El viento paraliza las moscas

Moscas. Si desea atrapar una mosca, bueno, al menos una mosca de las frutas, existe una manera: póngales viento. ¿Sencillo?
Un estudio de científicos del California Institute of Technology reportó que las moscas desarrollaron una población especial de neuronas en sus antenas que les permite saber no sólo cuándo sopla el viento, sino también la dirección de la cual proviene.
El comportamiento de estas moscas frente a la brisa fuerte es para resaltar, según David J. Anderson, profesor de Biología en Caltech e investigador del Howard Hughes Medical Institute.
“Descubrimos que uno puede detener el vuelo de la mosca que lo restá rodeando, con una corriente continua de aire sobre ella”, explicó.
Se quedan tan quietas, que se podrían coger con facilidad. Una vez deja de ventear, reanudan su vuelo.
Se trata de una respuesta sencilla e innata de defensa, que los científicos podrán analizar para entender cómo tales conductas están programadas en nuestros genes.

Me interesa y me gusta divulgar temas científicos y medioambientales como una forma de acrecentar el interés por estas temáticas. Espero hacerlo bien cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>