La Infantería de Marina colombiana apoya el desminado humanitario

  • En el momento la Infantería realiza misiones de entrenamiento como los encuentros de las operaciones Unitas, el cual es un encuentro de buques navales y tropas anfibias. FOTO cortesía
    En el momento la Infantería realiza misiones de entrenamiento como los encuentros de las operaciones Unitas, el cual es un encuentro de buques navales y tropas anfibias. FOTO cortesía
  • La Infantería de Marina colombiana apoya el desminado humanitario
Por maría victoria correa | Publicado el 20 de enero de 2016

Al cumplir 79 años de creación, la Infantería de Marina inicia un nuevo camino en busca de garantizar la paz en algunas regiones. Se trata de concentrar tropas en la labor del desminado humanitario principalmente, por ahora, en los municipios de los Montes de María.

Así lo reveló en entrevista para EL COLOMBIANO el general Oscar Eduardo Hernández Durán, comandante del cuerpo de Infantería de Marina de la Armada Nacional.

¿Qué tan fortalecida está la Infantería de Marina?

“El cuerpo de la Infantería de Marina es un componente de la Armada Nacional que tiene 21.600 hombres. Está constituida como la segunda Infantería de Marina más grande del mundo en número de hombres, después de Estados Unidos. En este momento estamos fortaleciendo toda la capacidad de la Armada Nacional por medio de sus fuerzas navales y de las cinco brigadas de infantería. Participamos de la seguridad de las arterias fluviales en 15.000 kilómetros de ríos navegables y en 42.000 kilómetros cuadrados de responsabilidad de la Armada. Así mismo tenemos una base de entrenamiento de Infantería de Marina y un comando de apoyo logístico. Además, hoy en día trabajamos con la capacidad de desminado humanitario con tres pelotones”.

Explíqueme algo, ¿la labor del desminado humanitario es nueva o siempre lo han hecho?

“La labor de desminado humanitario como tal sí es nueva. El desminado operacional siempre lo hemos hecho ya que es necesario para poder permitir el desplazamiento de la tropa nuestra. Ahora el desminado humanitario tiene un nivel técnico mucho más elevado para garantizar el despeje en las áreas afectadas por minas para poder garantizarle a la población civil que puedan transitar, que es lo que están haciendo en Antioquia”.

Al concentrar a un grupo en la tarea de desminado humanitario, ¿esto no hace que descuiden otros frentes?

“No. Eso no pasará. Cumplimos con nuestra misión siempre. El desminado es una capacidad más, lo que haremos es fortalecer esa línea de acuerdo con la dinámica del país y de las Fuerzas Armadas”.

¿Dónde están los sitios de desminado humanitario?

“Están en los Montes de María, en el departamento de Sucre. Estamos en El Salado, en el área de Roma ahí estamos trabajando en los estudios técnicos y estudios no técnicos que son los que nos van a permitir garantizar el desplazamiento a los pobladores. También tenemos otra línea en la que están trabajando nuestros hombres y es en el Centro de Entrenamiento y Capacitación de Operaciones de Paz. Ahí estamos capacitando a personal de la Armada en operaciones de paz bajo los parámetros y las normas de Naciones Unidas para participar como observadores de paz y en las mismas operaciones de paz. En este momento estamos iniciando estas actividades de acreditación y certificación para fortalecer esta capacidad de proyección de la Armada. Este centro funciona en la base de entrenamiento en Coveñas. También tenemos un batallón de movilidad que puede mover 2.500 hombres al tiempo por las carreteras del país en el momento y en el lugar que se necesiten para desarrollar cualquier operación militar”.

Todo esto suena a posconflicto. ¿Ya están listos para ese momento?

“Estamos preparándonos para tener autonomía y tener relevancia en la región”.

General, dónde se encuentran los mayores desafíos del territorio que custodian?

“Los retos están en el control fluvial, en aportarle seguridad fluvial a la navegación y aportar al desarrollo de estas arterias fluviales, que son las vías de la Orinoquía y de la Amazonía colombiana y en especial de nuestro río Magdalena”.

¿Los ríos siguen siendo las vías por las que narcotraficantes mueven su droga o ese sistema cambió?

“El modus operandi ha venido cambiando, utilizando diferentes líneas para poder transportar los estupefacientes. Son muchas las áreas en las que los grupos al margen de la ley se vinculan al tráfico de drogas como por ejemplo, utilizan personas, siguen utilizando los semisumergibles, las lanchas ‘go fast’... son muchas las formas en las que ellos dinamizan su accionar para poder traficar”.

¿De repente el bajo nivel de los ríos impide la movilización de las tropas? ¿Cómo actúan frente a eso?

“Solamente tendremos una semana en donde se limita la capacidad del desplazamiento nuestro y del desplazamiento de las personas a través de los ríos. Quiero contarle que tenemos unos botes de diferentes tamaños que nos permiten seguir realizando, a pesar de las condiciones climáticas, esa actividad de control. Para eso contamos con ocho ‘hovercraft’, que son aerodeslizadores que no necesitan la lamina de agua y pueden sobrepasar bancos de arena sin ningún problema, por eso es que podemos hacer presencia donde se requiera”.

¿Cómo está la infantería en cuanto a tecnología?

“Tenemos una capacidad fluvial que nos distingue a nivel nacional e internacional. Nosotros en Colombia le apostamos al desarrollo de tecnología propia, que está adaptada a las necesidades nuestras. Tenemos buques, patrulleras de apoyo fluvial pesadas y livianas, lanchas patrulleras de río, botes de apoyo fluvial, elementos de combate fluvial. En la región reconocen nuestra capacidad”.

¿Cuál es el desafío para 2016?

“El reto es fortalecer la capacidad de desminado humanitario, operaciones de paz, el batallón de movilidad, las operaciones fluviales y las operaciones de fuerzas especiales de la Infantería de Marina”.

Contexto de la Noticia

PARA SABER MÁS un poco de historia

La Infantería de Marina inició sus labores el 12 de enero de 1937 en la ciudad de Cartagena, fecha en la cual se consideró la organización de dos compañías de Infantería de Marina asignadas a la Base Naval MC “Bolívar” y a Puerto Ospina, Putumayo. Actualmente la Infantería de Marina desarrolla operaciones anfibias, fluviales, terrestres, de defensa de costas y especiales, a lo largo de 15.400 km de ríos navegables, en los 40.875 kilómetros cuadrados de jurisdicción terrestre asignada.

María Victoria Correa Escobar

Soy periodista y candidata a máster en Humanidades. Me gusta el periodismo que se hace caminando. El Chocó, la infraestructura y el vallenato son mi ruta.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección