La paciente espera de Leidy

  • FOTO EFE
    FOTO EFE
Por oswaldo Bustamante escobar | Publicado el 04 de diciembre de 2017

En dos tiempos, es decir en la cargada y alzada de la barra, Leidy Yessenia Solís Arboleda se proclamó campeona mundial. Necesitó una paciente espera de 16 años para lograrlo, doce de los últimos desde que empezó su incursión en torneos internacionales en 2005.

La fotografía de su hijo Alan Matías, hoy de 6 años de edad, y la fuerza que en la distancia pusieron Nubia -su tía-, José y William -hermanos, ya retirados- y Juan Felipe -primo, el más joven, 18 años-, quienes integran la dinastía Solís, pesistas como ella, la empujaron a cumplir una sensacional actuación en la tarima de Anaheim, California, donde se disputa el Campeonato Mundial de mayores.

“Fuerza espiritual, energía positiva y el impulso que me brinda el Señor”.

En esos tres soportes radica el éxito de esta tulueña de 27 años, a quien la vida le ha jugado buenas y malas pasadas. Ella, como lo afirma Nubia, ha sabido superar todos los momentos y ha esperado resultados con paciencia.

Solo dos buenas alzadas

Desde 2005, cuando compitió en su primer Mundial, esa vez de la categoría júnior, en Qatar, donde fue quinta con un ejercicio de 92 kilos en la arrancada y 117 en el envión, para un total de 209, comenzó a demostrar que tenía condiciones, fuerza de brazos y piernas y disciplina, no obstante su edad: 14 años.

Los pensamientos de Dios siempre están en su diario hablar. Ella se califica temerosa de Él, a quien define como su gran fuerza.

Y aunque no superó su mejor marca personal en la división de los 69 kilogramos, vigente desde 2015 en los Juegos Panamericanos celebrados en Toronto, Canadá, donde levantó 111-145-256, la perfección de solo dos movimientos -falló los cuatro restantes-, en Anaheim, fueron suficientes para coronar su máxima conquista deportiva después de la medalla de plata ganada en Pekín-2008 (105-135-240). Hoy es campeona mundial.

“El que habita al abrigo del Altísimo se acoge a la sombra del Todopoderoso”. Así dice el salmo 91, su preferido y que, al igual que en otras ocasiones, no le faltó en esta ocasión.

Siempre ha esperado

Vital, igualmente, para brindarle la paciencia que ha tenido que cosechar, en especial en momentos difíciles.

Esperar, por ejemplo, 7 años para que el Comité Olímpico Internacional le otorgara la presea de bronce, y luego la de plata, gracias al castigo que la entidad rectora del deporte olímpico le aplicara a las pesistas chinas y ucranianas que habían dominado los primeros cajones de los 69 kg en esas justas y a quienes se les comprobó haber usado sustancias prohibidas.

O, incluso, para soportar dos largos años -con días enteros de llanto- las críticas y señalamientos de quienes la tildaron de irresponsable por haberse embarazado en pleno ciclo olímpico cuando era carta del país para Londres-2012.

Y hasta mucha paciencia, quizás la más dolorosa, para salir adelante de un accidente casero que, por poco la saca definitivamente del deporte como, en su momento, le sentenciaron los médicos que la atendieron luego de que explotara un ventanal de su casa y los vidrios se le incrustaran en el brazo izquierdo, dejándole heridas de consideración.

La fuerza de Leidy, empero, la ha llevado a doce campeonatos mundiales, cinco de ellos de mayores en los que la mejor posición, hasta antes de ser reina, había sido quinta (2009, 2010 y 2014).

“Me crié en una familia cristiana, estudio la Biblia, me llena de energía para afrontar todas las instancias de la vida y el deporte. El orar y encomendarme a Él es un ritual que me permite confiar en que me irá bien”.

Y, finalmente, el título, con dos medallas -una de plata en el envión y una de oro en el total) valió la espera. Y así lo expresa al advertir que se siente privilegiada de todo lo que he hecho. Con trabajo y dedicación consiguió ser la reina de los 69 kilogramos .

Contexto de la Noticia

OPINIóN De gran potencia y explosión

Juan Ruiz
Entrenador Liga de Antioquia
“De Leidy destaco su gran capacidad para el envión. Tiene potencia, es muy técnica y maneja, de forma perfecta, la tijera (posición de las piernas al hacer el ejercicio de levantar las pesas por encima de la cabeza). Disciplinada y dedicada”.

informe dos títulos y 11 medallas

· A falta de cinco días para que termine el Mundial de pesas, Colombia suma dos títulos mundiales y once medallas.

· Francisco Mosquera y Leidy Solís, monarcas de 62 y 69 kilogramos, respectivamente.

· Van tres oros (dos de Mosquera y uno de Solís), tres platas (Lina Rivas -63 kgs-, Miyareth Mendoza -69- y Solís -69-) y cinco bronces (dos de Ana Segura -48 kgs-, dos de Rivas -63- y una de Mercedes Pérez -63-).

· Ayer, el paisa Jhor Moreno fue 10° en arranque (150) y se blanqueó en envión intentando subir 190 en los 85 kgs.

PROTAGONISTAS Brillante debut mundial de Miya

Image
Miyareth Mendoza Carabalí
Pesista criolla, plata en Mundial

Las pesas siguen mostrando nuevas joyas. Esta vez se trata de Miyareth

Mendoza Carabalí, de 23 años, quien debutó en torneos mundiales. Y su actuación fue sorprendente pues estuvo peleando el podio de los 69 kilogramos de tú a tú con las más experimentadas, entre ellas Leidy Solís. Miya conquistó una presea de plata (arranque, con 106 kilos levantados). Fue 6a. en envión (127) y 4a. en total (233).

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS