Llevó su carro al taller ¡y se lo chocaron!

Daniel Zapata me escribió para contarme un problema que le ocurrió en el concesionario Yokomotor, de Guayabal.
“El 24 de enero pasado llevé mi Toyota Hilux a hacerle una reparación de garantía, pues tenía un desnivel en la suspensión delantera, y la dejé con la plena confianza de que me prestarían un servicio con calidad. Pero, al día siguiente, me llamaron del taller para decirme que hubo un choque con el carro. Mi esposa fue al concesionario y se dio cuenta de que no era un choque leve, ¡era un superchoque contra otras dos camionetas de alta gama! Lo que sucedió fue que un funcionario de Yokomotor sacó mi vehículo del lugar sin explicación clara alguna”, dice el denunciante.
Daniel quiere que la empresa le cambie su vehículo , puesto que “un automotor que tenga daños en el chasis pierde su valor comercial. Sin embargo, según él, “sin mi aprobación, procedieron a arreglar el vehículo y quedó depreciado debido a que hubo piezas que fueron reparadas, como la puerta derecha y la punta del chasis, y las piezas como tal fueron averiadas”.
A la fecha, el vehículo sigue parqueado en el taller de Yokomotor. Contacté a Mónica Giraldo, de Yokomotor, quien informó que “el vehículo sí sufrió un accidente en nuestra custodia, porque tenía una llanta mala que explotó y ocasionó el choque. La aseguradora hizo el peritaje y determinó que se podía reparar y procedimos a hacerlo. Hemos tratado de ser diligentes y responderle y estamos esperando su respuesta de una contrapropuesta que le hicimos sobre un peritaje con un tercero, que sería la Superintendencia de Industria y Comercio”.
Ay, qué caso tan complicado, qué estrés. Ojalá que todo resulte bien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>