Los humanos se tiraron en todo

Así luciría el mapa de grandes mamíferos -al menos de 45 kilos- sin los humanos. El número de la escala indica el número de especies. Cortesía Soren Faurby

Sin los humanos, el mapa mundial de mamíferos sería tan diferente. Eso sugiere un estudio que revela que la alta diversidad de grandes mamíferos en África refleja las actividades humanas en el pasado y no las restricciones climáticas o de otro tipo.

En un mundo sin humanos la mayor parte del norte de Europa sería no solo hogar de lobos sino de osos, alces sino de elefantes y rinocerontes.

Sí, investigadores de Aarhus University, Dinamarca, mostraron que la extinción masiva de los grandes mamíferos durante la última Edad de Hielo y en el milenio siguiente (la extinción final de megafauna del Cuaternario) se explica de sobra por la expansión del hombre moderno a través del mundo.

En este estudio analizaron cómo hubieran sido los patrones de diversidad de los mamíferos por todo el mundo en ausencia del impacto humano, basados en la distribución natural de cada especie según su ecología, biogeografía y el modelo actual de ambientes naturales. Es tal vez el primer estimativo de cómo habría sido el mapa de diversidad de mamíferos sin la presencia humana.

“El norte de Europa no es el único lugar donde los humanos han reducido la diversidad de mamíferos, es un fenómeno mundial, Y en la mayoría de los lugares, hay un gran déficit de diversidad de mamíferos en relación con lo que naturalmente debería ser”, según el profesor Jens-Christian Svenning, uno de los investigadores.

El mapa actual de mamíferos muestra que África es virtualmente el único sitio con una alta diversidad de grandes mamíferos. El mapa construido por los investigadores de la diversidad natural de esos grandes animales muestra una gran presencia por todo el planeta, con niveles muy altos en Norte y Suramérica, áreas que hoy son relativamente pobres en mamíferos.

“La mayoría de los safaris son en África, pero bajo circunstancias naturales muchos animales grandes hubieran existido en otros sitios. La razón de los safaris en África no es porque el continente sea anormal en riqueza de especies, refleja por el contrario que es el único lugar donde las actividades humanas no han borrado la mayoría de los grandes animales”, según Soren Faurby.

El estudio apareció en Diversity and Distribution.

No es el clima africano tampoco.

Nota: Tal vez por ser el único espacio con grandes animales, los humanos comienzan a exterminar ya algunas poblaciones de esos mamíferos con la caza ilegal para vender sus partes o por simple diversión.