Una luna muy ‘hot’

Loki Patera desde la Tierra. Foto UC Berkeley

Loki Patera desde la Tierra. Foto UC Berkeley

La Tierra está apagada en comparación con Io. Esta luna de Júpiter es el cuerpo del Sistema Solar más activo en vulcanismo, sugiere un estudio que se basó en imágenes de la emisión termal de ese satélite.

Con la óptica adaptativa cercana al infrarrojo de dos potentes telescopios, el Keck II de 10 metros y el Gemini Norte de 8, situados ambos en el dormido volcán Maunakea en Hawai, astrónomos rastrearon 48 puntos volcánicos calientes en la superficie, por 29 meses.

Sin esa óptica, que logra remover la atmósfera difuminada entregando una imagen nítida, Io es una bola difusa. La óptica adaptativa separa rasgos solo unos cientos de kilómetros aparte en el diámetro de 3600 kilómetros de Io.

Una noche cualquiera, pudimos ver media docena de puntos calientes distintos”, dijo en un informe de prensa Katherine de Kleer, de UC Berkeley, quien condujo las observaciones.

De los cientos de volcanes activos, pudimos rastrear los 50 más potentes en los últimos años”.

Ella, junto a Imke de Pater, profesora de astronomía, observó el calor emanado de erupciones activas así como los flujos de lava enfriándose logrando determinar la temperatura y la fuerza de cada erupción. En algunos casos el rastreo fue por años.

Algunas de las erupciones parecieron progresar en la superficie, como si una activara otra a 500 kilómetros.

Mientras reta la imaginación idearse un mecanismo que pudiera operar a distancias de 500 kilómetros, el vulcanismo de Io es más extremo que el que tenemos en la Tierra y continúa sorprendiéndonos y turbándonos”, dijo de Kleer.

El hallazgo será publicado en el journal Icarus.

El intenso vulcanismo de esta luna es alimentado por el el calentamiento de marea, que proviene de la fricción generada en el interior de Io por los cambios en el jalón gravitacional de Júpiter durante la órbita del satélite.

Los modelos sugieren que la mayoría del vulcanismo debería emitirse cerca a los polos o el ecuador, pero eso no fue lo que se vio: en esas 100 noches observaron un número sorprendente de erupciones cortas pero intensas que aparecían de repente y cedían en cuestión de días, en latitudes más altas de la mayoría de las erupciones típicas.

Un objetivo muy interesante fue Loki Patera, el volcán más poderoso y persistente, que brilla por más de un factor de 10 cada 1-2 años. Una patera es un cráter irregular, usualmente volcánico.

Para algunos científicos, Loki Patera es un lago masivo de lava.

Otro volcán, Kurdalagon Patera, produjo erupciones dos veces en la primavera de 2015, coincidiendo con el brillo de una nube amplia de material neutro que orbita al gran planeta.

Vientos de 3 millones de kilómetros/hora

Burbujas en el centro galáctico. Cortesía autores

¿Huracanes? Huracanes los de la Vía Láctea. Sí. Por el tiempo en que nuestros ancestros estaban apenas bajando de los árboles, una poderosa erupción ocurrió en el centro de nuestra Vía Láctea, enviando gases y material a una velocidad de 3,2 millones de kilómetros por hora.

Hoy, casi 2 millones después, astrónomos observan los resultados de esa explosión: nubes de gas abajo y encima del plano de la galaxia extendiéndose unos 30.000 años luz.

La estructura fue descubierta hace 5 años por como un resplandor de rayos gamma en el cielo en la dirección al centro galáctico. Desde entonces esos globos han sido observados en rayos X y ondas de radio. Los astrónomos midieron gracias al Hubble la velocidad y composición de esos misteriosos lóbulos.

Andrew Fox, del Space Telescope Science Institute, cabeza del estudio que será publicado en Astrophysical Journal Letters, indicó que desde nuestro punto de vista estamos sentados en primera fila para ver el espectáculo.

Las burbujas Fermi, como se les denominó, sugiere que un evento muy violento en el núcleo galáctico lanzó gas energizado al espacio.

El grupo pudo medir por primera vez que el gas cerca de la burbuja se mueve hacia la Tierra, mientras el del otro lado va en sentido opuesto. Su velocidad es de más de 3 millones de kilómetros hora.

La burbuja contiene silicio, carbono y aluminio lo que sugiere que el gas está enriquecido por los elementos pesados producidos en dentro de las estrellas que representan los remanentes fósiles de la formación estelar.

La temperatura es de unos 9.700 grados centígrados más frío que en la mayoría de los flujos de gas caliente de unos 10 millones de grados, lo que indica que se estaría observando quizás gas interestelar en nuestro disco de la galaxia.

3 gigantescos volcanes explotaron en luna Io

Las erupciones. Cortesía U. California-Berkeley

No solo tiembla la Tierra cuando entran en erupción volcanes que amenazan extensos territorios. No: astrónomos detectaron 3 enormes erupciones en la enorme luna Io de Júpiter, ocurridas hace un año.

Erupciones que pueden enviar material cientos de kilómetros sobre la superficie y que serían más comunes de lo imaginado.

“Por lo general esperamos una gran erupción cada uno o dos años y usualmente no tan brillantes”, dijo Imke de Pater, profesor de la Universidad de California en Berkeley, cabeza de uno de los artículos que describe las erupciones. “Pero acá tenemos 3 brillantes estallidos que sugieren que si miramos con más frecuencia podríamos ver más en Io”.

Io es una d ellas 4 lunas más grandes, la más externa, con casi el tamaño de la Luna, de 3.700 kilómetros. Fuera de la Tierra es el único sitio del Sistema Solar con volcanes que erupcionan lava.

En 1989 se reportaron erupciones en Tritón, gran luna de Neptuno, captadas por la Voyager 2, pero no se sabe si expulsan lava.

Dada la baja gravedad de Io, las grandes erupciones volcánicas producen una sombrilla de residuos que se elevan alto en el espacio.

Los eventos de agosto igualan otros que despidieron decenas de kilómetros cúbicos de lava sobre cientos de kilómetros cuadrados en un periodo breve.

Las 3 erupciones, incluyendo la más grande y más poderosa del trío en agosto 29 de 2013, posiblemente se caracterizó por cortinas de fuego pues la lava salía de fisuras posiblemente de varios kilómetros de longitud.

Los dos artículos saldrán en el journal Icarus.

Las primeras dos erupciones, el 15 de agosto, fueron descubiertas con uno de los dos telescopios del Observatorio Keck en Hawai. La más brillante, en una caldera llamada Rarog Patera, debió generar un flujo de lava de 80 kilómetros cuadrados y una altura de 10 metros, mientras que la otra en Heno Pathera produjo flujos que cubrieron unos 190 kilómetros cuadrados. Ambas en el hemisferio sur de Io, cerca del limbo y habían casi desaparecido a los 5 días.

Así quedó el Parque Los Nevados tras erupción

Cayeron 10.000 toneladas de ceniza

Las primeras imágenes de las erupciones de ceniza y gases en el Nevado del Ruiz, reveladas por Parques Nacionales, permiten apreciar un paisaje gris sobre el que cayeron cerca 10.000 toneladas de polvo que cubrieron todo.

Las erupciones ocurrieron el 29 de mayo y el 30 de junio pasados, erupciones hidrotermales que obligaron al Observatorio Vulcanológico y Sismológico de Manizales a subir la alerta a categoría roja, regresando al día siguiente a naranja.

Jorge Eduardo Ceballos, director de la Territorial Andes Occidentales, dijo que en los sectores de Arenales y el Valle de las Tumbas, estaba restringido el acceso, debido a la cantidad de ceniza que cayó sobre el Parque y los eventos de flujos de lodo ocasionados por el derretimiento del glacial.

El puente sobre el río Molinos se hallaba taponado por rocas de diferentes tamaños, al parecer producto de flujos de lodo, situación que amplió el cauce del río, de acuerdo con el reporte de la comisión de Parques Nacionales Naturales de Colombia.

“La vegetación se encontraba cubierta completamente por las cenizas y la vía que va de Brisas al Refugio estaba erosionada en algunos sectores, situación que impedía el paso”, explicó Gloria Teresita Serna, jefe del Parque Nevados.

Ante la situación, el Parque Nacional Natural Los Nevados ajustó su plan de contingencia por actividad volcánica, que está en implementación.

Junto con los consejos municipales de gestión del riesgo, dijo un reporte de Parques, se desarrollan actividades de información a los habitantes de los sectores aledaños, en jurisdicción de Caldas y Tolima.

Además se realizan capacitaciones internas como preparación para un posible evento eruptivo.

Se informó asimismo que como no existía un sitio apra que el eprsonal de Parques se resguardase en caso de erupción, se construyó un refugio subterráneo en Brisas, entrada principal al Parque, dotado con el equipo necesario en caso que se presente una emergencia.

El refugio fue construido en madera y láminas de aluminio, gran parte material reciclado o con el que ya se contaba; se cubrió en tela asfáltica para protegerlo un poco del frío y con tierra para que sirva de protección en caso de caída de material piroclástico (materiales volcánicos fragmentarios).

“La naturaleza es impredecible y aunque sabemos que el Volcán Nevado del Ruiz está siendo permanentemente monitoreado, en caso de erupción el evento se daría tan rápido que lo más recomendable sería que el personal que se encuentra en Brisas se resguarde en el refugio construido y espere a que las condiciones externas sean las adecuadas para hacer la evacuación”.

Fotos cortesía Parques Naturales

Espectacular llamarada produjo hoy el Sol

Una llamarada enorme despidió el Sol hoy, de acuerdo con las imágenes y datos suministrados por el Solar Dynamics Observatory.

La llamarada surgió de la mancha solar 1.226-1.227 y tuvo una característica llamativa: salió expedida hacia fuera y luego, tomó la forma de hongo y pareció volverse sobre la superficie solar.

La llamarada fue del tipo M-2 o de tamaño medio según un comunicado de la Nasa.

Se cree que las partículas que salieron deben llegar a la Tierra entre mañana y el jueves y podrían provocar bonitas auroras.

La agencia espacial distribuyó un video de la erupción pero no indicó si podría haber disturbios en los sistemas de comunicación terrestres.

Foto cortesía Nasa.

Un volcán moldea la vida

¿Puede un gran fenómeno geológico moldear una especie? No es fácil de digerir, pero tal parece que sí.
La historia es sorprendente: el ADN recuperado de huesos antiguos de caribú revelaron un posible link entre varias manadas pequeñas de este animal y unas erupciones volcánicas masivas que tuvieron lugar hace cientos de años.
Las erupciones dejaron prácticamente blancas mucha parte del territorio Yukon en Alaska cubriéndolo con una gruesa capa de ceniza hace 1.000 años, de acuerdo con una publicación en Molecular Ecology.
Tyler Kuhn, un nativo Whitehorse y graduado de la Simon Fraser University, logró recuperar pequeños trozos de ADN de huesos de caribú encontrados en parches congelados de 6.000 años de antigüedad en un área justo al norte de la frontera con la Columbia Británica.
Con sus colegas de Alberta, Alaska, Pennsylvania y Oxford, comparó ese ADN con el de caribúes actuales. Para sorpresa, el ADN de los huesos anteriores a la erupción de hace 1.000 años no es igual al de los actuales estudiados.
Se encontró también que el caribú moderno no está relacionado con los rebaños al norte, este ni oeste. Representan otras llegadas, quizás del sur lejano aunque el caribú que hoy vive al sur es ecológicamente diferente.
¿Interesante?