Surge una esperanza contra el Alzheimer

Decenas de millones de humanos padecen Alzheimer, una enfermedad ligada en muchos casos a la etapa final de la vida y sin mayores esperanzas.

Pero neurocientíficos de la Escuela de Medicina de Case Westen Reserve University presentaron esta semana en la revista Science un increíble logro: mostraron cómo el medicamento bexaroteno reversa con rapidez en ratones los déficits cognoscitivos, patológicos y de memoria que provoca el desarrollo de la enfermedad.

¿Funcionará en humanos?

El bexaroteno fue aprobada para el tratamiento del cáncer por la FDA hace más de 10 años y ahora se mira su uso contra el Alzheimer.

Este mal aparece en cierta medida por la incapacidad del cuerpo de eliminar la presencia de los péptidos beta-amiloides en el cerebro, sustancia que se produce de manera natural.

Gary Landrethh y colegas usaron la droga al tener ciertas pistas sobre la acción de esa medicina en la limpieza de los péptidos y se mostraron sorprendidos por la velocidad con la cual mejoraba la memoria, la conducta e incluso reversaba la patología del Alzheimer.

Hoy la comunidad científica es que pequeñas formas solubles de beta-amiloides provocan los problemas de memoria en modelos animales y humanos con la enfermedad. A las 6 horas de suministrado el bexaroteno, los niveles solubles del péptido se redujeron25%; y hay más: el efecto duraba hasta 3 días. Este cambio fue correlacionado con un rápido mejoramiento en una amplia gama de conductas en tres modelos de ratones distintos.

“Es un hallazgo sin precedentes”, dijo Paige Cramer, candidato a doctor en esa universidad y principal autor del estudio. “Antes, el mejor tratamiento para el Alzheimer en ratones requería varios meses para reducir la placa (de beta-amiloides) en el cerebro”.

El bexaroteno es una droga segura y con buen perfil en cuanto a efectos secundarios.

Se espera comenzar ensayos clínicos con personas.

Nuestro cerebro produce marihuana

Para qué marihuana, si nosotros la producimos. Sí, científicos brasileños y estadounidenses descubrieron que el cerebro elabora proteínas que actúan como marihuana con ciertos receptores del mismo cerebro, informaron en un artículo en The Faseb Journal.
El descubrimiento podría conducir al desarrollo de drogas que actuaran como marihuana para manejar el dolor, estimular el apetito y prevenir el abuso de esta hierba.
El hallazgo se hizo extrayendo primero varias proteínas pequeñas, llamadas péptidos, de los cerebros de ratones y determinando su secuencia de aminoácidos. Las proteínas extraídas fueron comparadas luego con otros péptidos de los que se conocía previamente que se unían pero no activaban el receptor THC afectado por la marihuana. De las proteínas extraídas, varias no sólo se unieron a los receptores cerebrales de TCH, sino que los activaron también.
“La guerra contra las drogas ha golpeado muy cerca de cada”, dijo Geradl Weissmann, médico editor jefe del journal. “El año pasado, científicos encontraron que nuestra piel elabora su propia sustancia tipo marihuana. Ahora, vemos que nuestro cerebro ha estado fabricando proteínas que actúan directamente sobre los receptores de marihuana en nuestra cabeza. El próximo paso será el desarrollo de drogas que eliminen el lado desagradable de la ‘maracachafa'”