<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Juan Gómez Martínez
Columnista

Juan Gómez Martínez

Publicado el 07 de noviembre de 2019

Homenaje a la Policía Nacional

El martes pasado cumplió la Policía Nacional de Colombia 128 años de fundada por el entonces presidente Carlos Holguín Mallarino. Su primer director fue el general, nacido en Fustinac, Francia, Juan María Marcelino Gilibert.

Con mucho orgullo puedo contar que en Medellín y el área metropolitana, tuvimos al general Luis Ernesto Gilibert, descendiente del primer director, como comandante de la Policía Metropolitana del Valle de Aburrá. Esto fue en la época más complicada de Medellín, cuando la mafia del narcotráfico quería apoderarse de la ciudad y de todo el país. Gracias a los policías leales, a sus jefes y comandantes, pudimos salir adelante y, no sólo proteger y librar a la ciudad de esa tragedia, sino que se libró a Colombia entera de ese flagelo.

Hablo de policías leales, porque también los hubo que, para protegerse del capo de la mafia, Pablo Escobar, que ofrecía dos millones de pesos por policía muerto, lo buscaban y le ofrecían sus servicios. Era época de terror producido por el dinero fácil y por algunos elementos débiles de conciencia.

La gran mayoría eran ejemplares hasta el punto de dar sus vidas por la patria como lo ofrecieron en el juramento. En mi casa en El Poblado, dos agentes leales y patriotas, fueron asesinados en la propia puerta de mi residencia.

Bombas contra los vehículos que transportaban a estos servidores públicos, recuerdo la de la calle 44 (San Juan) cuando, con una de ellas, mataron a los agentes del orden que se transportaban en un bus.

Antes de ser alcalde, recuerdo el del puente Pandequeso, en Itagüí. Fueron los peores días de una ciudad que logró salir adelante, en buena parte, gracias a estos servidores de la patria.

Por eso me duele ver ahora cómo atacan a los policías y estos no se pueden defender. Los atacan con garrotes y lo único que pueden hacer es protegerse con los escudos, les tiran grandes piedras y tienen que confiar en la resistencia de esos escudos, les lanzan bombas incendiarias y tienen que confiar en que sus compañeros logren apagar el fuego. Las armas del Estado son para defender al Estado y defenderse ellos mismos. La debilidad la aprovechan los cobardes atacantes.

En la comandancia de la Policía Metropolitana tuvimos unos generales, verdaderos operativos, que controlaban esas manifestaciones públicas con contundencia y, a la vez, con prudencia. Recuerdo una vez que le pedí a un general que hiciera algo, que en una manifestación iban unos encapuchados y, si se camuflan con una capucha, es porque algo tienen que esconder. Me contestó “no se preocupe, alcalde, que ya tengo eso controlado”. Me quedé en las mismas, no me comentó cuál era la solución. Al terminar la manifestación me llamó y me dijo: “alcalde, ya tengo a esos encapuchados detenidos”. Puso a su gente, vestidos de civil, al lado de cada encapuchado gritando las mismas consignas de los manifestantes: “abajo el alcalde, abajo la policía” y cosas por el estilo.

A la policía hay que apoyarla, hay que quererla y agradecerle lo que hacen por nosotros.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas

Aplausos y pitos

$titulo

MATEUS URIBE
Mejor jugador del partido y anotador del gol que dio el triunfo a Colombia en el amistoso ante Ecuador.

$titulo

SUJETO DE LA MALETA
Sujeto con antecedentes dejó una maleta en el Metro y obligó su evacuación en hora pico. Fue detenido.