Más horas de televisión significan semen más malo

Pasar la vida sentado o recostado mirando la televisión no sería buena noticia. No si usted es hombre. Tampoco si espera concebir hijos.

Si pasa cuando menos 20 hora semanales frente a la pantalla chica, su conteo de esperma puede reducirse a la mitad, según un estudio de Harvard School of Public Health citado por la BBC, que analizó si la calidad humana disminuye con la vida sedentaria.

Fue así como se les preguntó a 189 estudiantes de 18 a 22 años que describieran sus hábitos: ejercicio, dieta, niveles de estrés, tabaco y horas frente al televisor.

“Descubrimos que quienes miraron más televisión, su conteo de esperma era 44% menos, en comparación con quienes realizaban al menos 15 horas de actividad física a la semana, que registraron un incremento del 73%”, le explico a BBC Mundo Audrey Gaskin, cabeza del estudio publicado en el British Journal of Sports Medicine.

La actividad física fue definida, para efectos de la investigación, como cualquier actividad moderada a fuerte que generara sudor.

La idea era allegar más información sobre cómo los estilos de vida pueden afectar la calidad del semen y la fertilidad masculina.

Para explicar la situación hay varias hipótesis. Una, dice el informe de la BBC, puede ser la temperatura que alcanza el escroto tras muchas horas de televisión, aunque según la investigadora eso no es aceptado por todos.

“También hay quienes piensan que la vida sedentaria incrementa el estrés”.

El estudio no halló diferencias importantes en la masa de grasa corporal, no hallando variaciones significativas entre hombres obesos y delgados.

Secar la ropa dentro de la casa puede enfermar

La vida moderna que facilita las cosas y las complica a la vez. Y la ciencia que todo lo escarba. Bueno, esta unión ha llevado a una sorprendente conclusión: secar la ropa dentro de la casa, puede enfermar.

Hoy cuando abundan los apartamentos sin muchas áreas abiertas, el tema parece inquietante.

El estudio, reportó un informe de la BBC, lo hizo la Escuela de Arquitectura Mackintosh en Escocia. Encontró que muchos hogares tenían niveles excesivos de humedad en su interior y encontró que hasta un tercio era causada por el secado de la ropa lavada.

La humedad ha estado asociada a las esporas de moho y a los ácaros del polvo, que afectan la salud.

El estudio en Glasgow incluyó 100 hogares. En él se estudiaron los hábitos de secado de la ropa, analizándose de manera detallada la calidad de aire y el consumo de energía relacionado con el secado.

Se encontró que en 87% de las viviendas se secaba la ropa en el interior durante los meses más fríos.

La gente no es consciente de cuánta humedad sueltan las prendas, explicó Rosalie Menon, una de las investigadoras. La ropa era secada en la sala o en las habitaciones.

El 75% de las viviendas estudiadas, que tenían distintos estilos de construcción, tenían niveles de humedad que pueden estimular la presencia de los ácaros. Y se halló una fuerte relación entre el secado y la presencia de esporas de moho.

Una espora que causa infecciones pulmonares en aquellos con un sistema inmunitario débil, estaba en el 25% de las viviendas estudiadas.

En todas las casas no existía un espacio adecuado para secar la ropa.

Las secadoras, una posible solución, no las pueden tener todos por el consumo de energía.

Lo ideal es tener espacios para el secado, con calefacción y ventilación independiente.

El exceso de humedad está relacionado con enfermedades respiratorias e infecciosas.

Qué avance: éxito en trasplante de tráquea sintética

¡Qué inventarán después! El 9 de junio cirujanos suecos implantaron la primera tráquea artificial. Este jueves, el paciente, un hombre joven de 36 años, fue dado de alta para continuar su recuperación en Islandia.

Esa persona tenía un tumo agresivo del tamaño de una bola de golf que bloqueaba sus vías respiratorias y había resistido quimioterapia y radiación. Sin el trasplanta habría muerto, según reporte de la BBC.

Fueron científicos del University College London quienes construyeron la tráquea de nanomaterial poroso, usando escáneres de 3D de alto detalle de la tráquea del paciente para crear una réplica exacta.

Luego la sumergieron en células madre del tuétano tomadas de la nariz del joven para reducir el riesgo de rechazo y la necesidad de drogas inmunosupresoras. Tras crecer por dos días en un biorreactor desarrollado por Harvard Bioscience, los millones de poros de la superficie sintética porosa fueron sembrados con células y luego la tráquea fue enviada a Suecia.

El desarrollo prueba el concepto de que las estructuras sintéticas pueden ser alimentadas con las propias células del paciente, lo que indica que esa clase de pacientes no tendrán que esperar un donante de tráquea, dijo David Green, de Harvard Biosciene en un comunicado.

Foto cortesía.

Estudio contradice exámenes para la próstata

A veces las noticias que llegan sobre la salud desconciertan. Ponen a tambalear paradigmas o, cuando menos, buenos consejos médicos.

Hoy es para los hombres. En un estudio publicado en el British Medical Journal no se encontraron mayores diferencias en la tasa de muerte por cáncer de próstata entre un grupo de individuos al que se les hizo seguimiento y otro al que no.

Para la investigación, se eligieron al azar cerca de 1.500 hombres para ser examinados cada tres años entre 1987 y 1996. Los dos primeros exámenes fueron mediante la palpación rectal y luego por el antígeno específico de próstata.

El reporte concluye tajantemente: “Luego de 20 años de seguimiento, la tasa de muertes por cáncer de próstata no difiere significativamente entre los hombres en el grupo examinado y aquellos en el grupo de control”.

Un método muy utilizado hoy para detectar ese cáncer es el examen del antígeno específico de próstata, mediante extracción de sangre. Sin embargo, según datos en Gran Bretaña citados por la BBC, alrededor del 15 por ciento de los hombres con niveles normales del AEP desarrollarán ese cáncer y dos tercios de aquellos con altos niveles en realidad no tienen cáncer de próstata.

Desconcertante, por decir lo menos.

Para especialistas como Sarah Cant, citada por ese medio, el estudio es pequeño en cantidad de pacientes y no se usó el antígeno en los tres chequeos, que es el método más confiable que se tiene, según sus palabras.

Otro estudio, dijo, reveló que utilizando el AEP se pueden reducir las tasas de mortalidad.

Un inconveniente es se ha visto que muchos hombres deben someterse a un tratamiento innecesario, porque en verdad no tienen nada.

Ante la duda, abstente. En este caos, tocará seguir confiando en los métodos a mano. No hay más.