¿Ya miró cómo tiene sus dedos?

Mírese los dedos: ¿son largos? o ¿están algo cortos? Pues bien:
Según un estudio publicado en PloS One por Meter Hurd y colegas, el tamaño de los dedos ayudaría a diferenciar entre las personas sedentarias y las que practican ejercicio. La investigación fue hecha en… ratones. Pero algo podría tener. Otras investigaciones en el pasado han vinculado el tamaño del dedo índice, en especial en comparación con el dedo anular, y ciertas conductas y características de la personalidad, como la agresión, la capacidad atlética y las habilidades académicas.
¿De ahora en adelante mirará las manos de quien esté frente a usted? No es así de sencillo. Ni los amantes a las sillas pueden culpar al tamaño de sus dedos, según Hurd, profesor en la Universidad de Alberta (Canadá), ni se puede adivinar esa predisposición con solo mirar los dedos de alguien: la influencia es mínima y, además, se requeriría analizar cientos de personas.

12