La Luna tendría vida

Suspiros es lo que ha robado. La Luna parece un preciado objeto del deseo para el hombre. Tanto, que tuvo que ir a ver cómo era. No se encontró vida, pero podría tener agua.
¿Qué pensaría si le dijeran que está viva? Pues sí, aunque no está confirmado, podría estar muy activa geológicamente hablando.
Cuando los astronautas de la Apolo 17 estaban en la Luna, trataron de subir el vehículo explorador por el lado de una altura rocosa, Lincoln-Lee, casi no lo logran.
Ese accidente es la clase de rasgo que aparece cuando un pedazo de de roca se desliza sobre otro por la compresión.
En aquel entonces, los astronautas Cernan y Schmitt no podían saber de qué se trataba. Pero imágenes de alta resolución tomadas por el Lunar Reconnaissance Orbiter (LRO), mostraron que se trata de una fractura geológica.
Hoy en la revista Science, los científicos concluyeron que esos rasgos se encuentran en muchas partes de la Luna, lo que sugiere que este satélite se ha estado contrayendo y estirando, aunque el diámetro lunar no debe haber cambiado más de 200 metros.
Los sitios escarpados como aquella roca no deben tener más de 800.000 a 1 millón de años, anda en términos geológicos.
La Luna, incluso, podría estar activa hoy.
“Estamos viendo que es un planeta muy dinámico”, dijo Michael Wargo, científico lunar de la Nasa.
Esas mismas fallas están presentes en Marte y Mercurio, pero son mucho más evidentes, más largas.
Foto cortesía Nasa