HISTÓRICO
Fiscalía efectuó extinción de dominio contra 43 bienes del narcotráfico
  • FOTO ARCHIVO-COLPRENSA
    FOTO ARCHIVO-COLPRENSA
Colprensa | Publicado el 08 de septiembre de 2013

La Fiscalía, en colaboración con la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijín), ocupó 43 propiedades con fines de extinción de dominio, avaladas en más de 12 mil millones de pesos.

Según la investigación, las propiedades pertenecían a José Evaristo Linares Castillo, conocido como "don Eva"; Juan Pablo Grimaldos Rojas, alias "Pollo", y Javier Antonio González Agudelo, alias "Johnny", presuntos narcotraficantes.

Entre las propiedades, que fueron ocupadas en Bogotá, Meta, San José del Guaviare, Cali y Buga, se encuentran establecimientos comerciales, fincas, casas, apartamentos y vehículos.

De acuerdo con el ente de investigación, Linares Castillo, fue capturado con fines de extradición hacia los Estados Unidos, en mayo del 2012, para comparecer ante la Corte del Distrito Sur de Nueva York, por ser acusado de liderar una red dedicada al tráfico de narcóticos, desde Villavicencio hacia el estado de Apure (Venezuela), de ahí a Honduras y México, desde donde los carteles de Sinaloa y los Zetas la movían hacia territorio Estadounidense.

Lo que se conoce es que Linares Castillo tenía una estrecha relación con narcotraficantes como Daniel "el Loco" Barrera y Pedro Olivero Guerrero, alias "Cuchillo". Linares también es señalado de ser el encargado de manejar la salida de toneladas de cocaína de las Farc por una de sus principales rutas aéreas en el estado Apure, en Venezuela.

Dentro de la misma investigación también se encuentra Juan Pablo Grimaldos Rojas, conocido como "Pollo", que también fue capturado con fines de extradición para responder ante la Corte del Distrito Sur de la Florida en los Estados Unidos, por el envío de dos toneladas de cocaína.

Según la Fiscalía, esta persona era propietaria de una flotilla de aviones que llevaban estupefacientes a Estados Unidos, con la colaboración de controladores aéreos en países centroamericanos que eran sobornados para no reportar el recorrido de las aeronaves.