Ciencia movida: Mis 10 noticias científicas de la semana (18-23)

1. El intestino tiene clave frente al cáncer

Una población de microorganismos que obtienen su comida y otros beneficios de otros organismos que viven en el intestino se requiere para una buena respuesta a la terapia contra el cáncer, según un estudio hecho con ratones por científicos del Instituto Nacional del Cáncer en Estados Unidos. Se encontró que ratones libres de gérmenes o tratados con antibióticos para eliminar las bacterias intestinales se afectaban en su capacidad de responder a la inmunoterapia que disminuye el crecimiento del cáncer y prolonga la supervivencia. Además, se reducía la capacidad de responder a drogas de quimioterapia como oxaliplatino y cisplatino. Los hallazgos fueron presentados en Science y comienzan a preguntarse si será igual en humanos.

2. La explosión más potente jamás registrada

Si hubiera sucedido cerca, la Tierra se hubiera achicharrado y ya seríamos materia muerta. Sí. En abril se detectó una poderosa explosión de rayos gamma, las más fuertes del universo. Análisis presentados esta semana indican que nunca se había visto una así. Ocurrió a 3.700 millones de años luz, o sea se produjo en ese momento pero su luz solo llegó ahora. Fue producida por una estrella que colapsó, 20 a 30 veces más masiva que el Sol metida en un tamaño solo dos veces más grande que nuestra estrella. Aunque se han detectado centenares de explosiones gamma, nunca ‘tan cerca’, por lo que se pudo registrar toda su intensidad. Además ha sido la de mayor duración. Los análisis indican que habrá que reescribir las teorías sobre esta clase de eventos cósmicos.

3. Al fin se les vio la cara

Cada segundo miles de millones de neutrinos atraviesan cada centímetro cuadrado de la Tierra, pero son tan esquivos que rara vez interactúan con la materia. Pues bien, el detector de neutrinos conocido como IceCube, una estructura enterrada en la Antártida, detectó 28 neutrinos de origen astrofísico en aceleradores cósmicos. Esas partículas pueden tener información sobre los fenómenos más energéticos y lejanos del universo como supernovas, agujeros negros, púlsares, núcleos galácticos activos y otros. La mayoría se origina en el Sol o en la atmósfera terrestre, por lo que el IceCube fue concebido para detectar los que provienen de otras regiones del espacio. Los observados tenían una energía de más de un millón de veces aquellos detectados tras la supernova de 1987 en la Gran Nube de Magallanes.

4. Este virus se especializó en crear cáncer

Tras años de estudio, Maura Gillison tuvo resultados concluyentes: No queda duda que personas portadoras del virus del papiloma humano en sus bocas o garganta son 15 veces más proclives a desarrollar cánceres de cabeza o cuello y sobre eso volvió un artículo aparecido en Nature. No solo los provocan sino que esa incidencia viene al alza de manera silenciosa. El hallazgo pone de manifiesto de paso el riesgo que podría tener el sexo oral. Ahora investigan si también causa otros tipos de cáncer.

5. El viaje fue hace 24.000 años

El estudio del ADN de un esqueleto de un joven que se cree vivió hace 24.000 años sugiere que 30% de los americanos modernos provino de este banco genético de personas que habitaban Siberia de acuerdo con un estudio publicado en Nature. Los primeros habitantes del continente habrían estado en aquella época en Beringia e ingresaron a Alaska, lo que además sitúa 10.000 años antes el poblamiento de América, que usualmente se ha situado alrededor de hace 14.000 años.

6. Nos dejaron los virus

Se fueron pero nos los dejaron: virus antiquísimos de los Neandertales han sido hallados en el ADN de los humanos modernos reveló un estudio publicado en Current Biology. Los investigadores compararon información genética de fósiles de Neandertales y otro grupo arcaico, los denisovanos y hallaron evidencias de que virus que estos portaban se encuentran en el genoma humano, habiéndose originado hace más de 500.000 años. El vínculo podría conducir a estudiar posibles relaciones entre los virus del pasado y enfermedades como el cáncer y VIH.

7. Le quitaron el manto de la invisibilidad

De los dos grandes tipos de VIH, solo el 1 causa sida en personas infectadas que no reciben tratamiento. Un estudio publicado en el journal Inmunity reveló cómo el VIH-1 escapa a la detección al hacerse invisible al sistema inmunitario de las personas, mientras el VIH-2 genera una respuesta inmunitaria. El entendimiento de cómo funciona ese manto de la invisibilidad del VIH-1 podría derivar en el desarrollo de vacunas efectivas. El virus usa una de sus proteínas para activar su ‘invisibilidad’. Los investigadores mostraron además cómo modificar el virus para que sea reconocido y genera una respuesta efectiva del sistema inmunitario.

8. Con frío funciona mejor

Un estudio publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences reveló que los ratones en ambientes fríos combaten mejor el cáncer que en ambientes más cálidos. En un laboratorio con condiciones entre 30-31 grados no fueron tan efectivos para combatir el cáncer, pero en temperaturas entre 20 y 26 grados mostraron menor formación del tumor y menos metástasis. ¿Qué quiere decir eso? Todavía poco, pero podría ser un nuevo filón para investigaciones en humanos.

9. Dos genes bien fértiles

Solo dos genes en el cromosoma Y permiten que los machos sean fértiles. En un estudio con ratones publicado en Science se encontró que ratones sin el cromosoma Y pero portando los genes Sry y Eif2s3y de ese cromosoma podían producir espermátidos (célula haploide masculina que resulta de la división de los espermatocidos secundarios) introducidos en los óvulos de la hembra mediante inyección, producían embriones que podían ser trasplantados en los oviductos de las hembras para producir descendientes vivos.

10. Los minirriñones

Los minirriñones anunciados esta semana se unieron al grupo de órganos funcionales progenitores cuando científicos españoles y norteamericanos describieron la diferenciación de células madre humanas en células tipo progenitoras renales. El artículo apareció en Nature Cell Biology. Antes otros grupos habían descrito organoides cerebrales y estructuras hepáticas utilizando células madre. De a poco se arma el cuerpo.

Hallan miles de virus en las aguas residuales

Las aguas residuales de origen doméstico contienen miles de virus, muchos de ellos relacionados con la salud humana, reveló un estudio publicado esta semana en el journal mBio.

Hasta hoy se han descubierto unos pocos de miles de virus, conocimiento que crecería de manera sustancial si se analizaran los hallados en esa clase de aguas.

Los virus andan por doquier, estando las personas expuestos a ellos todos los días, en las superficies que tocan, los alimentos y el agua, pero el conocimiento de toda esa carga es limitada. Unas 1.800.000 especies de organismos que se han identificado en el planeta, cada una hospedera de un número precisado de virus, pero apenas unos 3.000 virus se han identificado.

Para explorar esa diversidad, científicos analizaron los rastros virales en aguas negras de Norteamérica, Europa y África. Detectaron 234 virus conocidos de 26 familias distintas o tipos de virus, lo que hace esas aguas el mayor arreglo conocido de virus.

Entre esos virus encontraron patógenos como el papilovirus humano y el norovirus, que causa problemas gastrointestinales. También hallaron virus de animales que viven entre los residuos: roedores y cucarachas.

Un gran número de virus conocidos hallados en esas aguas provenían de plantas, probablemente debido a que los humanos comen plantas y los virus de estas sobrepasan otros tipos entre los virus humanos.

Los investigadores encontraron también bacterias.

La mayoría de las huellas genéticas virales provenían de virus no conocidos, lo que es muy significativo dijo Michael Imperiale, de la Universidad de Michigan.

Muchos de ellos podrían desempeñar un rol en la salud humana, algunos de ellos siendo oportunistas. Otros podrían ser benéficos.

Pensar tantas personas en el mundo en desarrollo expuestos a las aguas residuales.