Los ecosistemas están heridos

Llanuras en Kenya. Foto Good Free Photos

Llanuras en Kenya. Foto Good Free Photos

Aunque no lo notemos, las alarmas de la vida están en ON. El 80% de 94 procesos ecológicos que constituyen las bases de ecosistemas marinos, de agua dulce y terrestres sanos muestran señales de distrés ante el cambio climático.

Es el impacto provocado por el hombre que lo afectará asimismo con más pestes, enfermedades, menos pesquerías y campos agrícolas decrecientes.

Con solo un aumento de 1 °C se sentirán grandes impactos, en palabras de Brett Scheffers, de la Universidad de la Florida, uno de los autores del estudio aparecido en Science.

Ese grado de más ya se ha alcanzado en ocasiones. Si la temperatura aumenta 1,5 °C, meta máxima de las acciones globales contra el calentamiento global, el futuro ecológico será incierto, según David Dudgeon, de la Universidad de Hong Kong, otro de los autores.

Los genes están cambiando, la fisiología de las especies y rasgos como el tamaño corporal están cambiando, las especies se están moviendo para estar en un espacio de clima adecuado y todos estos son signos de ecosistemas bajo presión”, precisó Scheffers.

Los extremos de temperatura están provocando un proceso evolutivo de adaptación, incluyendo tolerancia a la temperatura, cambios en la relación de sexos, menor tamaño corporal y migración, enfatizó John Pandolfi, de la Universidad de Queensland.

En los sistemas marinos las condiciones cambiantes son generalizadas.

Los humanos dependen de ecosistemas saludables para un amplio rango de bienes y servicios, como alimento y agua limpia. Conocer la salud de los ecosistemas es vital para la adaptación a las nuevas circunstancias.

Para James Watson, también de Queensland, los impactos del cambio climático se sienten en todos los ecosistemas, no hay ninguno libre en la Tierra y ya no se puede pensar que es un tema preocupante en el futuro.

Para los investigadores hay que poner un mayor esfuerzo en reducir las emisiones con miras a evitar un incremento mayor de la temperatura.

El mar se tragó 5 islas Salomón

Atolón en las Salomón. Foto Wikipedia commons

Atolón en las Salomón. Foto Wikipedia commons

No es un libro de ciencia ficción, tampoco un video artificioso en internet. No. Es la realidad: 5 islotes de las Salomón han sido devoradas por el aumento en el nivel del mar convirtiéndose en una especie de premonición sobre el futuro para las áreas costeras de todo el planeta.

El aumento del nivel del mar en las Solomon ha sido de 7 milímetros por año durante las dos décadas pasadas: 14 centímetros. Una situación en la que han confluido el calentamiento global y los vientos alisios.

En promedio, el nivel del mar viene subiendo 3 milímetros al año, pero hay regiones donde es mayor. Y serán 7 a fines de siglo en aquellas zonas donde aún es menor el promedio.

Quiere decir que en las Salomón se experimentó ya lo que otras áreas vivirán en unas décadas.

Estas islas se encuentran en Oceanía, en la Melanesia. Son un país insular con más de 990 islas y 610.000 pobladores.

Al mayor nivel del mar contribuye el derretimiento de los glaciares y de los continentes helados, con mayor aporte del Ártico y Groenlandia.

Para expertos, la amenaza no se detendrá. Empeorará si aumenta el calentamiento global, pero aun si se reducen las emisiones de gases de invernadero la temperatura.

En el estudio publicado en Environment Research Letters los investigadores analizaron imágenes entre 1947 y 2014, de 33 islas, así como las historias locales y encontraron que 5 islotes con vegetación desaparecieron, mientras otros 6 evidencian una severa recesión de la línea costera, recesión que ha destruido varias villas desde al menos 1935.

¿Alguna duda?

El agua está quedando atrapada en tierra

Lluvia sobre tierra firme. Cortesía US National Park Service

La Tierra está atrapando agua. Lo que parece algo sin sentido no lo es al considerar un nuevo estudio publicado en Science.

A la vez que se derriten los glaciares y se producen cambios en el clima y el tiempo, en la última década la superficie terrestre absorbió 3.200 millones de agua adicional en sus suelos, bien en lagos o en acuíferos subterráneos.

Esto, según el estudio de científicos de la Nasa publicado en Science, significa una disminución del 20% en el aumento del nivel del mar debido al calentamiento global.

Las ganancias se dieron por todo el planeta, pero sumadas equivaldrían al volumen del lago Hurón, el séptimo lago más grande.

Cada año una gran cantidad de agua se evapora del océano, cae en tierra luego como lluvia o nieve y regresa al océano por las corrientes de agua como ríos. Es el ciclo hidrológico global. Los científicos querían ver si pequeños cambios en ese ciclo producirían alteraciones temporales en la tasa de aumento del nivel del mar.

Ahora saben cuánto lo afecta gracias a los satélites mellizos Grace capaces de cuantificar la tendencia. Los científicos, dada la alta precisión de los dos, pueden medir cambios en el jalón gravitacional derivado del agua moviéndose a lo largo de la superficie.

El análisis cuidadoso de esa información permitió a los investigadores medir el cambio en el almacenamiento de agua en tierra.

¿Increíble, no?

De cómo se desestabilizará la Amazonia

Sequía en tierras dedicadas a la soya en el extremo sudeste de la Amazonia. Foto Chris Linder

Lo que le pasa a la Amazonia le pasa al mundo. Y no es por alardear. Un nuevo estudio concluyó que toda la gran región estará más expuesta a sequías extremas, lo que afectará todo el planeta.

Las sequías extremas implicarán alteraciones en la estructura del bosque, su composición, biomasa y emisiones de carbono.

Hasta hoy la principal fuente de emisiones de dióxido de carbono de la Amazonia provienen de la acción humana, en especial la deforestación, pero en el futuro el cambio climático puede producir una exacerbación de las emisiones por cambios en el medio ambiente amazónico, lo que es más difícil de controlar.

El estudio, que tomó en cuenta 35 modelos del clima sugiere que el cambio climático incrementará la frecuencia y la extensión geográfica de las sequías en la mayor parte de la Amazonia, lo que puede contribuir a la degradación de la selva y por ende a un aumento en las emisiones de CO2 a la atmósfera, acrecentando el calentamiento global.

No es mentira. El año pasado la sequía casi mata de la sed a Sao Paulo, mientras en otros puntos hubo inundaciones severas, como en Rodonia. Porque las lluvias intensas también serán extremas y más frecuentes, explicó Philip Duffy, uno de los autores de este estudio publicado en PNAS.

Es que el efecto no será total en todas las zonas, pero el área que experimentará más sequías se doblara y triplicará hacia 2100 y también aumentarán las lluvias hacia 2040.

En Colombia la Amazonia abarca 483.000 kilómetros cuadrados, 41,3 del territorio nacional y 5,76% del total de la Amazonia, de los cuales cerca de 10% ha sido deforestado, una región cuyo clima incide de manera directa en el clima andino, por lo que un cambio ambiental severo afectaría al resto del país.

Resumen científico de la semana

1. ¡Magia!

Podría ser un buen número para un mago, pero no, se trata de física y la aplicación de conceptos de óptica y metamateriales: científicos crearon un nuevo manto de la invisibilidad, que cubre totalmente un objeto y lo desaparece de la vista, El artículo apareció en Science y dice que por ahora solo se experimentó en el nivel microscópico pero que los principios desarrollados también podrían aplicarse al mundo macro. ¡Desapareció! En la imafen un concepto del neuvo desarrollo, cortesía del Laboratorio de Berkeley/Ziang Zhang

2. Un mar inerte

Un nuevo reporte de WWF reveló que las poblaciones de vertebrados marinos en los océanos del planeta se ha reducido 49% entre 1970 y 2012, con algunas especies de peces reducidas hasta en un 75%. Además reportó un declive en manglares, arrecifes coralinos y pastos marinos, una situación seria para el futuro del planeta y de quienes viven del mar, cientos de millones de personas.

3. Morir en la ciudad

En un provocativo estudio publicado en Proceedings of the Royal Society B, investigadores encontraron que una ave habitante de la ciudad, un gorrión, tiene sus telómeros más cortos por la exposición al ruido. Esas estructuras, que cubren las puntas de los cromosomas están ligadas a la expectativa de vida. Los gorriones que viven en otros ambientes no tienen ese problema reveló la investigación. Las ciudades afectan la naturaleza.

4. Si Humboldt viviera

En 1802 Alexander von Humboldt en su expedición al Chimborazo en Ecuador dibujó la distribución de especies sobre las laderas del célebre monte. Investigadores visitaron la zona y analizando lo descrito por el sabio alemán encontraron que muchas de esas especies vegetales han subido 400 o 500 metros debido al calentamiento global. Un estudio de valor no solo histórico sino climático. Fue publicado en Proceedingas of the National Adademy of Sciences.

5. Lávese como sea, pero lávese

Se desviven por limpiarse las manos con antibacterial, pero un momento: una investigación en el Journal of Antimicrobial Chemotherapy no encontró diferencias significativas entre el aseo logrado con esa clase de jabones y uno común usados bajo condiciones seguras. Se evaluó una lavada de manos durante 20 segundos y una temperatura tibia de 40°C.

6. Dino colombiano

En el Journal of Vertebrate Paleontology se reportó el hallazgo del primer dinosaurio colombiano confirmado, que vivió hace 130 millones de años en lo que hoy es Villa de Leyva, que entonces pudo ser una isla. Se trata de un braquiosaurio saurópodo herbívoro de cuello largo que medía hasta 18 metros y pesaba 10 toneladas. Fue bautizado como Padillasaurus leivaensis.

7. La Luna se relaja

Un estudio publicado en Geology reveló que la Luna es masajeada suavemente por la Tierra, lo que explica que las fallas surgidas en distintos sitios del satélite natural tengan la misma orientación, fallas nacidas el encogimiento de la Luna en el proceso de enfriamiento. Si no fuera por la influencia de la Tierra, esas hendiduras no tendrían una orientación homogénea según los investigadores.

8. Sí, sí mata

El material particulado del tamaño de 2,5 micrómetros sí puede provocar la muerte por fallas cardiovasculares reportó un estudio en Environmental Health Perspectives. El material también causa muerte por infecciones respiratorias. Ingresa al cuerpo y se aloja en los pulmones, donde genera diversa clase de inconvenientes, comenzando porque puede portar químicos que afectan la salud.

9. Y el hielo se esfumó

Un nuevo reporte de la Nasa reveló que la extensión de hielo en el Ártico durante el verano fue la cuarta más pequeña desde hace 35 años que se llevan registros meticulosos, lo que indica que cada vez pierde más hielo. El mínimo alcanzó 1,81 millones de kilómetros cuadrados, menos que el promedio del 80 al 10. Este año, además, no hubo factores extras que redujeran la cantidad de hielo. Para preocuparse.

10. Con ganas de mar

Bajo la superficie congelada de la luna Encelado de Saturno yace un océano que rodea todo el satélite, reveló un estudio publicado en Icarus con base en datos aportados por la sonda Cassini. En ese cuerpo hace años se conocen unos géiseres. Se precisó que por ellos sale el agua y el vapor de agua expulsados desde ese mar interior.

Resumen científico de la semana

1. Una serpiente con zapatos

No siempre las serpientes se arrastraron. Un estudio en BMC Evolutionary Biology reveló que el ancestro era un animal nocturno, que cazaba furtivamente y que tenía tobillos y dedos en sus patas. El estudio se basó en el análisis de 73 especies de serpientes y lagartos y sugiere que estos reptiles evolucionaron en tierra y no en el mar. Posiblemente se originaron en los cálidos ecosistemas boscosos del hemisferio sur hace cerca de 18 millones de años. El dibujo es de Julius Csotonyi

2. Así morirá el Sol

Astrónomos lograron la mejor fotografía de la nebulosa de la Medusa, también conocida como Abell 21. La estrella en el centro, a punto de terminar su ciclo vital, expulsó las capas externas al espacio. La nebulosa se expande unos 4 años luz y se halla a unos 1.500 años luz. Tras esa fase, el gas se irá disipando y la estrella permanecerá como una enana. Eso le sucederá al Sol en unos pocos miles de millones de años. Los planetas en la cercanía son engullidos en el proceso. La imagen usando el VLT fue mostrada esta semana. Foto ESO.

3. Hay que salvarlos

Un grupo de más de 100 científicos, políticos y ciudadanos revelaron el plan para tratar de salvar de la extinción los gibones de Hainan (Nomascus hainanus), de los cuales solo quedan 25 individuos en menos de 20 kilómetros cuadrados en la selva de la isla china Hainan, siendo uno de los animales más escasos del planeta. Esos individuos conforman 3 grupos, que han quedado reducidos al mínimo por las actividades humanas. Su rescate es la principal prioridad en conservación de mamíferos. La información la proporcionó la Zoological Society of London.

4. Infecciones disminuyen el CE

Una infección no solo afecta su salud y de acuerdo con el tipo puede amenazar hasta su vida, pero esa no es toda la historia. Un estudio danés publicado en Plos One parece demostrar que las infecciones disminuyen la capacidad mental de la persona. En personas con infección se comprobó una disminución del coeficiente intelectual. Y a mayor número de infecciones o cercanía en el tiempo de una con otra, mayor el efecto. Se explicaría porque una infección puede afectar el cerebro directamente y mediante inflamación periférica, lo que afecta la capacidad mental.

5. Un misterioso fabricante

Científicos publicaron en Nature el hallazgo de herramientas de piedra en el noroeste de Kenya, que datan de hace 3,3 millones de años, cuando se creía que en esa época los homíninos existentes no tendrían esa capacidad. No se sabe quiénes las fabricaron, aunque en la región, de la misma época, se han encontrado restos del K. platyops, un homínino. Las herramientas más antiguas que se habían hallado hasta ahora eran de hace cerca de 2,6 millones de años.

6. Rostizados

Un informe de la National Oceanographic and Atmospheric Administration (NOAA) de Estados Unidos reveló que el período enero-abril de este año ha sido el más caliente de la historia de 135 años de registros, para un cuatrimestre similar. Mientras, abril solo fue el cuarto abril más caliente de esos registros, datos que confirman la tendencia creciente al calentamiento global: casi todos los años más calientes han sido los de este siglo.

7. En el acto

Científicos usaron el telescopio espacial Kepler para fotografiar tres tipos de explosiones de supernovas 1a en sus etapas iniciales de ignición, luego a las 3 semanas, hasta que decayeron meses después, encontrando que cada una tiene su propio patrón, aunque el resultado sea el mismo, algo que desafía teorías sobre el tema. En su pico máximo de brillo, las supernovas brillan más que todas las estrellas de la galaxia y han sido por eso usadas para medir distancias. El estudio apareció en Nature.

8. Maternidad y obesidad

Si la madre es obesa, el bebé tendrá problemas de salud durante su vida. Y no tarde, sino de niño. La obesidad ha sido ligada a problemas del corazón, cáncer e hipertensión, entre otros,y en mujeres en embarazo aumenta riesgos. No se había precisado bien cuándo podría afectarse el hijo. El bebé tendrá problemas inmunitarios, de acuerdo con el estudio publicado en Pediatric Allergy and Inmunology.

9. La araña no necesita lentes

Las arañas saltadoras es la familia más grande de arañas y se caracterizan por su excelente visión para un tamaño de menos de 1 centímetro. Un estudio en Current Biology reveló que ven en tres canales de colores. Las arañas tienen cuatro pares de ojos que recogen los distintos aspectos de los alrededores. El nuevo estudio muestra que sus ojos principales ven en rojo, verde y ultravioleta, siendo un ejemplo de convergencia evolutiva.

10. El papel electrónico

Hay teléfonos inteligentes, tabletas y hasta lentes, pero todos duros. Nada flexible. Bueno… científicos presentaron en ACS Applied Materials & Interfaces el primer papel transparente y flexible emisor de luz con el uso de elementos amigables con el ambiente mediante un método simple. Es un papel fabricado de nanocelulosa a partir de polvo de madera en infusión con cristales de zinc y selenio. Se enrolla y desenrolla sin quebrarse.

Las 10 noticias científicas de la semana

Imagen de la forma de vida más pequeña. UCBerkeley

1. Superultrapequeñita

No puede haber vida más pequeña. En un avance casi increíble científicos de la Universidad de California en Berkeley lograron las primeras imágenes detalladas de las llamadas bacterias ultrapequeñas, tan pequeñas como es posible para que tengan vida. Las células tienen un volumen de 0,009 micrones cúbicos (un micrón es la millonésima parte de un metro). Cerca de 150 de estas bacterias cabrían dentro de una célula de la bacteria E. coli y cerca de 150.000 cabrían en la punta de un cabello humano. Es la célula más pequeña en la que puede haber vida. El logro fue publicado en Nature Communications.

2. Abono gratis para la amazonia

El año pasado una nube de polvo procedente del Sahara, se explicó luego, cubrió el Valle de Aburrá. Un estudio aparecido en Geophysical Research Letters, siguió el rastro de ese polvo, mediante imágenes satelitales. De tiempo atrás se ha sabido que ese polvo ayuda a fertilizar la Amazonia. ¿Pero cómo lo hace? Los científicos estimaron que cada año llegan unas 22.000 toneladas de fósforo desde esa región africana.

3. Este sí es un monstruo

Científicos reportaron en Nature el hallazgo del cuásar más brillante del universo antiguo, alimentado por el agujero negro más masivo conocido de esa época, unos 900 millones de años tras el Big Bang. El agujero negro tiene una masa de 12.000 millones de soles, una luminosidad como la de 420 billones de soles, a 12.800 años luz. Un monstruo inimaginable.

4. La manzana perfecta

No fue un logro anunciado esta semana, pero se supo que el Departamento de Agricultura de Estados Unidos aprobó una nueva clase de manzana modificada genéticamente: una que cuando se expone al aire no se vuelve café sino que conserva su color. Es el paso previo a la aprobación por la FDA. Y luego a comercializarla. El color café que adquiere la manzana una vez partida se produce cuando el oxígeno reacciona con una enzima de la fruta, polifenol oxidasa.

5. Efectos secundarios

También se defienden. Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences encontró que bacterias, ante la presencia de antibióticos, crean un biofilme, acumulación de bacterias, una consecuencia indeseable al activar la presencia de bacterias peligrosas para la salud. Por hacer bonito… se hace feo.

6. Para asirte mejor

Tres austriacos recibieron una prótesis que les permitió recuperar su mano, afectada por un desgarro del plexo braquial, una reconstrucción biónica con la que lograron mayor movimiento, flexibilidad y funcionalidad de los dedos. La técnica puede ser desarrollada en cualquier hospital con los recursos técnicos dijeron los investigadores que publicaron el avance en The Lancet.

7. Perfecto, niños de tres padres

Le llegó el turno y la Cámara de los Comunes votó a favor de las técnicas de remplazo mitocondrial que permitirá que nazcan niños de tres padres al remplazarse la mitocondria con defectos del óvulo de la madre por la de otra mujer sana. Un tema que suscita controversias. Una esperanza para niños que de otra forma nacerían con serios defectos.

8. La culpa es del Higgs

En el universo hay más partículas que antipartículas, un enigma que ha sido el coco de los teóricos. Los planetas y las estrellas están hechos de partículas o materia y no de antipartículas y antimateria. ¿Por qué? Físicos en Physical Review Letters vienen con una nueva hipótesis: el responsable es el Higgs, el campo de Higgs y la forma como se relaciona con la partícula de Higgs encontrada recientemente. Ese campo pudo hacer las masas de partículas y antipartículas desiguales por un tiempo.

9. Gases de invernadero en acción

Científicos observaron por primera vez el incremento en el efecto de un gas de invernadero sobre la superficie de la Tierra. Midieron la capacidad incrementada del dióxido de carbono (CO2) de absorber la radiación termal emitida desde la superficie terrestre en dos ciudades norteamericanas, una tendencia al alza debido al aumento en las emisiones de gases de efecto invernadero según explicaron. El estudio apareció en Nature.

10. Enfriamiento pasajero

Desde comienzos de siglo se nota una disminución en el ritmo del calentamiento global pese a la mayor emisión de gases de invernadero. La situación es pasajera según estudio publicado en Science, que atribuye el hecho a oscilaciones en el Pacífico y el Atlántico. Tras un lapso que podría ser de unas décadas volverá a subir la temperatura debido al cambio que los gases producen en la atmósfera. Esa ralentización ha mantenido inquietos a los científicos que trabajan los temas climáticos.

Se acelera el aumento en el nivel del mar

Erosión costera en Turbo. Foto Henry Agudelo

El mar está subiendo. El nivel aumenta de manera acelerada. Ha ocurrido de 1990 a la fecha a un paso dos veces mayor a lo que sucedía antes. Eso indica una investigación publicada en Nature.

Mientras estudios previos sostenían que en el siglo XX el aumento del nivel del mar tuvo un ritmo anual de 1,5 a 1,8 milímetros, pero el nuevo estudio dice que fue de 1,2.

En los últimos 20 años fue de 3 milímetros año.

El derretimiento de los casquetes y áreas congeladas del planeta así como la expansión térmica de los océanos atizados por el calentamiento global son causa directa.

Los estimativos nuevos se basan en un modelo desarrollado por los investigadores, que toma en cuenta un conjunto global de observaciones, considerando además cómo están contribuyendo las distintas capas de hielo al aumento.

Lo hallado fue una sorpresa, pues esperaban un aumento similar al que decían los estudios previos, de 1,5 a 1,8 milímetros año.

El aumento del nivel del mar incide en la potencia de las tormentas, de las mareas y por ende en la erosión costera, notable en distintas áreas del planeta y, en Colombia, muy sentida sobre la costa norte en sectores de Antioquia, Córdoba, Sucre, Atlántico, Magdalena, Bolívar y La Guajira.

Las 10 noticias científicas de la semana (12-17)

1. Tomate uno grande

El típico tomate rojo actual es cien veces más grande que su ancestro salvaje, que originalmente surgió en Los Andes de Suramérica revela un estudio aparecido en Nature Genetics. Para esa concusión se secuenciaron 360 variedades de tomate con lo que se pudo rastrear el, origen de la apetitosa fruta. El estudio mostró que la masa del tomate, por la cual es seleccionado, surgió en dos procesos, del pequeño tomate salvaje al tomate cherry y luego a la gran fruta actual. Cerca del 14% de su genoma ha sido seleccionado en durante esas dos fases. Entre las últimas modificaciones figura la integración de genes para la resistencia a enfermedades.

2. Una de las primeras galaxias

En los orígenes de todo. Gracias al telescopio espacial Hubble y el poder de aumento brindado por el cúmulo de galaxias Abell 2744, astrónomos lograron medir la distancia a un objeto que se formó al comienzo del universo. Sí, una galaxia a más de 13.000 millones de años. Es una de las galaxias más lejanas, tenues y pequeñas jamás observadas, lo que muestra la capacidad de detección lograda. El estudio apareció en The Astrophysical Journal.

3. La gran inundación

Científicos del Instituto Nies Bohr calcularon qué podría suceder en el peor escenario de cambio climático en cuanto a la elevación del nivel del mar. Encontraron según sus cálculos que subiría 1,8 metros, pero esa es apenas el 5% de las probabilidades. El más probable aumento sería 80 centímetros. Y un aumento de 2 metros parece improbable. La investigación apareció en Enviromental Research Letters. En cualquier escenario muchas ciudades e infraestructura en zonas costeras resultarían afectadas.

4. Las grandes avenidas matan el corazón

Vivir cerca de grandes vías puede aumentar en las mujeres el riesgo de muerte cardíaca súbita. Residir a menos de 50 metros de esas grandes vías aumenta el riesgo 38%, comparado con quienes vive a 500 metros. Cada 100 metros de cercanía el riesgo aumenta 6%. Para los autores del estudio publicado en Circulation es claro que los riesgos medioambientales están subestimados.

5. Era un canguro perezoso

Hace 30.000 años en Australia hubo un canguro particular, de la familia sthenurine, que tenía una diferencia marcada con los actuales: no saltaba, caminaba. Así era este animal con cara de conejo según un estudio publicado en Plos One. No saltaban porque su anatomía no les daba debido a su peso de unas 550 libras. Los canguros de hoy se mueven a toda velocidad y necesitan sus cinco extremidades para frenar: patas y cola.

6. Otro océano escondido

Análisis de imágenes de la nave Cassini que orbita Saturno y su sistema lunar, reveló que la pequeña luna Mimas tiene un núcleo con forma de balón de fútbol americano o posee en su interior un océano de agua líquida. Algo no funciona en Mimas, dijeron los investigadores, por lo que optan por una de aquellas dos posibilidades para que la información cuadre. El estudio apareció en Science.

7. Bebidas que enferman

Las bebidas gaseosas azucaradas, más allá de su contribución a la obesidad, promueven la aparición de enfermedades sugiere un estudio de la Universidad de California en San Francisco. Los telómeros de las células blancas eran más cortos en quienes consumían las bebidas, según el artículo en American Journal of Public Health. El acortamiento de los telómeros (envolturas al final de los cromosomas) está relacionado con el envejecimiento y la aparición de enfermedades.

8. Hielo contra el calor

¿Se derretiría el hielo cerca del Sol? No. Aunque ya se conocía que en los cráteres del polo norte de Mercurio había hielo, la nave Messenger lo fotografió junto con otros volátiles congelados. Esos cráteres permanecen en la sombra. Mercurio es el planeta más cercano a Sol. Los depósitos habían sido revelados por imágenes de radar tomadas desde la Tierra. El hielo en ciertas zonas está cubierto por una capa de compuestos ricos en orgánicos. El artículo fue publicado en Geology.

9. Aprender a punta de mielina

Para aprender cómo mover una rueda con espacios estructura más amplia, los ratones deben producir nueva mielina, esa capa grasosa que aísla los axones de las neuronas según un estudio en Science. La mielina es producida por las células gliales no neuronales, los oligodendrocitos, sugiriendo que las neuronas no son las únicas células importantes cuando se trata de aprender. Un cambio en el paradigma de cómo creemos que cambia el cerebro para adquirir información.

10. Una verdad gaseosa

El crecimiento en el gas natural debido a las nuevas técnicas de extracción (fracking) y por ende a un mayor uso no tendrá efectos positivos en la reducción del cambio climático. Es sugiere un nuevo estudio publicado en Nature. El uso del gas no reducirá los gases de efecto invernadero responsables del calentamiento global, pese a que estudios anteriores sugerían que ayudaría. Las emisiones de metano por el gas superarían las de dióxido de carbono del carbón.

El gran misterio climático

Cortesía JPL/Nasa

Es un misterio sin respuesta aceptada aún. Uno de los debates actuales sobre el calentamiento global no es si el planeta seguirá calentándose o si la vida sufrirá por ello ni qué grandes cambios en los patrones climáticos se esperan. No.

Hay un tema que intriga: ¿a dónde se está yendo el calor?

Sí, así como lo lee. Es que a pesar de que las emisiones de gases de invernadero no han dejado de aumentar de manera alarmante, la temperatura del planeta no ha venido subiendo al ritmo que traía. Se ha ralentizado. ¿Por qué?

Algunos estudios sugerían que el calor estaba siendo almacenado por los océanos, pero ayer la Nasa reveló que las aguas profundas no se han calentado significativamente desde 2005.

Al analizar datos satelitales de 2005 a 2013 se encontró que las profundidades abisales, a más de 1.945 metros, no se han calentado. Y pese a todo esto el nivel del mar sigue subiendo, reveló Josh Willis, coautor, del Jet Propulsion Laboratory de la Nasa.

Se acumulan más y más gases, pero la temperatura del aire no sube al mismo ritmo. La temperatura del océano encima de los 1.900 metros aún viene subiendo pero no tan rápido.

Hace menos de dos meses un estudio sugería que el mar sí estaba absorbiendo el calor. Los satélites dicen que no.

Un misterio no resuelto. ¿Qué será?

12