El volumen de la música no deja dormir

Yo muchas veces paso por la avenida 80, cerca al Club El Rodeo, y siempre noto que esa zona tiene un montón de edificaciones nuevas.

Una noche me pregunté si las personas que viven por ahí pueden descansar con la música fuerte que se escucha cuando hay algún evento en el Club El Rodeo. Sonia Vásquez, habitante del sector me contó que “se realizan grados, fiestas de colegios y de entidades públicas y, la música en alto volumen no deja descansar”.

Me dice Sonia, que ella fue a la inspección de Belén y allí la mandaron para la de Guayabal. Por mi parte, consulté a las directivas del Club y me informaron que son conscientes del problema y por eso decidieron no volver a realizar eventos de música electrónica, que son los más bullosos.

“Nosotros alquilamos el sitio y la firma que realiza el certamen tiene todos los permisos de la Secretaría de Gobierno”, me contó el Club.