Llega la era de las medicinas digitales

Si usted no se toma las medicinas como le mandó el médico, este podría enterarse. Y tiene una manera de saber si usted sigue sus recomendaciones.

La US Food and Drug Administration aprobó microchips digeribles envueltos en las drogas, que pueden decirle a su médico si usted sí está tomando las medicinas.

“Cerca de la mitad de los pacientes no toman los medicamentos como debería ser”, según Eric Topol, director de Scripps Translational Science Institute en La Jolla, California. “Este dispositivo podría ser la solución”.

El dispositivo es fabricado por Proteus Digital Health en Redwood City en California.

¿Cómo actúa esta especie de soplón? El sensor del tamaño de una partícula de arena consiste de un chip de silicio con solo rastros de magnesio y cobre. Cuando se traga, genera un pequeño voltaje en respuesta a los jugos digestivos, lo que envía una señal a un parche en la piel del paciente qu entonces manda la información al celular del personal médico.

La FDA y su contraparte europea aprobaron el dispositivo basados en su seguridad y eficacia con placebos, pero Proteus espera recibir pronto aprobación para otras drogas

Los medicamentos que deben ser tomados por años, como aquellos para la tuberculosis resistente, la diabetes y para adultos con enfermedades crónicas están entre los primeros candidatos, según George Savage, cofundador y jefe médico de la compañía.

“No se trata de que los médicos castiguen los pacientes, sino de entender cómo están respondiendo a sus tratamientos”, dijo Savage. “De esta manera pueden prescribir una dosis diferente u otra medicina si ven que no se está tomando adecuadamente”.

Los proponentes de los dispositivos médicos digitales predicen que tendrán alternativas para las visitas médicas, los exámenes de sangre, las imágenes MRI y CAT. Otros incluyen dispositivos implantables inalámbricos que inyectan drogas en determinados tiempos y sensores que envían un electrocardiograma al celular inteligente.

Para Topol, esta será recordada la década de los dispositivos médicos digitales.

Peras y manzanas reducirían riesgo de derrame

Muchas frutas y vegetales, de carne blanca tendrían un buen final: reducir el riesgo de derrames cerebrales, de acuerdo con investigación holandesa publicada en el Journal of the American Heart Association.

Científicos evaluaron la relación entre el color de las frutas y vegetales con el derrame, hallando que aquellas de carne blanca protegen más.

El color de la porción comestible del fruto refleja la presencia de fitoquímicos benéficos como carotenoides y flavonoides.

Los investigadores examinaron el vínculo entre el consumo de frutas y vegetales por grupo de color con una incidencia de derrames cerebrales de 10 años en una población de 20.069 adultos, con edad promedio de 41. Los participantes estaban, al comenzar estudio, sin problemas cardiovasculares y completaron un cuestionario de 178 ítems sobre la frecuencia de alimentos el año previo.

Las frutas y verduras fueron clasificados en cuatro grupos de colores:

Verde: vegetales de hoja verde, más lechuga y repollo.

Naranja/amarillo: cítricos.

Rojo/púrpura: vegetales rojos.

Blanco: 55% eran peras y manzanas.

Durante los 10 años de seguimiento, se documentaron 233 derrames. Las frutas y vegetales verdes, rojos y naranja no estuvieron relacionados con los derrames, pero el riesgo de padecer un evento de esa clase era 52% más bajo en personas con un alto consumo de frutas y vegetales blancos, en comparación con quienes ingerían pocos.

Cada 25 gramos por día de incremento en las frutas y vegetales blancos fue asociado con un riesgo un 9% menor. Una manzana promedio tiene 120 gramos.

“Para prevenir derrames, puede ser útil consumir cantidades considerables de vegetales y frutas blancas”, dijo Linda M. Oude Griep, cabeza del estudio y estudiante de postdoctorado en nutrición humana en Wageningen University en Holanda.

“Por ejemplo, comer una manzana diaria es manera fácil de incrementar el consumo de esa clase de vegetales y frutas”.

No hay que olvidar, aclaró, que “otros grupos de color de frutas y vegetales pueden proteger contra otras enfermedades crónicas. Por eso es muy importante consumir muchas frutas y vegetales”.

Las manzanas y las peras tienen alto valor de fibras y de un flavonoide, llamado quercetina. En el estudio otros alimentos de la categoría blanca fueron el banano, la coliflor, el pepino y la achicoria.

Las papas no fueron clasificadas como blancas.

Los resultados deben ser confirmados por otros estudios, pero no sobra recomendar la ingestión de frutas y vegetales blancos. Y de todos los colores.