Las 10 noticias científicas de la semana

1. Noticias claras de la materia oscura

Una semana con mucha materia negra. En primer lugar, científicos del Laboratorio Fermi entregaron el primer mapa de la materia oscura en el universo examinando las distorsiones en la forma de cerca de 2 millones de galaxias, imagen lograda con la cámara de energía oscura de 570 megapixeles. En el segundo estudio, astrónomos mostraron lo que parecería ser la primera interacción de la materia oscura consigo misma, en el cúmulo de galaxias Abell 3827. El estudio fue publicado en Monthly Notices of the Royal Astronomical Society. En la foto se aprecia el mapa, vía Dark Matter Survey.

2. Una ballena bate marca mundial

Científicos presentaron en Biology letters la que podría ser la migración más extraordinaria de animal alguno: la ballena gris occidental se desplaza más de 22.000 kilómetros desde la isla Sakhalin a través del Océano Pacífico a la costa occidental de Estados Unidos y a Baja en México. Una de las ballenas etiquetadas visitó las 3 grandes zonas de crianza de las ballenas grises orientales, lo que además sugeriría que las dios poblaciones no son especies tan lejanas.

3. E. T. no contesta aún

Luego de mirar cerca de 100.000 galaxias con el observatorio orbital Wise de la Nasa, astrónomos de Penn State informaron que no encontraron señales de vida inteligente. La idea de los investigadores es que si una galaxia ha sido colonizada por una civilización avanzada la energía producida por su tecnología debería ser detectable en infrarrojo. Bajo esa premisa, nada revela que una civilización avanzada domine alguna galaxia de las observadas.

4. ¡Hijo!

Un estudio publicado en Nature descubrió cómo la hormona oxitocina actúa sobre neuronas individuales para desencadenar respuestas de conducta social específicas, siendo entonces responsable de la respuesta materna a las necesidades de su bebé, según el estudio con ratones. La oxitocina ha sido relacionada ya con inducir la atracción sexual, el orgasmo y la regulación de la alimentación materna. O sea, ahora deja de ser la droga del amor y se convierte en amplificadora o supresora de señales neuronales en el cerebro.

5. Marte está mojado

Un estudio liderado desde la Universidad de Copenhague sugiere que en Marte podría haber agua líquida, no solo en hielo. Esto se debería a la humedad recogida en la noche, que se depositaría en forma de escarcha y que el perclorato de calcio hallado por el robot Curiosity derretiría. Un proceso nocturno y del invierno. Sería lógicamente agua salobre. Falta mucho por conocer del planeta rojo.

6. Humanos… sabrosos

El análisis de cuerpos de un reconocido sitio arqueológico del paleolítico, la caverna Gough en Somerset reveló marcas inconfundibles de mordeduras humanas, mostrando prácticas caníbales en la población de entonces. El estudio fue publicado en el Journal of Human Evolution. Era un canibalismo de personas muertas, como práctica mortuoria. El sitio data de hace unos 14.700 años.

7. Amores perros

La mirada mutua a los ojos y los niveles de oxitocina en ambos cuando interactúan son los elementos básicos que explican la relación intensa de perros y humanos sugiere un estudio publicado en Science, un amor a primera vista casi instintivo. Hasta ahora no se había visto la influencia de la oxitocina en la afinidad entre dos especies.

8. Los movimientos del pulpo

Los pulpos han sido animales intrigantes, llamativos y bellos que han cautivado la curiosidad humana. Se sabe ya que usan herramientas en ocasiones para proveerse alimento. Ahora un estudio en Current Biology estudió cómo hacen para moverse y controlar sus brazos, revelando que tienen una sola estrategia motriz que va con su forma extraña. Sus estrategias de locomoción son diferentes a las de todos los otros animales, quizás debido a su cuerpo blando que derivó en una morfología ‘rara’.

9. ¿Por qué tenemos barbilla?

¿Por qué somos los únicos animales con barbilla? No la poseían ni los neandertales. Un estudio en el Journal of Anatomy sugiere que no se origina por las fuerzas mecánicas que se dan por ejemplo al masticar, sino que se trata de un proceso evolutivo que involucra el tamaño y la forma de la cara, quizás vinculado a cambios hormonales cuando nuestros ancestros se tornaron más sociales. Una pregunta trivial con una respuesta profunda.

10. Los hay por doquier

Es uno más de tantos que se han encontrado, pero su hallazgo tiene un toque especial: muestra que existen por doquier. El telescopio espacial Spitzer, que trabaja en el infrarrojo, detectó un planeta gaseoso a 13.000 años luz de nosotros, uno de los más distantes hallados hasta ahora. El más lejano ‘visto’ se halla a 25.000 años luz. El estudio apareció en el Astrophysical Journal.

¿Agua líquida en Marte?

Ilustración del agua que pudo tener el cráter Gale. Cortesía Nasa

Fueron por agua. La encontraron. Querían ver en qué forma estaba. Lo lograron: en hielo, almacenada bajo la superficie.

Marte tiene agua. Cuento viejo. Pero ahora un estudio publicado en Nature sugiere que es posible que exista en estado… líquido. Eso se desprende de un análisis a partir de información proporcionada por el robot Curiosity.

La posible explicación para que se encuentre en ese estado se debe al perclorato, sustancia que ha sido detectada en el suelo marciano y que permite reducir el punto de congelación por lo que el agua no tiene que congelarse sino que permanece líquida y salada.

Bajo las condiciones adecuadas el perclorato de calcio absorbe los vapores de agua de la atmósfera. Esas condiciones, según mediciones del robot, existen en la noche, dijo Morten Bo Madsen, jefe del Grupo Marte en la Universidad de Copenhague. También justo después de salir el sol en invierno.

Con base en mediciones de humedad y temperatura a una altura de 1,6 metros y en la superficie, se puede estimar la cantidad de agua que es absorbida. Cuando cae la noche, algún vapor de agua en la atmósfera se condensa en la superficie del planeta en forma de escarcha, pero el perclorato de calcio es muy absorbente y forma agua salobre, por lo que el punto de congelamiento baja y la escarcha se convierte en líquido. El suelo es poroso o sea que “lo que estamos viendo es que el agua se filtra. Con el tiempo otras sales pueden disolverse en el suelo y al hacerse líquidas se pueden mover y precipitar por cualquier punto de la superficie”, agregó.