2013: mis 10 noticias científicas del año

1. Juntos y revueltos con Neandertales y Denisovanos

A veces los pies hablan. Y los dedos también. El genoma obtenido a partir de un hueso de una mujer Neandertal reveló que sus padres eran parientes cercanos y que esa mezcla fue común en aquellos tiempos.

En un estudio publicado en Nature se informó que ese genoma permitió ver que no solo se apareaban entre sí, sino también con otros grupos de homíninos de entonces y con los ancestros de los humanos.

El hueso del dedo fue hallado en la caverna Denisova en Siberia, donde las condiciones permitieron la conservación del ADN al mantener unos 0° C todo el año.

En esa caverna se han hallado otros huesos que pertenecen a un nuevo grupo, los denisovanos. Este no lo era. La mezcla perfecta.

2. Kepler: el cazaplanetas en problemas

En mayo, el más exitoso cazaplanetas, el telescopio espacial Kepler, perdió la segunda de las ruedas de reacción del giroscopio, vital para realizar su misión de alta exactitud. Requiere tres para funcionar y detectar con suma precisión la débil señal de planetas pasando delante de sus estrellas en una pequeña región del espacio entre la Lira y el Cisne, a donde se ha enfocado su trabajo.

Meses después la Nasa informó que no se pudo recuperar su funcionamiento y el telescopio será destinado a la observación de galaxias, estrellas, supernovas y cúmulos estelares, para lo cual no necesita tanta precisión.

Durante su misión ha detectado más de 3.200 candidatos a planetas y 199 planetas extrasolares confirmados. Una sensible pérdida.

3. El meteorito que asustó al mundo

Desde 1908 cuando un enorme meteorito explotó en Tunguska, remota región de Siberia, no se había vivido una situación así: el 15 de febrero una roca que tenía 12.000 toneladas métricas cuando ingresó a la atmósfera y fue disminuyendo de tamaño explotó sobre la ciudad rusa de Chelyabinski, generando grandes destrozos aunque no pérdida de vidas.

La explosión fue el equivalente a 30 bombas de Hiroshima, unos 530 kilotones de TNT energía equivalente. El asteroide viajaba a unos 54.00 kilómetros por hora.

Fue tal la onda explosiva que le dio la vuelta al mundo confirmaron semanas después sensores instalados en diferentes regiones.

Astrónomos de la Universidad de Antioquia fueron los primeros en trazar el origen del enorme meteorito.

4. Sí, los neutrinos se pueden agarrar de la cola

Luego de 25 años de haberse sugerido que bajo el hielo se podrían capturar, el IceCube, un detector de neutrinos bajo el hielo de la Antártida reportó la observación de 28 eventos de partículas de alta energía que constituyen la primera evidencia sólida de neutrinos provenientes de aceleradores cósmicos mucho más allá de nuestro Sistema Solar, con energías más de 1 millón de veces la observada durante la explosión de supernova en la Gran Nube de Magallanes (galaxia vecina) en 1987.

Estas partículas rara vez interactúan con la materia. De masa casi inexistente, pueden entregar información sobre el funcionamiento de los fenómenos más energéticos y más alejados del universo.

Cada segundo, miles de millones de neutrinos pasan por cada centímetro cuadrado de la Tierra, pero en su inmensa mayoría provienen del Sol o de la atmósfera terrestre.

5. Clonación pero ya para qué

Luego de una década de intentos fallidos, incluso de haber propiciado uno de los fraudes científicos más sonados, el del coreano Woo Suk Hwang que dijo lo había logrado comprobándose luego que todo era falso, este año se logró la obtención de células madre a partir de embriones humanos clonados.

Los científicos de Oregon Health and Science University siguieron el mismo procedimiento usado para clonar la oveja Dolly, pero el logro no causó tanto furor pese a lo que mucho se intentó en su momento.

¿La razón? Porque igual resultado se puede obtener a partir de células madre pluripotentes inducidas reprogramadas a partir de células humanas adultas, lo que se logró hace ya varios años.

6. El año del simpático olinguito

En agosto se anunció el descubrimiento del olinguito (Bassaricyon neblina), primer carnívoro hallado en el continente americano en 35 años, reportado en Zookeys. Habitante en unas pocas regiones colombianas y ecuatorianas, como Antioquia era considerado otra especie.

Los científicos dicen que pertenece a la familia de los Proyonidae, los mapaches y parece el cruce de un gato con un oso de peluche según los científicos, teniendo una cara muy simpática. Pese alrededor de un kilo, sus ojos son enormes y su pelaje oscuro.

Su hábitat está en los bosques entre los 1.500 y 2.700 metros de altura, cada vez más reducido por la presión humana. Vive en los árboles, de los cuales rara vez baja.

Su hallazgo se produjo por azar, cuando los investigadores realizaban un estudio sobre cuántas especies de olingos había.

Su hallazgo recuerda cuánto nos falta por descubrir en nuestras propias narices.

7. A donde van a morir los cometas

En un rincón del espacio cercano, entre las órbitas de Marte y Júpiter donde está el cinturón de asteroides, astrónomos de la Universidad de Antioquia reportaron la presencia de cometas muertos o dormidos. Serían al menos 85.000 según los cálculos del profesor Ignacio Ferrín.

En esa región del espacio residen al menos 500.000 cuerpos de un metro a 987 kilómetros de longitud que es el tamaño del planeta menor Ceres.

Algunos de esos cometas están reviviendo, por lo que los denominaron Lázaro, mientras los demás ya agotaron el agua. Los que reviven es debido a la energía que en un momento han recibido del Sol, cuando más se acercan a él.

El cementerio tiene millones de años, reportaron los profesores Ferrín, Jorge Zuluaga y Pablo Cuartas.

8. Los genes son de la humanidad

Aunque fue una decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos, puede tener incidencia en muchas otras regiones del planeta: los genes no son patentables.

Se resolvió así una larga querella con la firma Myriad, que durante años usó una patente para algunas mutaciones, como las BRCA que aumentan el riesgo de cánceres de seno, útero y próstata y para los cuales tenía exclusividad con un test para que una persona pudiera conocer si las poseía.

La decisión comenzó pronto a tener repercusiones, pues incluso una corte federal falló que otra firma, Sequenom no podía mantener el derecho sobre exámenes para determinar algunas condiciones fetales.

Tras el fallo, otras firmas lanzaron sus pruebas sobre las mutaciones BRCA.

9. Si, los humanos somos responsables

El Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático presentó la primera parte del quinto reporte (que realiza cada 7 años), relacionada con las evidencias científicas. Aunque los datos no muestran una disminución en la tendencia al calentamiento y a la variación del clima en todo el planeta, por primera vez reportó que el cambio climático sí es antropogénico.

La concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera se incrementó de manera sostenida desde la revolución industrial. En mayo de este año, la concentración de dióxido de carbono (CO2) alcanzó niveles no vistos hace al menos 700.00 años: 400 partes por millón, aunque luego, por condiciones estacionales bajó 2 puntos.

La situación, dijo el Panel, se agravó desde 1950 con cambios en océanos, atmósfera, glaciares no vistos antes.

10. Nadie sabe dónde anda

Por fin este año, luego de 36 años de viajar por el espacio, La Nasa confirmó que la nave Voyager 1 salió del Sistema Solar, siendo el primer artefacto humano en llegar tan lejos.

Su gemela, la sonda Voyager 2 también se aleja, pero aún le falta por dejar su casa.

Ha viajado más de 19.000 millones de kilómetros y aún le queda batería por unos años para comunicarse con la Tierra, al menos hasta 2020.

En la ruta que lleva en 40.000 años pasaría a 1,6 años luz de una de las estrellas en la constelación Camelopardalis, AC+79 3888. La nave recorre cada año unos 500 millones de kilómetros.

La nave está destinada a vagar errante por la Vía Láctea e igual suerte correrá la Voyager 2, que se dirige hacia Ross 248, de la que estará a 1,7 años luz en 296.000 años.

Ciencia movida: Mis 10 noticias científicas de la semana (18-23)

1. El intestino tiene clave frente al cáncer

Una población de microorganismos que obtienen su comida y otros beneficios de otros organismos que viven en el intestino se requiere para una buena respuesta a la terapia contra el cáncer, según un estudio hecho con ratones por científicos del Instituto Nacional del Cáncer en Estados Unidos. Se encontró que ratones libres de gérmenes o tratados con antibióticos para eliminar las bacterias intestinales se afectaban en su capacidad de responder a la inmunoterapia que disminuye el crecimiento del cáncer y prolonga la supervivencia. Además, se reducía la capacidad de responder a drogas de quimioterapia como oxaliplatino y cisplatino. Los hallazgos fueron presentados en Science y comienzan a preguntarse si será igual en humanos.

2. La explosión más potente jamás registrada

Si hubiera sucedido cerca, la Tierra se hubiera achicharrado y ya seríamos materia muerta. Sí. En abril se detectó una poderosa explosión de rayos gamma, las más fuertes del universo. Análisis presentados esta semana indican que nunca se había visto una así. Ocurrió a 3.700 millones de años luz, o sea se produjo en ese momento pero su luz solo llegó ahora. Fue producida por una estrella que colapsó, 20 a 30 veces más masiva que el Sol metida en un tamaño solo dos veces más grande que nuestra estrella. Aunque se han detectado centenares de explosiones gamma, nunca ‘tan cerca’, por lo que se pudo registrar toda su intensidad. Además ha sido la de mayor duración. Los análisis indican que habrá que reescribir las teorías sobre esta clase de eventos cósmicos.

3. Al fin se les vio la cara

Cada segundo miles de millones de neutrinos atraviesan cada centímetro cuadrado de la Tierra, pero son tan esquivos que rara vez interactúan con la materia. Pues bien, el detector de neutrinos conocido como IceCube, una estructura enterrada en la Antártida, detectó 28 neutrinos de origen astrofísico en aceleradores cósmicos. Esas partículas pueden tener información sobre los fenómenos más energéticos y lejanos del universo como supernovas, agujeros negros, púlsares, núcleos galácticos activos y otros. La mayoría se origina en el Sol o en la atmósfera terrestre, por lo que el IceCube fue concebido para detectar los que provienen de otras regiones del espacio. Los observados tenían una energía de más de un millón de veces aquellos detectados tras la supernova de 1987 en la Gran Nube de Magallanes.

4. Este virus se especializó en crear cáncer

Tras años de estudio, Maura Gillison tuvo resultados concluyentes: No queda duda que personas portadoras del virus del papiloma humano en sus bocas o garganta son 15 veces más proclives a desarrollar cánceres de cabeza o cuello y sobre eso volvió un artículo aparecido en Nature. No solo los provocan sino que esa incidencia viene al alza de manera silenciosa. El hallazgo pone de manifiesto de paso el riesgo que podría tener el sexo oral. Ahora investigan si también causa otros tipos de cáncer.

5. El viaje fue hace 24.000 años

El estudio del ADN de un esqueleto de un joven que se cree vivió hace 24.000 años sugiere que 30% de los americanos modernos provino de este banco genético de personas que habitaban Siberia de acuerdo con un estudio publicado en Nature. Los primeros habitantes del continente habrían estado en aquella época en Beringia e ingresaron a Alaska, lo que además sitúa 10.000 años antes el poblamiento de América, que usualmente se ha situado alrededor de hace 14.000 años.

6. Nos dejaron los virus

Se fueron pero nos los dejaron: virus antiquísimos de los Neandertales han sido hallados en el ADN de los humanos modernos reveló un estudio publicado en Current Biology. Los investigadores compararon información genética de fósiles de Neandertales y otro grupo arcaico, los denisovanos y hallaron evidencias de que virus que estos portaban se encuentran en el genoma humano, habiéndose originado hace más de 500.000 años. El vínculo podría conducir a estudiar posibles relaciones entre los virus del pasado y enfermedades como el cáncer y VIH.

7. Le quitaron el manto de la invisibilidad

De los dos grandes tipos de VIH, solo el 1 causa sida en personas infectadas que no reciben tratamiento. Un estudio publicado en el journal Inmunity reveló cómo el VIH-1 escapa a la detección al hacerse invisible al sistema inmunitario de las personas, mientras el VIH-2 genera una respuesta inmunitaria. El entendimiento de cómo funciona ese manto de la invisibilidad del VIH-1 podría derivar en el desarrollo de vacunas efectivas. El virus usa una de sus proteínas para activar su ‘invisibilidad’. Los investigadores mostraron además cómo modificar el virus para que sea reconocido y genera una respuesta efectiva del sistema inmunitario.

8. Con frío funciona mejor

Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences reveló que los ratones en ambientes fríos combaten mejor el cáncer que en ambientes más cálidos. En un laboratorio con condiciones entre 30-31 grados no fueron tan efectivos para combatir el cáncer, pero en temperaturas entre 20 y 26 grados mostraron menor formación del tumor y menos metástasis. ¿Qué quiere decir eso? Todavía poco, pero podría ser un nuevo filón para investigaciones en humanos.

9. Dos genes bien fértiles

Solo dos genes en el cromosoma Y permiten que los machos sean fértiles. En un estudio con ratones publicado en Science se encontró que ratones sin el cromosoma Y pero portando los genes Sry y Eif2s3y de ese cromosoma podían producir espermátidos (célula haploide masculina que resulta de la división de los espermatocidos secundarios) introducidos en los óvulos de la hembra mediante inyección, producían embriones que podían ser trasplantados en los oviductos de las hembras para producir descendientes vivos.

10. Los minirriñones

Los minirriñones anunciados esta semana se unieron al grupo de órganos funcionales progenitores cuando científicos españoles y norteamericanos describieron la diferenciación de células madre humanas en células tipo progenitoras renales. El artículo apareció en Nature Cell Biology. Antes otros grupos habían descrito organoides cerebrales y estructuras hepáticas utilizando células madre. De a poco se arma el cuerpo.

Con orina se fabrican dientes naturales

Si la falta de un diente arruina su sonrisa, recuerde su orina. Sí, científicos chinos dijeron haber producido dientes a partir de células madre de la orina humana, implantándolos en el riñón de ratones. Sí, así fue.

Duanqing Pei, de la Academia China de Ciencias en Guangzhou y colegas tomaron células madre de la orina, las mezclaron con células de tejido conectivo de ratón y lo cultivaron por dos días antes de implantarlo en la capa exterior de un riñón del roedor. Allí se transformaron en tejido dental epitelial, que se convierte en el esmalte, mientras el resto se formó a partir de las células del ratón.

Pei dijo que el método para crear dientes con solo células humanas “puede ser diseñado con facilidad”.

Para Mark Bartold, de la Universidad de Adelaida en Australia, el trabajo es promisorio, pero darle forma al diente será un problema. “No se necesita ser genio para saber las diferencias entre un incisivo y un molar”.

Eso, agregó, será problemático porque aún no se entiende qué participa en su desarrollo.

Pei está de acuerdo pero dice que tener un remplazo natural en el sitio correcto en la boca puede ser benéfico. El diente que crearon, dijo, es más suave que uno real, pero pudo deberse a que no se ha perfeccionado la técnica. “No teníamos los estímulos físico de una boca”.

Aunque para Bartdold, citado por New Scientist, hoy hay muy buenos implantes dentales de titanio, el trabajo es útil para entender el desarrollo de los dientes, que podría ayudar en el área de la medicina regenerativa.

“El diente, créase o no, ha sido usado por décadas como una herramienta magnífica para entender la biología del desarrollo”.

¿Por qué la orina? Es el mejor medio, según Pei.

El artículo aparecerá en Cell Regeneration.

Mis 10 noticias de ciencia de la semana (30-6)

Radiotelescopio Parkes

1. Llegó una extraña señal de ‘más allá’

Una serie de estallidos con una energía de entre 100.000 millones y 10 billones de veces la energía que emite el Sol en un segundo fue captada por el radiotelescopio Parkes en Australia, siendo todo un msiterio para astrofísicos y astrónomos que solo atinan a rascarse la cabeza. ¿Qué fue eso? Fueron cuatro señales de ultracorta duración. Se pudo deducir que no provino de la galaxia, sino de un sitio a una distancia de 5.500 a 10.000 millones de años luz. Para Dan Thornton, de la Universidad de Manchester y descubridor de las señales, pudo deberse a gigantescos destellos de un magnetar (un residuo estelar altamente magnetizado). Pero es solo una conjetura. No se sabe qué fue eso. Lo que sí se descarta es que haya sido un bostezo de E.T. El estudio fue publicado en Science.

2. Manda flores a su tumba

Un estudio en Proceedings of the National Academy of Sciences reveló que hace 14.000 años en las laderas del monte Carmelo en Israel hubo un pueblo que tenía una extraña costumbre: enterrar sus muertos con flores, siendo el primero en hacerlo según lo que se conoce hasta ahora. Era una zona ocupada por los natufienses, ancestros de los primeros agricultores. Las evidencias halladas en varias tumbas parece concluyente.

3. Dos lunas emergen del infierno

La Unión Astronómica Internacional reveló el nombre de las dos últimas lunas halladas alrededor del planeta enano Plutón. Se trata de Cerbero, el can que cuidaba el infierno, y Estigia, el río que separaba el mundo de los vivos y los muertos. Las pequeñas lunas habían sido halladas en 2011 y 2012 utilizando imágenes del telescopio Hubble. Plutón tiene hasta ahora 5 satélites.

4. De tanto convivir hubo un cambio

Tanto ha convivido la bacteria del cólera con habitantes de Bangladesh que alteró su genoma, afectando genes que combaten ahora de manera más eficaz esa enfermedad que en algunos casos resulta fatal. El audaz estudio fue presentado en Science Translational Medicine. Una presión evolutiva fuerte que produjo cambios en corto tiempo. En África se había reportado una situación similar en relación con la malaria.

5. Casas hay por toda la galaxia

Vida en todos los rincones. Al considerar la influencia que podrían tener las nubes para la presencia de vida en planetas extrasolares, astrónomos dijeron que en la galaxia debería haber al menos 60.000 millones de planetas habitables alrededor de estrellas enanas rojas, el tipo más común de estrella. El estudio fue publicado en Astrophysical Journal Letters y es una muestra del creciente auge de estudios exoplanetarios relacionados con la posibilidad de vida.

6. Todos se despiden, menos las bacterias

En unos 2.000 millones de años no quedará nada vivo sobre la Tierra, pero en las profundidades la vida subsistirá: serán bacterias las últimas sobrevivientes del planeta cuando el Sol se convierta en una gigante roja y los océanos se evaporen. Bajo esas condiciones extremas solo microbios vivirán, pero será por un tiempo limitado antes de que la Tierra sea tierra de nadie. Cientos de millones de años antes de esos momentos, el planeta tendrá temperaturas exageradas y los macroorganismos perecerán según el estudio de Jack O’Malley de St. Andrews. En 2.800 millones de años el planeta será estéril.

7. Feliz cumpleaños Mr. Bosón Higgs

Hace aun año físicos de los experimentos Atlas y CMS del CERN anunciaron la detección de una nueva partícula, el buscado bosón Higgs, ese que explica la materia y porqué estamos acá. Aunque aún no se conoce qué tipo de bosón es se sabe que sí fue hallado en el rango de energía que se sospechaba, un rango que cada vez se estrechó más y más hasta encontrarlo. Desde entonces, los físicos se dedican a conocer sus características. Un increíble avance en el conocimiento.

8. Los extremos no son buenos

La Organización Meteorológica Mundial entregó el informe del clima de la década pasada: estuvo caracterizada por eventos climáticos extremos. La década tuvo los años más calientes de la historia y como consecuencia se derritieron a mayor ritmo los glaciares y regiones polares, doblándose el aumento del nivel del mar a 3 milímetros año y hoy el nivel del mar es 20 centímetros más alto que en 1880. Un decenio es el plazo mínimo para evaluar una tendencia climática. Y las noticias no son buenas.

9. Y les dio a todos por sembrar

Al poder investigar en Irán, científicos encontraron que en los montes Zagros hay evidencias de que el pueblo que habitó la zona hace 12.000 a 9.800 años cultivaba, lo que indica que la agricultura surgió al tiempo en distintos puntos del Creciente Fértil, tanto en el este en Irán como en el oeste en Turquía, Siria, Chipre e Irak como se había hallado previamente. Los cultivos eran multipropósito, no solo para procesamiento de plantas. Se cultivaban trigo, cebada, lentejas y almorta.

10. Por favor me da ¡un hígado!

Células de hígado a partir de células humanas inducidas pluripotentes, cultivadas en medio con células progenitoras se organizaron y funcionaron en un hígado tridimensional de acuerdo con un estudio presentado en Nature. Una primera puerta hacia la creación de este órgano, del cual hay como muchos otros escasez de donantes: cerca de 100.000 personas en el planeta esperan uno. Esos pequeñas estructuras exhibieron metabolismo semejante en varios aspectos al de un hígado normal. De ahí a la creación de un hígado real falta mucho, pero es una esperanza.

Células madre para casos de derrame

La madre de todas las recuperaciones: un tratamiento con células madre en pacientes con derrame les ayudó a obtener algunos avances tras un año de terapia según la firma ReNeuron, que la desarrolló.

Las personas lograron una mejoría real aunque modesta, como levantar sus extremidades, agarrar objetos y caminar sin ayuda.

“Estamos contentos con el hecho de que estamos viendo algo real, con señales de mejoría y sin temores por la seguridad a largo plazo”, expresó John Sinden, de esa firma.

Las células madres son usadas en distintas aproximaciones médicas siendo aún preliminares los logros en distintas terapias, aunque con un futuro esperanzador.

Un mes después del tratamiento, los 9 participantes mejoraron 1 punto en la escala de 10 sobre discapacidad por derrame. Un año después, 5 habían mejorado 3 puntos.

Sinden piensa que las células madre fetales neurales inyectadas en el cerebro de los voluntarios pueden tratar la inflamación y catalizar la formación de suministros de sangre en el tejido afectado por el derrame.

Los resultados fueron presentados en la Conferencia sobre Derrames en Londres.

Un ensayo más amplio con 41 pacientes ha sido aprobada, dependiendo de resultados más alentadores.

Ciego recupera visión con células madre

Era ciego pero ahora ve tan bien que podría manejar auto. Y no fue obra de un milagro ni de fuerzas del más allá: todo se debió a células madre.

Un tratamiento experimental permitió que ese paciente recuperara la vista, perdida por una degeneración de las células de la retina. Él hace parte de un ensayo clínico que examina la seguridad de utilizar células humanas embrionarias para reversar dos causas comunes de ceguera.

Las personas sometidas al tratamiento han reportado una modesta ganancia en su visión en el ensayo que comenzó en 2011. Pero este hombre, reportó la revista New Scientist, ha logrado un avance dramático. La visión pasó de 20/400 a 20/40, es decir que puede ver sin dificultad.

“Había un tipo que andaba por ahí ciego, pero ahora puede ver”, dijo Gary Rabin, jefe ejecutivo de Advanced Cell Technology, la compañía en Marlborough, Massachusetts que realiza el tratamiento. “Con esa clase de visión usted puede obtener la licencia de conducción”.

La compañía ha tratado 22 pacientes que tenían degeneración macular relacionada con la edad, una condición común que deja a las personas con un hueco negro en el centro de su visión, o distrofia macular Stargardts, enfermedad heredada que lleva a una ceguera prematura.

En ambas enfermedades, las personas pierden gradualmente el pigmento epitelial de las células de la retina esencial para la visión dado que reciclan proteínas y restos de lípidos que se acumulan en la retina y suministran nutrientes y energía a los fotorreceptores, las células que capturan la luz y transmiten las señales al cerebro.

La compañía trata ambas condiciones volviendo las células embrionarias en células sanas de la retina y trasplantándolas a los participantes debajo de la retina en un ojo.

Aunque el ensayo trata de determinar inicialmente la seguridad de las células madre, los participantes han reportado mejoras en su visión. Los resultados definitivos se publicarán más adelante.

Mis 10 noticias científicas de la semana (19-25)

1. La Angelina se las quitó y armó alboroto

Se sorprendió el mundo cuando la actriz Angelina Jolie informó que se había extirpado los dos senos pues se había encontrado que poseía la mutación en el gen BRCA1 que la hacía más propensa a desarrollar cáncer de seno, de lo que murió su madre. Esa mutación también aumenta el riesgo de cáncer de útero. El anuncio puso en el centro del avispero el tema de los tests genéticos para conocer el perfil genético y saber si hay mayor riesgo de desarrollar problemas de salud serios. Y da un impulso a la llamada medicina personalizada.

2. Células madre esperanzadoras y provocadoras

Científicos revelaron en la revista Cell que habían tenido éxito en reprogramar células humanas de la piel llevándolas a su estado embrionario, en este caso no para clonar una persona sino para remediar diferentes pacedimientos: las células en ese estado pueden convertirse en células de cualquier tejido del cuerpo. El logro fue posible con la técnica de transferencia celular, que no había funcionado. Un paso hacia la clonación humana, si bien esa no es la intención. Y hacia remediar muchos problemas de salud. Muchos beneficios, mucha discusión.

3. El Kepler está que saca la mano

Un rodillo esencial para mantener la precisión que requiere en su difícil misión, ha puesto en peligro al telescopio espacial Kepler, el observatorio más exitoso de búsqueda de planetas extrasolares en la zona habitable en 150.000 estrellas en una región del cielo hacia la constelaciones del Cisne y la Lira. El instrumento posee 4 rodillos, uno de ellos de repuesto, pero en julio pasado ya se había averiado uno. Con 2 no puede operar. La Nasa estudia mecanismos para tratar de destrabar el rodillo.

4. El nacimiento de los primates primos

El descubrimiento de dos fósiles en el Rift de África Oriental es la evidencia más antigua de dos grupos de primates, el que hoy incluye los grandes simios y los humanos y el de los monos del Viejo Mundo que incluye macacos y babuinos reveló un estudio en Nature. El análisis reveló que son fósiles de hace 25 millones de años, más antiguos que otros documentados. Los dos fósiles de primates son nuevos para la ciencia.

5. No quepa duda: fuimos nosotros

Un análisis de miles de papers sometidos a revisión en revistas científicas encontró que 97.1% estaba de acuerdo en que el cambio climático se debe a la actividad humana. El estudio contempló el trabajo de casi 29.000 científicos publicado en 11.994 papers académicos. De los más de 4.000 artículos que tomaron alguna posición sobre las causas del cambio climático solo 0,7%, 83 papers, disputaron el consenso científicos de que tiene origen antropogénico, mientras que en 2,2% no está claro. El estudio fue publicado en Environmental Research Letters.

6. Agua bien empacada

Debajo de una mina en Ontario, a 2.400 metros de profundidad se encontraron depósitos de agua que ha estado allí, impoluta, durante más de 2.000 millones de años o la mitad de la edad de la Tierra. Se trata de agua es rica en gases disueltos como hidrógeno, metano e isótopos de gases nobles como helio, neón y xenón. De hecho contiene tanto hidrógeno como el agua alrededor de las venas hidrotermales en el fondo del océano. El agua es de las más antiguas del planeta según el estudio en Nature que indicó que se buscan microorganismos primigenios en ella.

7. La llamada que sube la tensión

Más de 200 nuevos estudios sobre el tema se discutieron en el encuentro de la Sociedad Americana de Hipertensión, encontrándose cosas llamativas. Una de ellas: las llamadas por celular aumentan la tensión arterial. Sí, durante una llamada, la presión sube de 121/77 a 129/82. La sistólica aumenta menos en personas que reciben más de 30 llamadas, una situación que no encuentra explicación por ahora.

8. Einstein ayuda a encontrar planeta

Con un método nuevo de detección, astrónomos encontraron un nuevo planeta a 2.000 años luz. Se trata de identificar tres pequeños efectos que ocurren simultáneamente cuando un planeta orbita una estrella. El primero de esos es un efecto relativístico de la teoría de Einstein que hace que una estrella brille más o menos según sea empujada atrás o adelante por un cuerpo que la orbita, una técnica que predijo Avi Loeb en 2003. Otro de los efectos es el alargamiento de la estrella como un balón, por lo que se ve más brillante cuando tiene esa forma y menos cuando está de canto. Son efectos muy sutiles. El planeta es el Kepler-76b.

9. Terminó la siesta del Sol

Con cuatro explosiones poderosas en 48 horas a comienzos de la semana, el Sol parece despertar del inusual letargo que traía desde más de 1 año. Y el viernes remató con otra, también de la compulsiva mancha solar AR1748. Las explosiones han sido las más potentes del año y se estima que la estrella continuará así en los próximos días y semanas, con lo cual en la Tierra habrá que extremar medidas de protección.

10. Aprenda a nadar que nos inundamos

Los glaciares aparte de Groenlandia y la Antártida perdieron cerca de 260.000 millones de toneladas métricas de hielo cada año de 2003 a 2009, provocando un aumento del nivel del mar de 0,7 milímetros por año, una cantidad exagerada en estos temas. El estudio fue publicado en Science. Los glaciares contribuyeron al aumento del mar tanto como aquellas dos enormes masas de hielo, lo cual se torna preocupante.

Huesos no más tenía mi novia

¡Qué inventarán después! Un grupo de científicos de la Fundación Nueva York de Células Madre reportó la generación de un sustituto específico de huesos de un paciente a partir de células de la piel, con lo que se corrigen defectos óseos.

El estudio, conducido por Darja Marolt y Giuseppe Maria de Peppo fue publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences y representa un avance en tratamientos de reconstrucción personalizada para pacientes con defectos de huesos por enfermedad o por trauma.

El avance facilitará el desarrollo de agarres óseos tridimensionales, personalizados y por solicitud, que llenan lo que exactamente necesita el perfil inmunitario de un paciente.

Tomando células de la piel, los científicos las reprogramaron para revertir las células adultas a un estado embriónico. Estas células pluripotentes inducidas portan la misma información genética del paciente y se puede convertir en cualquiera de las células del cuerpo.

Luego el grupo guió las células inducidas para convertirse en progenitoras formadoras de hueso y las alimentaron en un medio para lograr una formación ósea tridimensional. Después colocaron lo creado en un biorreactor que les provee nutrientes, remueve los desperdicios y estimula la maduración, imitando un ambiente de desarrollo natural.

“El hueso es más que un compuesto mineral duro, es un órgano activo que constantemente se remodela. Los vasos sanguíneos llevan nutrientes importantes a las células sanas y remueven los sobrantes; los nervios proveen una conexión al cerebro; y las células de la médula ósea forman nuevas células sanguíneas e inmunitarias”, dijo Marolt.

Estudios previos con otras fuentes celulares, pero con algunos inconvenientes por resolver. Pero el grupo de Nueva York trabajó con células pluripotentes inducidas para superar las limitaciones.

“Ningún otro grupo ha publicado un trabajo creando sustitutos óseos viables, funcionales y tridimensionales a partir de células inducidas. Esto nos acerca a lograr la meta final: desarrollar los tratamientos más promisorios para las personas.

Corazones a la carta

Es un sueño, un viejo sueño que podría ser realidad. ¿Por qué la piel rasguñada se regenera con facilidad, pero no los tejidos del corazón afectados por un infarto?

En la Universidad de Tecnología en Viena, se desarrollan sustancias químicas que convierten las células progenitoras en células funcionales de corazón, con latido y todo. Un descubrimiento que abre la puerta a una nueva clase de medicina regenerativa.

Las células madre embrionarias se pueden convertir en casi toda clase de tejido. Las células madre adultas pueden incluso convertirse en distintos tipos de células, pero su potencial de diferenciación es reducido. “Los mecanismos que influyen en la diferenciación de células madre en tejido aún están lejos de ser comprendidos”, expresó el profesor Marko Mihovilovic. No obstante, su grupo ha sintetizado sustancias que controlan el proceso de diferenciación. Las células progenitoras pueden ser convertidas en células del corazón, que eventualmente comienzan a latir en un disco petri.

“Se conocen varias sustancias que influyen en el desarrollo del tejido de corazón. Hemos sintetizado y probado sustancias con potencial cardiogénico”, dijo Thomas Lindner, estudiante de doctorado. Los químicos han sido probados en células progenitoras en ratones. “Los derivados de triazina que usamos son más eficientes en convertir las células madre en células de corazón que cualquier otra sustancia que examinamos antes”, dijo Miholovic.

El adelanto clave del método desarrollado en Viena es su flexibilidad. Ahora la meta es convertir esa herramienta farmacológica en una droga farmacéutica para humanos. “Es crucial develar el modo exacto de acción. Queremos conocer en el plano molecular cómo los derivados de triazina in fluyen en el desarrollo de células”.

“Queremos abrir la puerta a una nueva clase de medicina regenerativa. En el momento, domina la medicina de trasplantes, pero sería mucho mejor crear tejido en el laboratorio con el ADN del propio paciente, con lo que se elimina el rechazo de tejido”.

Algún día se tendrá el desarrollo indicado: corazones a la carta.

Imagen TU Wien.

Con células humanas crean super ratones

La intención no es la de crear el super ratón, pero algo así se está logrando.

Sí, al trasplantar células cerebrales humanas a ratones, estos se vuelven más listos, reveló un estudio.

No crea que el trasplante es de neuronas, esas que la mayoría piensa que controlan los pensamientos. No: les trasplantaron células cerebrales llamadas gliales, que apoyan las neuronas e intervienen en el procesamiento cerebral de la información.

Los científicos han visto las gliales, incluido un subgrupo denominado astrocitos, como células de apoyo que alimentan las neuronas y ayudan a mantener el cerebro unido.

En el nuevo estudio publicado en Cell Stem Cell, se muestra que esas células también influyen en la formación de la memoria, dijo R. Douglas Fields a ScienceNews. Él no participó en el estudio.

En este, investigadores liderados por el neurólogo y biólogo de células madre Steven Goldman y el neurobiólogo Maiken Nedergaard del centro médico de la Universidad de Rochester en Nueva York, implantaron células gliales progenitoras en los cerebros de ratones recién nacidos. Estas son un tipo de células madres que originan varias variedades de gliales, incluyendo los astrocitos. Antes, los investigadores habían trasplantado células gliales progenitoras humanas a cerebros de ratones con un desorden parecido a la esclerosis, lo que les permitió vivir una vida normal. El resultado trajo la promesa de que tales trasplantes podrían ayudar a personas con problemas neurológicos.

Los ratones trasplantados suplantaron las células progenitoras de los ratones.

Los científicos de Rochester examinaron las células gliales progenitoras humanas en ratones normales. Hacia los 6 meses de nacidos, estas habían suplantado las células de los ratones, incluidos los astrocitos.

Tras una serie de tests, los ratones mostraron que aprendían más, distinguían nuevos objetos y conocían que ciertos sonidos significaban un shock eléctrico.

Dada la forma como se elaboró el experimento, parece que el fortalecimiento de la memoria provino de las células humanas.