La soledad produce frío

¡Qué persona tan fría! La expresión se escucha con frecuencia cuando alguien parece distante, aislada, y no expresa casi emociones ni sentimientos. Pero podría ser que… se tratase de alguien solitario y que, en verdad, sintiera físico frío.
En nuestro lenguaje existen muchas metáforas que vinculan las temperaturas frías con las emociones como la soledad y la tristeza. Y aunque una metáfora no se puede tomar literalmente, parece que sí existe una base sicológica para ligar el frío con los sentimientos de aislamiento social.
El cuento es el siguiente: los sicólogos Chen-Bo Zhong y Geoofrey Loenardelli, de la Universidad de Toronto, deseaban examinar la idea de que el aislamiento social podía generar un sentimiento físico de frialdad.
Tras un experimento con dos grupos de personas, encontraron que las personas, al pensar en el sentimiento de soledad y aislamiento, experimentaban que el ambiente donde estaban era más frío.
El hallazgo es sorprendente, reportaron en el último número de Psychological Science, órgano de difusión de la Asociación para la Ciencia Psicológica.
Las personas aisladas durante los experimentos, a la vez, preferían tomar café y sopa calientes, lo que concuerda con lo encontrado.
El aislamiento social produce, en verdad, frío.

Me interesa y me gusta divulgar temas científicos y medioambientales como una forma de acrecentar el interés por estas temáticas. Espero hacerlo bien cada día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>