27 puntos sería la cifra mágica para clasificar en Colombia

Itagüí está a un triunfo y un empate de clasificar; Millonarios tiene que lograr 9 de los 15 puntos en juego para avanzar y defender su título.

Itagüí está a un triunfo y un empate de clasificar; Millonarios tiene que lograr 9 de los 15 puntos en juego para avanzar y defender su título.

En los 13 años de existencia de los torneos cortos en el fútbol colombiano sólo siete equipos han clasificado con 26 puntos (Unión Magdalena y Pereira en 2003-1; Millos en 2003-2; Once Caldas en 2005-1; América en 2008-1; Cúcuta en 2001-1 y Medellín en 2012-2)  para los cuadrangulares semifinales gracias al cruce de resultados en la última fecha del todos contra todos. Eso implica que para acceder a la siguiente ronda se necesitarían los 27 puntos que han sido la cifra mágica casi todos los años, ya que con ese número se asegura el que los alcance.

Santa Fe estaría a tres unidades de clasificar (es primero con 24), pero si mantiene su producción podría llegar a 33 unidades, porque está consiguiendo 1,8  puntos por juego. En esa tónica  tan positiva se encuentran Itagüí, Caldas, Tolima y Nacional que logrando cinco unidades irían a la fija, pero también podrían superar los 30 si no bajan la guardia.

A los  que les toca apurar un poco esa los que están con 18 unidades, porque sólo restan 15 por disputarse hasta el 2 de junio y tendrán que mejorar el rendimiento, ya que con el 1,3 puntos logrados por juego hasta este momento no alcanzarían los 27 y se quedarían con los 25 que acumulen, porque apenas en tres oportunidades se ha pasado con esa cifra. Lo hicieron Deportes Quindío en 2008-2, América en 2011-2 y Pasto en 2012-2.

Jorge Luis Bernal, responsable de que Itagüí esté a cuatro puntos de clasificar por cuarta vez a los cuadrangulares, asegura que “la competencia se pondrá más apretada al son de que falten las fechas, por eso hay que conseguir las victorias en casa y tratar de sumar algo por fuera aprovechando la gran disposición de nuestra nómina, en la que el buen trabajo y el sentido de pertenencia de los antioqueños es la constante”.

El pensamiento de Bernal toma más validez cuando se analiza que cinco equipos están casi listos en la Liga Postobón (Santa Fe, con 24; Itagüí, 23; Caldas, 23; Tolima, 22, y Nacional, 22),  dos conservan serias posibilidades de avanzar (Cali y Pasto, ambos con 21) y 9 tienen opciones matemáticas, unos más que otros, pero conservan la ilusión. Ellos son Cúcuta (18), Junior (18), Millonarios (18), Chicó (15), Huila (15), Petrolera (14), Equidad (13), Envigado (12) y Medellín (11).

Los que sí están eliminados a cinco jornadas de la fiesta que arrancará el 16 de junio son Patriotas y Quindío, que suman apenas 9 y 8 puntos respectivamente. Claro que en cada fecha se irá depurando el grupo de los aspirantes y crecerá la lista de los que tienen que empezar a planear con anticipación el segundo semestre.

 

Así clasificaron en los últimos cuatro torneos

2011-1: 1 Caldas, 36 puntos; 2° Tolima, 34; 3° Nacional 33°, 4° Envigado, 33; 5° Equidad, 29; 6° Millonarios, 28; 7°Cali, 27; 8° Cúcuta, 26.

2011-2 1 Junior, 31; 2° Itagüí, 30; 3° Once Caldas, 29; 4° Millonarios, 28; 5° Santa Fe, 28; 6° Envigado, 28; 7° Chicó, 27; 8° América, 25.

2012-1: 1° Tolima, 36; 2° Santa Fe, 29; 3° Itagúí, 29; 4° Huila, 29; Equidad, 28; Pasto, 27; Chicó, 27; 8 Cali, 27.

2012-2: Millonarios, 37; Equidad, 33; Junior, 32; Itagüí, 32; Nacional, 30; Tolima, 29; Medellín, 26; Pasto, 25.

Técnicos de los equipos paisas supieron vender el cuento

Bolillo Gómez se estrenará en los cuadrangulares de Colombia con el DIM.

Bolillo Gómez se estrenará en los cuadrangulares de Colombia con el DIM.

La frase de batalla del técnico Hernán Darío Bolillo Gómez en Independiente Medellín ha sido “crean en lo que tienen que ustedes son muy buenos” y con ello fue capaz de devolverle la confianza a los jugadores y la esperanza a sus seguidores que no aguantaban la quinta eliminación consecutiva y aún festejan la clasificación 13 en la historia de los cuadrangulares.

Juan Carlos Osorio no se cansó de hacerles saber a sus jugadores la responsabilidad que significa jugar en Nacional(llega a 15 semis cortas) y las obligaciones que asume un deportista cuando firma en un club  en el que los directivos son conscientes de que una de las mejores maneras de alcanzar los objetivos es invirtiendo.

Leonel Álvarez, con las mismas aspiraciones de sus colegas, les hizo saber a los integrantes del Itagüí que no eran menos y que si se dedicaban a jugar bien al fútbol, lo mínimo que podían alcanzar era la tercera clasificación gracias el buen proceso que traen desde que ascendieron.

Gracias a que los tres estrategas fueron capaces de vender bien la idea y derrocharon actitud positiva, Antioquia cuenta por segunda vez en una década de existencia de los torneos cortos con tres equipos de las semifinales de la Liga Postobón.

Desde el 2005-1, cuando Envigado fue el que acompañó a rojos y verdes, el departamento no tenía presencia masiva en la última instancia del campeonato, debido a la irregularidad de los equipos tradicionales.

Pero Nacional y Medellín acomodaron sus fichas sobre la marcha, ya que el elenco dorado fue el más parejo, y los jugadores les respondieron a los técnicos mejorando su rendimiento en la parte crucial para que esta región sacara ventaja de ser la única del país con cuatro clubes en la máxima categoría.

Gracias a esa respuesta acertada es que el departamento tendrá una Navidad diferente y se ilusiona con una nueva final, mientras los tres clubes mejorarán sus golpeadas finanzas.