El día después, Cataluña se encamina a peor tensión

  • Marchas multitudinarias se realizaron ayer en Barcelona, tras la violencia, represión y referendo vividos el domingo. FOTO reuters
    Marchas multitudinarias se realizaron ayer en Barcelona, tras la violencia, represión y referendo vividos el domingo. FOTO reuters
Por daniel armirola r. | Publicado el 03 de octubre de 2017
45

mil catalanes votaron en blanco durante el referendo del domingo (2 %).

en definitiva

La salida a la crisis es la vía negociada y no el uso de la fuerza en Cataluña, en eso concuerda la mayoría de expertos, aunque los políticos de momento no parecen promulgar esa vía.

Mientras se multiplica la presión de los partidos en España y cada vez más medios cuestionan el uso de la fuerza bruta contra la ciudadanía catalana, el gobierno de Mariano Rajoy apela a la “unidad constitucional” y estudia salidas a la peor crisis política que ha vivido el país en años.

Entretanto, en Barcelona, el presidente de la Generalitat de Cataluña, Carles Puigdemont, aseguró que tras la expresión “valida” del pueblo —por el Sí votaron 2.020.144 (90,09 %), y por el No 176.565 (7,8 %)—, establecerá ahora una hoja de ruta para poner en práctica ese mandato. Esta incluiría la búsqueda de reconocimiento en la Unión Europea (UE) y denunciar a España por brutalidad policial.

Pero en realidad hoy en Madrid y Barcelona impera la incertidumbre. Lo peor es que se requieren con urgencia salidas renovadas y alejadas de la intransigencia, misma que caracteriza a los líderes de lado y lado.

Se acentúa la ruptura

También, desde ambas orillas de la disputa, expertos consultados por EL COLOMBIANO anticiparon muchas más tensiones por venir, si esas salidas no se presentan con diligencia.

Desde Andalucía, Víctor Corcoba Herrero, escritor y columnista del diario Siglo XXI, aseguró que el gobierno de Rajoy ya se está planteando un eventual freno a la condición de autonomía que Cataluña tiene desde 1979.

“Creo que llegó el momento de la aplicación del artículo 155 de la Constitución, puesto que la Comunidad Autónoma catalana no ha cumplido las obligaciones de la Constitución, y continua actuando de forma que atenta gravemente al interés general del pueblo español. Contra unos presuntos golpistas no cabe diálogo alguno, sino la aplicación de la ley. España se juega la unidad, y ante esto, no debe haber contemplaciones”, dijo.

El historiador Borja de Riquer i Permanyer, docente de la Universidad Autónoma de Barcelona y columnista del diario La Vanguardia, argumentó en cambio que “llegó el tiempo de la negociación, y no el de la represión. Pero para eso hay que tener voluntad para dialogar y pactar, ustedes en Colombia saben eso. Las intransigencias y violencias no sirven de nada y lo que hay que hacer ahora es ver si se logra un pacto”.

No obstante, en caso de que no se diera tal diálogo si las intransigencias continuaran, “la cuestión catalana se convertirá en un serio problema europeo, y en ese caso la UE se verá obligada a intervenir, a no mirar para otro lado como lo está haciendo hasta ahora”, vaticinó De Riquer.

UE contra las cuerdas

Periodistas de distintos orígenes y líneas políticas acorralaron en rueda de prensa al portavoz de la Comisión Europea, Margaritis Schinas, tras el que consideraron “tibio” comunicado de dicho ente a la hora de condenar la represión brutal que vivieron familias de catalanes el domingo.

En el escueto documento de cuatro párrafos que la CE había publicado con anterioridad, apenas afirma que “la violencia nunca puede ser un instrumento de la política”, sin responsabilizar a nadie por ella. En cambio, asegura que la cuestión del referendo y las salidas al mismo son un “asunto interno” de España.

Por este motivo, uno de los periodistas le preguntó al vocero: “¿cree que la acción policial fue proporcionada?”.

-“No voy a hacer consideraciones al respecto, me mantengo en lo que dice la declaración”, dijo Margaritis.

Otro periodista entonces advirtió: “vemos una doble vara de medir por parte de la Comisión en cuanto a los referéndums. Recuerdo la intervención de Jean-Claude Juncker (presidente de la CE) en esta sala sobre la consulta de Grecia acerca del rescate europeo: entonces no se dijo que fuera una cuestión interna como ahora. No son opiniones, son hechos. Debería la Comisión aclarar si hay una posición diferente en cada caso y si hay un doble rasero a la hora de valorar la libertad de expresión, en el caso de Turquía y España”.

El periodista se refiere al cierre de páginas web independentistas por parte del gobierno español, algo que también realizó el régimen turco de Recep Tayyip Erdogan contra opositores y que en su momento condenó frenteramente la UE.

En todo caso, ¿debilitó la brutalidad policial del domingo la posición de Madrid? Para De Riquer “tras dichos sucesos, la opinión internacional finalmente se ha dado cuenta de qué tipo de gobierno español hay: intransigente, que no conoce otro lenguaje que enviar la policía contra gente que quiere votar. Rajoy demostró al mundo que está ocultando un asunto político diciendo que es un problema legal. Cuando la ley está impidiendo resolver problemas políticos, no se prohibe, no se reprime; se cambia la ley o se negocia. Eso no lo conoce la intransigencia del gobernante español”.

Para Rafael Piñeros, internacionalista y docente de la Universidad Externado, “lo evidente tras el domingo es la incapacidad de negociar por parte del gobierno nacional y el catalán. El desprecio de Rajoy hacia la situación en Cataluña. Si la región dice ‘me quiero ir’, el presidente español dice, ‘que lo decida un juez o lo reprima la policía’. Mientras sigue haciendo falta un proceso de mediación serio”.

¿Pero intervendrá Europa en el mediano plazo frente a la situación? Para Piñeros “es claro que Europa no realizará esto sabiendo que podría suscitar otros procesos independentistas. Es un asunto delicado que puede tener efectos en Bélgica, Francia, Grecia, Italia, entre otros países”. Habrá de momento declaraciones para disminuir la violencia, pero no más que eso.

Contexto de la Noticia

informe líder opositor pide diálogo

Rajoy se reunió ayer con el líder del Partido Socialista Obrero Español, Pedro Sánchez, y Albert Rivera, de Ciudadanos, para analizar la situación ante una posible declaración unilateral de independencia por parte de Cataluña. En el encuentro, Sánchez reclamó a Rajoy la apertura de un diálogo “inmediato” con Puigdemont, al considerar que “es más necesario que nunca”. Asimismo, lo emplazó a dialogar con todos los partidos, “sin exclusiones”.

Daniel Armirola Ricaurte

Salsero a ultranza. Volante de salida. San Lázaro me protege antes del cierre. Máster en Periodismo - El Mundo (España). Redactor Internacional - El Colombiano.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección