El baile de los dinosaurios

Imagínese cómo sería un baile de dinosaurios… muy llamativo y peligroso para quien resultase pisado. En la frontera de UTA y Arizona, en Estados Unidos, se encontró una pista de baile de dinosaurios… bueno es un decir, lo que sucede es que hay tantas huellas que parece como si hubieran estado bailando hace decenas de millones de años.
En el lugar, en Vermilion Cliffs, se encontraron más de 1.000 huelas, hechas en el jurásico, cuando la región estaba cubierta, hace 190 millones de años, con tantas dunas como tiene hoy el desierto del Sahara.
Se pensaba que los huecos en el piso habían sido formados caprichosamente por el viento, pero el estudio minucioso permitió descubrir que fueron hechas por varias especies de dinosaurios, cuatro, según Marjorie Chan, profesora de Geología y Geofísica en la Universidad de Utah, quien participó en el estudio.
En la foto de Nicole Millar se ve al geólogo Wisnton Seiler junto al campo de las huellas.