Reinaldo Rueda le cumplió a Ecuador

Reinaldo Rueda le dio continuidad al proyecto ecuatoriano que vuelve al Mundial de la mano de un colombiano.

Reinaldo Rueda le dio continuidad al proyecto ecuatoriano que vuelve al Mundial de la mano de un colombiano.

Reinaldo Rueda dudó para decirle sí a la Selección de Ecuador, pero la insistencia y el poder de convencimiento del dirigente Luis Chiriboga fue de tal dimensión que hoy el estratega vallecaucano está plácido, porque acudirá al Mundial .

Asustado por los movimientos de la pequeña avioneta de Chiriboga, que en dos hora lo trasladó de Cali a territorio ecuatoriano, y preocupado porque había viajado sin el pasado judicial, Rueda llegó al vecino país y gracias al respaldo el propio presidenteRafael Correa, se convirtió en el cuarto colombiano que dirigirá en dos Copa Mundo.

Luis Fernando Suárez, que estará con Honduras, Francisco Pacho Maturana y Hernán Bolillo Gómez son los otros entrenadores con ese privilegio, ya que Jorge Luis Pinto apenas tendrá su primera experiencia como estratega en la máxima cita mundialista.

Sin dejar de lado la herida en el alma que le produjo el mismo mes las muertes de su papá Blas Antonio y el delantero Christian Benítez, hombre clave en el funcionamiento de Ecuador hasta julio de este año, Rueda le da gracias a Dios por las bendiciones que le ha echado en el fútbol a sus 56 años de edad y se puso como reto superar la primera ronda con el vecino país.

¿Cómo se siente con la segunda clasificación personal para un Mundial?

Feliz, satisfecho y orgulloso de haber alcanzado la meta en una eliminatoria muy complicada por la calidad de los rivales y con un Ecuador difícil de manejar por la presión de no haber clasificado a Sudáfrica. Llevamos tres años hermosos con mi cuerpo técnico integrado por Alexis Mendoza, Eduardo Velasco y Pedro Zape. En ese tiempo derrotamos el escepticismo y le devolvimos la alegría al vecino país, pese a que al principio no queríamos asumir esta responsabilidad hacia Brasil”.

¿Por qué no quería asumir el reto allá?

Desde Sudáfrica-2010 me contactaron e inicialmente les dije no por los problemas políticos entre los dos países, porque el ambiente no era el mejor debido a la eliminación de Sudáfrica y porque lo dejado por Hernán Bolillo Gómez y Luis Suárez era un listón muy alto clasificando al Mundial”.

¿Y por qué aceptó?

El doctor Luis Chiriboga, presidente de la Federación Ecuatoriana de fútbol, me insistió, vino por nosotros en su avioneta privada. Le dije que no se podía, porque me faltaba el certificado judicial, pero él dijo que eso lo arreglaba allá y luego de dos horas y media en el aparato para seis personas llegamos a Ecuador, me dejaron pasar así y se definió todo. Una ventaja fue que podía estar más cerca de mis padres, que tenían un momento complicado, con decir que mi viejo partió hace medio año”.

¿Estuvo a punto de dar un paso al costado?

Cuando nos eliminaron en la primera fase de la Copa América de Argentina-2011 apareció la incredulidad y pocos querían nuestra continuidad; sin embargo, Luis Chiriboga siempre nos respaldó en la Eliminatoria y eso ayudó a alcanzar la meta”.

¿Dónde estuvo la clave para alcanzar el cupo?

Había que posicionar un grupo, porque apenas Segundo Castillo y Antonio Valencia venían del Mundial de Alemania-2006, había un vacío y la afición quería un técnico de filosofía diferente a la colombiana. Sin embargo, creímos en el proyecto y cuando se complicó la situación el presidente del país, Rafael Correa, le pidió a la nación respaldo para el cuerpo técnico y la gente empezó a apoyar”.

¿Cuál ha sido su mayor dificultad allá?

La muerte de Christian Benítez; eso nos golpeó mucho, pesó demasiado su partida debido a que tenía algo especial con el grupo, aportaba goles, nos daba alegría y era una gran persona. Al perderlo tocó modificar sobre la marcha y probar otros jugadores con menor continuidad en sus equipos. El fallecimiento de Benítez en julio de este año nos desestabilizó un poco como grupo y me marcó personalmente. Esos momentos no los quisiera volver a vivir en mi vida”.

¿Cuáles fueron las revelaciones de la Eliminatoria?

Colombia y Ecuador por su fútbol y porque venían de no clasificar en Sudáfrica-2010 marcaron algo especial; Argentina, Uruguay y Chile repetirán y traen un proceso interesante que los sostiene”.

¿A qué jugará Ecuador en Brasil-2014?

El cuatro atrás identifica a Ecuador por lo que aportaron Pacho Maturana, Bolillo y Suárez. El 1-4-4-2 nos hizo muy fuertes en Quito, ya que solamente dejamos escapar puntos ante Argentina. Con esa cultura táctica podemos ir más allá en Brasil. Hacer un buen Mundial es nuestra tarea y la exigencia puesta luego de conocer el grupo equilibrado que nos tocó con tres propuestas diferentes como Francia, Suiza y Honduras”.

¿Cuál es su opinión sobre la presencia masiva de entrenadores colombianos en la Copa Mundo?

Porque acá se trabaja bien y nuestros estrategas viven capacitándose cada día, por ello tienen mercado y credibilidad en el exterior. Es un orgullo estar a la par de Alemania, Francia, Portugal y Argentina, los países con más entrenadores en el torneo. Estar al lado de Luis Fernando Suárez y Jorge Luis Pinto es un privilegio y una distinción para nuestro país, pues no es fácil tener el 10 por ciento de los estrategas del Mundial”. 

¿Cuáles sistemas se apreciarán en el Mundial?

Diversos, pero hoy rescato el 1-4-2-3-1 de Argentina, el 1-4-3-1-2 de Colombia, 1-3-3-1-3 de Chile y el 1-4-3-3 de Uruguay”.

¿Cuál selección le agrada más de Suramérica?

Chile es la número uno de la región por su fútbol, es un equipo solidario, tiene cultura táctica, es un grupo internacional con individualidades y funcionamiento colectivo. Trae un proceso desde el Mundial Juvenil de 2005 con Arturo Vidal; vive un proceso similar al de Argentina que fusionó dos generaciones de los mundiales menores que hoy son las estrellas internacionales lideradas por Lionel Messi”. 

¿Cómo vio a Colombia con Pekerman?

José Pekermanllegó en el momento oportuno, tuvo la sabiduría, aprovechó una generación bonita. Todo se conjugó para que llevara a Colombia al Mundial luego de 16 años; volver a la máxima cita será positivo para todos los que hemos aportado al fútbol. Pekerman tiene sus méritos, un pasado rico en títulos mundiales, proyectó el fútbol argentino y acá acertó, porque supo aprovechar el potencial que tenemos”. 

¿Hasta dónde puede llegar Colombia?

Es una selección fuerte, se nota estructurada, eso lo demostró ante Bélgica y Holanda; tiene huella internacional con jugadores mundialistas desde pequeños, recuerden que Fredy Guarín ajustará cuatro mundiales con Abel Aguilar, incluyendo los de menores. Tiene jugadores exitosos desde sub-17 y sub-20. El proceso que inició Colombia desde 1999 sirvió para ir a Brasil-2014 con una generación dorada”. 

¿Quién ganará el Mundial?

Todas las selecciones son competitivas y se prepararon muy bien, pero soy de los que creo que el local debe marcar diferencia. Brasil será un rival fuerte y candidato a sacar ventaja de su fútbol y localía”.

¿Quién debe ganar el Balón de Oro?

Para mi debe ser el argentino Lionel Messi, quien lleva varias generaciones triunfando en el fútbol internacional”.