<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Para usted, que quiere ser escritor

  • Para usted, que quiere ser escritor
Por Valeria Murcia Valdés | Publicado el 12 de septiembre de 2019
en definitiva

Entre lectores, muchas veces, se da ese deseo de ser escritores. Aunque existen muchos obstáculos y vivir de eso puede ser complejo, estas son algunas recomendaciones para no desistir.

En un rincón de sus recuerdos, el escritor chileno Manuel Peña se remite a un momento muy puntual en su infancia en el que el hábito y el gusto por escribir se le volvieron necesidad.

Una madrina, quien no sabía que estaba aportando para volverlo un voraz lector y un potencial escritor, le regalaba libros ocasionalmente. Poco a poco iba creciendo su biblioteca y asimismo las historias que empezaban a habitar en su cabeza.

“Fue una mediadora de lectura sin que ella supiera que lo era”, cuenta el escritor chileno, invitado a la Fiesta este año.

Esta mujer, tan generosa en letras, fue amplia en darle cabida al resultado que brotaba de tantas lecturas. Le regaló al pequeño un diario a los nueve años.

Ella le dijo que llenara una a una las páginas de ese cuaderno con las experiencias que transcurrieran en el día. Él, juicioso, las iba llenando de tinta y de esos sucesos cotidianos. Tomar un vaso de leche, haber leído este u otro libro, jugar después del colegio, todo eso iba diligentemente al diario.

Pero un día, Manuel se quedó sin experiencias novedosas. “Le dije a ella que no quería dejar en blanco, pero no tenía nada de qué escribir”. Entonces, su madrina se le acercó y le susurró una palabra que fue fundamental para ese futuro autor de libros: “inventa”.

“Tú puedes inventar algo que no viviste, pero que te gustaría vivir”, añadió la señora. Manuel, extrañado, le contestó que eso sería decir una mentira. Ella le dijo “no importa, para eso son esos diarios de vida. Tú cuentas la mentira, después cierras el diario, le pones el candado y ahí se quedó la mentira encerrada”.

Maravillado, Manuel se dedicó a contar mentiras. Una tras otra se agolpaban en el papel hasta que rebosaron un diario y otro y otro más. “Ahí supe que quería dedicarme a contar historias toda la vida”.

Claro, el camino se complica un poco más. El lector puede leer casi sin límites y aunque también es posible escribir donde sea, convertirse en escritor es una cosa muy distinta.

“Hay que ser muy tercos e insistir en este camino si es que verdaderamente lo sientes como una necesidad o como una obsesión”, destaca Liliana Colanzi, escritora boliviana y autora del libro de cuentos Nuestro Mundo Muerto.

Tercos porque además de ser un acto casi rebelde frente a aquellos que dicen que ya no se lee o que no se puede vivir de la escritura, también hay que derrumbar las angustias y frustraciones propias que hacen que tantos textos queden inconclusos o que simplemente se pierda la esperanza en ese acto tan necesario que es la escritura.

Entre tantos seres que le dieron rienda suelta a ese impulso y que en esta semana se reúnen en el Jardín Botánico para celebrar los libros, les preguntamos a algunos cuáles eran sus consejos para persistir en ese anhelo que puede ser plasmar una historia en hojas de papel.

Manuel Peña (Chile)

Image

Este autor nació en la ciudad costera de Valparaíso, muy cerca de Santiago de Chile. Es Doctor en Filología Hispánica. Ha escrito obras como El niño del pasaje, Mágico Sur y El collar de perlas negras. “Mi principal consejo es que antes de que escriban, lean. No hay escritura sin lectura, porque la lectura te inspira y te empuja. Un libro te impulsa a escribir otra cosa, te remece cosas internas. La experiencia de lectura es maravillosa y te estimula para que escribas otro cuento”. Por ahora anda leyendo un libro que le saltó a las manos en la Fiesta y se está llenando de ideas.

Juan Álvarez (colombia)

Image

Este escritor y Ph.D de la Universidad de Columbia, aunque no es muy optimista frente a la vocación de ser escritor, reconoce que quien quiere lo logra. “Quien tiene el bicho y la enfermedad por dentro de escribir historias con la voluntad de publicarlas, no importa el consejo que le des, lo va a conseguir. Es una obsesión que está por encima de las fuerzas de la naturaleza”, cuenta. En su experiencia como escritor hace una recomendación mucho más práctica, “les diría que no trabajen en Word, es difícil de fraccionar, es una cadena hacia abajo e impide otras simulteneidades. Yo uso un programa que se llama Scrivener”.

Sara Bertrand (Chile)

Image

La autora chilena empezó a escribir desde los 10 años, cuando se dedicó a crear historias similares a las que leía, como las de Mark Twain o Louisa May Alcott. “Hay que leer mucho, buscar las temáticas o las conversaciones que a ellos les importan. La literatura es como una conversación, encontrar tus obsesiones e ir ahondando, ensayando y no sentirse desanimado porque siempre es difícil. Además, la observación es muy importante. Estar muy atento al mundo y sacarse de encima el traje del “escritor”, porque eso es como una prisión porque siente que tiene que escribir grandes cosas, pero uno se da cuenta de que tiene que escribir de lo que conoce. Así se genera la literatura”.

Memo Ánjel (colombia)

Image

Para este autor y docente universitario, la oportunidad de dedicarse a las letras llegó gracias a los suplementos literarios que venían con los periódicos y permitían expresar las letras. Para él la pasión de la escritura llegó por leer buenos libros. Recomienda “leer escritores locales vivos, para saber de qué están hablando. Uno de los problemas que tenemos es que no nos leemos y no sabemos qué está haciendo el uno y el otro. Eso lo guía a uno”. Añade que para publicar, según él, “primero hay que escribir mucho y luego ir decantando y entregando eso que uno guardó”.

Contexto de la Noticia

Valeria Murcia Valdés

Periodista que entiende mejor el mundo gracias a la música, que atrapa cada momento que puede a través de su lente fotográfico y a la que le fascina contar historias usando su voz.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección