dos años más tarde, cerca de la Navidad, encontró en él nubes de gas, que le dan una configuración particular (ver la imagen).
Este objeto es muy brillante y puede ser visto con facilidad con binoculares o un telescopio, con el cual las estrellas semejan un resplandeciente árbol de navidad. La estrella brillante, arriba, se peude ver con el ojo desnudo: es un sistema múltiple, masivo, que surgió del polvo y el gas hace tan solo unos pocos millones de años.
Tan llamativo como el árbol, abajo se observa un rasgo triangular, la llamada nebulosa del cono. Y a la derecha de la estrella brillante de la aprte superior, se aprecia una especie de piel de zorro, llamada la nebulosa de la piel de zorro.
Buena parte de la imagen aparece roja a raíz de las enormes nubes de gas que destellan bajo la intensa luz ultravioleta proveniente de las estrellas jóvenes calientes y muy energéticas.
Una imagen suministrada por el Observatorio Europeo del Sur en Chile.

Me interesa y me gusta divulgar temas científicos y medioambientales como una forma de acrecentar el interés por estas temáticas. Espero hacerlo bien cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>