Mis 10 noticias científicas de la semana (8-14)

1. Las ratas también se arrepienten

Cuando una rata escoge la opción errada, muestra arrepentimiento, ese sentimiento de reconocer un error que no se hubiera dado si se hubiera elegido otra opción. Eso demostraron científicos de la U. de Minnnesota en el artículo publicado en Nature Neuroscience. Se creía que ese sentimiento era exclusivo de los humanos. El estudio se hizo dándoles distintas opciones de escogencia de alimentos.

2. Se nos mojó el interior

Científicos reportaron evidencia de grandes océanos debajo del manto terrestre que serían el mayor reservorio del planeta, según el artículo publicado en Science. Los investigadores detectaron la existencia de unos bolsillos de magma a unos 650 kilómetros debajo de la superficie de Estados Unidos, una posible señal de la presencia de agua. Esto sugiere que agua de la superficie podría ser conducida a esos profundos sitios por la tectónica de placas provocando eventualmente el derretimiento parcial de las rocas del manto en esas profundidades.

3. Un perro bien obediente

Si desea un perro bien amoroso, que esté todo el rato pendiente de usted, pues rocíele oxitocina. Un estudio japonés publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences reveló que perros a los que se les rociaba corrían donde sus amos y se hacían acariciar, a diferencia de aquellos a los que se les roció una solución salina. La oxitocina ha sido llamada la hormona del amor en humanos y parece que en perros también funciona.

4. Lunares riesgosos

Dos estudios que duraron más de 15 años, publicados ambos en Plos Medicine relacionaron por primera vez el número de lunares en la piel de las mujeres y el riesgo de cáncer de seno. Aunque ya se sabía d ella relación lunares-cáncer, no este en específico. Las mujeres que tenían 15 o más lunares tenían 35% más riesgo de ser diagnosticadas con cáncer de seno, según el estudio americano. En el otro, francés, también se encontró una relación del 13% aunque en este no se dijo el número específico de lunares.

5. El largo despertar del Sol

Científicos solares de la Nasa informaron que nuestra estrella legó al pico máximo de su actual ciclo, pico que de todas maneras no ha sido elevado. Esta semana se han producido varias llamaradas y explosiones solares seguidas, aunque ese no es el único indicativo del pico. Un ciclo durra unos 11 años, pero se extiende hasta 14 o 15. Se cree que de acá a 2015 la actividad del Sol será mucho menor.

6. No, así no fue

Un análisis de galaxias pequeñas alrededor de la Vía Láctea y Andrómeda sugiere que la actual teoría de formación de galaxias y evolución del universo puede estar viciada, pues al usar los datos disponibles más unas modelaciones los investigadores no observaron la distribución aceptada de la materia oscura. El estudio aparecerá en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society. Si se corrobora luego, sería otra pieza menos en el rompecabezas sobre cómo es que estamos acá.

7. Sincronizados se aprende rápido

La mente humana puede absorber y analizar nueva información mientras pasa de pensamiento a pensamiento. Cuando dos áreas del cerebro, la corteza prefrontal y el cuerpo estriado sincronizan sus ondas para formar nuevos circuitos de comunicación, el aprendizaje es rápido reveló un estudio en chimpancés. No se habían visto hasta ahora las interacciones entre esos dos sistemas durante el aprendizaje. El estudio fue publicado en Neuron.

8. Sí, nuestro mundo es más viejo

Un estudio revelado por la Asociación Europea de Geoquímica reveló que la Tierra es 60 millones de años más antigua, lo que indica que se formó unos 40 millones de años después de la formación del Sistema Solar, aunque es difícil decir cuál es su edad. La Luna también es así de antigua, pues los análisis de xenón hallado en cuarzo australiano dicen que el choque entre la Tierra y el cuerpo enorme del cual surgió la Luna fue antes de lo que se estimaba.

9. Una retina especial

En un paso adelante hacia la fabricación de una retinal funcional, científicos de John Hopkins cultivaron en laboratorio tejido de retina con células fotorreceptoras funcionales a partir de células madre inducidas pluripotentes. El estudio fue publicado en Nature Communications. Y aunque aún está lejano el día en que se cree una retina completa, es un avance importante.

10. Le salió bien y así se quedó

Una serpiente norteamericana, Lampropeltis elapsoides, una coral, que no es venenosa, imita una especie que se extinguió hace 50 de años y lo hace mejor desde que esta otra desapareció reveló un estudio en Biology letters. Imitar una especie desaparecida no es ventaja alguna, pero pese a ello esta lo ha seguido haciendo para sorpresa de los científicos. Tal vez, explicaron, no ha habido suficientes generaciones de depredadores para no seguir esquivando la imitadora.

Mis 10 noticias científicas de la semana (8-14)

1. Alguien puso a calentar la olla

El telescopio espacial Hubble detectó vapor de agua saliendo de la luna Europa de Júpiter, en la cual se sabe hace tiempo que debe haber océanos de agua líquida bajo una capa gruesa de hielo congelado. Aunque no se sabe con certeza, la posible explicación sería que el vapor sería generado por la presencia de plumas de agua en la superficie. El hallazgo se presentó en Science.

2. No hay dos que huelan igual

Con cerca de 400 genes que codifican por los receptores de olor en la nariz humana y cerca de 900.000 variaciones en esos genes, dos personas no perciben un olor en la misma manera. La mínima variación en el nivel más pequeño del ADN, un aminoácido en un gen, puede determinar si uno encuentra un olor agradable o no, reportaron investigadores de Duke University que presentaron el revelador hallazgo en Nature Neroscience.

3. El caballo de los homínidos

En la región de Agar en Etiopía, conocida por los restos de homínidos hallados, científicos reportaron el hallazgo de una nueva especie de caballo pequeño, del tamaño de una cebra pequeña, denominado Eurygnathohippus woldegabrieli. El ejemplar tenía cascos con 3 dedos y pastaba en las llanuras con arbustos de esa zona hace 4,4 millones de años. El hallazgo fue reportado en el Journal of Vertebrate Paleontology.

4. No le sirve la ropa

El planeta Mercurio se ha encogido alrededor de 11,4 kilómetros desde que se formó el Sistema Solar hace unos 4.50’0 millones de años, informaron científicos en el encuentro anual de la Unión Geofísica Americana (AGU). Al transmitir su calor a las capas externas, el núcleo de hierro se enfrió y el planeta todo se fue ‘encogiendo’. Esto se observa al medir las estructuras montañosas y demás rasgos geofísicos del planeta.

5. Brrrrr… me congelé

El análisis de datos satelitales de 32 años permitió detectar el lugar del planeta con la temperatura más baja. Se trata de una meseta en la cadena montañosa entre los domos Arugs y Fuji en la Antártida oriental. Allí docenas de veces se han registrado temperaturas de -93,2°C. Es más frío que el sitio Vostok también en la Antártida donde se había medido en el pasado 89,2°. Los sitios habitados más fríos son Oimekon y Verkhoyanks en Siberia, informó el Centro de la Nieve y el Hielo de Estados Unidos.

6. Se fundió el Sol

En el encuentro de la Unión Geofísica Americana se reveló que el Sol registro hoy la menor actividad en un siglo, pese a que se encuentra en el pico máximo del actual ciclo solar de 11 años. “Ninguno de nosotros había visto un ciclo tan débil”, dijo Leif Svalgaard, de Stanford University. Este ciclo, el 24, se parece al 14, a comienzos de los años 1900. Está tan apagado que las explosiones solares que se han rpesentado no han causado mayores perjuicios en la Tierra, dijeron los científicos.

7. La leucemia quedó atrás

Un estudio de científicos de Peter MacCallum Cancer Centre, The Royal Melbourne Hospital and the Walter and Eliza Hall Institute for Medical Research en Austrlia reportaron un éxito sorprendente con un nuevo compuesto para tratar una clase de leucemia, la linfocítica crónica. En pacientes desahuciados que no tenían esperanza de vida de más de 18 meses se logró una remisión del 84% de le enfermedad. Esa enfermedad se desarrolla por lo general en personas de 65 o más años. El estudio se encuentra en fase I y al parecer también serviría para otros tipos de cáncer. El anuncio se hizo en el encuentro de la Sociedad Americana de Hematología.

8. Un esquivo gas noble

Astrónomos de la Universidad de Cardiff descubrieron una molécula con un gas noble gracias al observatorio espacial europeo Herschell. La molécula, hidruro de argón, fue vista en la nebulosa del Cangrejo, el remanente de una estrella que explotó hace 1.000 años. Hasta ahora, moléculas de esa clase solo se habían estudiado en laboratorio. Los gases nobles como helio, argón, radón y criptón no reaccionan con facilidad con otros elementos. Toda una rareza espacial.

9. No señores, así no es la cosa

Los chimpancés son sensibles a las influencias sociales, pero mantienen su propia estrategia para resolver un problema antes que conformarse con lo que la mayoría de los miembros de su grupo hacen. Sin embargo cambian de estrategia cuando pueden obtener una mejor recompensa, según un estudio del Max Planck Institute publicado en Plos One. Flexibilidad, ante todo.

10. Un lago perdido en Marte

Científico reportaron en Science evidencias de que existió un lago que pudo tener la capacidad para soportar la vida y que probablemente permaneció decenas de miles de años o hasta centenas. El lago existió hace unos 3.600 millones de años en donde hoy está el cráter Gale e el que se encuentra explorando el robot Curiosity. El hallazgo se hizo al analizar piedras de lodo en esa zona.

Mis 10 noticias científicas de la semana (21-27)

1. Se necesitan mecánicos

Desde la Tierra, los técnicos del telescopio espacial Kepler realizaron un intento para destrabar uno de los rodillos atascado hace unas semanas y cuya obstrucción impedirá que Kepler continúe con éxito su misión: descubrir mediante tránsito planetas extrasolares en una región del espacio hacia las constelaciones del Cisne y la Lira. Kepler ha sido el instrumento que más planetas extrasolares ha hallado y ha revolucionado esa rama de la Astronomía. El esfuerzo, hasta ahora, fue infructuoso reveló la Nasa.

2. Recuerdos de lo no vivido

Científicos del MIT lograron implantar un recuerdo falso en ratones mediante un sistema de activación de neuronas con una luz, optogenética, revelaron en Science. De esta forma los ratones asociaban una mala experiencia con un sitio en el que habían pasado bien, algo que no habían vivido. El desarrollo se basó en la activación de neuronas en la región del hipocampo relacionada con el almacenamiento de las memorias

3. Echando señales de humo

El telescopio espacial Spitzer captó al cometa ISON emitiendo dióxido de carbono, material del cual pierde unos 120 millones de libras cada día formando una cola de unos 300 mil kilómetros. El cometa, proveniente de la nube de Oort (a entre 1/10 y 1 año luz) se aproxima al Sistema Solar interior y a fines de noviembre podría ser un gran espectáculo en el cielo si sobrevive su encuentro con el Sol. El cometa tendría un núcleo de solo unos 5 kilómetros y un peso de entre 7.000 millones y 7 billones de libras. Dada su lejanía aún no se puede determinar bien su densidad. A comienzos de agosto cruzará la línea de hielos en la órbita de Marte.

4. La muerte se viste de azul

La muerte no viste de luto. Un estudio publicado en Plos Biology encontró una explicación a porqué la muerte se viste de azul en los gusanos C. elegans. Horas antes de morir emiten una luz fluorescente azul. Al parecer se debe a la liberación de sustancias cuando mueren las células en una reacción que se va irradiando a los alrededores matando cada vez más y más células.

5. Sol, solecito caliéntame un poquito

Algo le pasa al Sol. Anda raro, dicen los climatólogos espaciales. Despertó un año tarde en su ciclo solar de 11 años (este es el 24) pero su actividad ha sido muy baja. Y aunque desde el comienzo se predijo que este pico no estaría muy activo, ha rebasado los límites. Parece sin fuerzas. De eso dieron cuenta varios científicos encabezados por David Hathaway de la Nasa en el congreso de la División de Física Solar de la Sociedad Astronómica Americana. Y el debate se armó. Para algunos, tendrá un segundo pico, que tampoco será fuerte.

6. Lunáticos con insomnio

Un estudio presentado esta semana en Current Biology reveló por primera vez la existencia de un ritmo lunar en los humanos. Investigadores mostraron que durante la Luna llena puede disminuir el tiempo que se duerme, en promedio unos 20 minutos. Encabezados por Christian Cajochen de la Universidad de Basilea (Suiza), los científicos no creen que esa interrupción del sueño se deba a la mayor cantidad de luz.

7. El punto azul pálido aún está aquí

La Nasa reveló esta semana las fotografías que tomó, a través de los anillos de Saturno, la nave Cassini. En ellas la Luna y la Tierra aparecen como dos pequeños puntos. Las imágenes fueron comparadas con otras de la nave Messenger que anda alrededor de Mercurio, en las que el planeta también se ve como una manchita en el fondo negro. Imágenes más para el recuerdo.

8. Se me perdió la cabeza

Varios animales pueden regenerar diferentes partes de su cuerpo. En tres estudios publicados en Nature se mostró esta semana que la desactivación de un solo gen en platelmintos evita que produzcan una nueva cabeza; esta se regenera dependiendo del punto del cuerpo donde se produzca el corte que la elimine. Pero al manipular cierto gen, incluso en aquellas partes donde normalmente no se puede regenerar, aparecía de nuevo la cabeza. Todo un suceso.

9. No, no insista que no

La existencia de pequeñísimas células madre tipo embrionarias en el tuétano de los huesos, anunciada en 2005 fue puesta en duda en un nuevo estudio que no pudo hallarlas. Habían sido propuestas como alternativa a las células embrionarias humanas, un hallazgo que supuso el respaldo de El Vaticano. La nueva investigación, de Irving Weissman de Stanford, apareció en Stem Cell Reports. Pese a eso, Mariusz Ratajczak, quien hizo el trabajo de 2005, se sostuvo en que son reales.

10. Cromosoma femenino es macho también

La secuenciación más precisa a la fecha del cromosoma X trajo sorpresas. El cromosoma sexual, pensado como el más estable de todos, está cargado con regiones de rápida evolución genética. No es todo: considerado como la contraparte femenina del masculino cromosoma Y, parece jugar un papel en la fertilidad de los machos y en la producción de espermatozoides, según el estudio aparecido en Nature Genetics. Sorpresas te da la vida, la vida te da sorpresas.