Energía renovable, todavía a la espera

  • De izquierda a derecha: Alfonso Cardona, viceministro de Energía; Alejandro Castañeda, presidente de Andeg; y Hernando Díaz, presidente de la junta directiva de Andeg. FOTO cortesía
    De izquierda a derecha: Alfonso Cardona, viceministro de Energía; Alejandro Castañeda, presidente de Andeg; y Hernando Díaz, presidente de la junta directiva de Andeg. FOTO cortesía
Por sergio rodríguez sarmiento | Publicado el 03 de octubre de 2018
en definitiva

Al país le hace falta una política más organizada para la expansión de la matriz energética renovable del país. El Gobierno parece verlo todavía como un cambio a largo plazo.

¿Hacia dónde va la generación de energía no convencional de Colombia? Si bien el Ministerio de Minas y Energía prevé que sea una opción viable para el crecimiento de la matriz nacional, no cree que debería concebirse como la herramienta más importante para copar la demanda en los próximos años. “Las fuentes tradicionales siguen siendo las generadora más relevantes”, dijo Alonso Cardona, viceministro de Energía en el Foro Energético de Asociación Nacional de Empresas Generadoras (Andeg).

Aún así, el país vive una serie de proyectos empresariales que parecen demostrar que el cambio está a la vuelta de la esquina. Caso Ecopetrol, que desarrollará un parque solar con la capacidad de generar energía para 6 mil viviendas. O la confirmación del objetivo que tiene Coca Cola Femsa para que, junto a EPM, se haga el proceso de transformación con la idea de que las plantas que tiene la marca en el país funcionen con energías no convencionales.

“Aún no hay seguridad por algunos hechos coyunturales que parecen dificultar ese proceso de crecimiento de energía renovable en el país. El caso Hidroituango, que empuja la necesidad de realizar una nueva subasta y, una falta de claridad en las regulaciones, no dejan definir con certeza qué es lo que seguirá”, afirmó Carlos Terrassa, socio de Sumatoria (consultora empresarial con transacciones por 19 mil millones de dólares).

En esa disyuntiva aparecen las generadoras de energía, quienes declaran no saber a ciencia cierta lo que pueda ocurrir con el auge de este tipo de planes. “Primero hay que poner la casa en orden y desde allí partir para saber cómo vamos a crecer”, dijo Alejandro Castañeda, presidente de Andeg.

Castañeda agregó que mientras el país se interesa en la potencialización de energías renovables, sin quitar la mirada sobre lo que ocurra con Hidroituango o una posible sequía, el objetivo debe seguir siendo: cumplir con los acuerdos medioambientales como el COP21 (que se refiere a la reducción del 20 % de las emisiones de efecto invernadero a 2030).

“Lo que veo es que los países que están haciendo la transformación en sus fuentes de energía tienden a sufrir los mismos problemas. Se necesita una serie de variables para que el proceso pueda darse. La flexibilidad, por ejemplo, es fundamental; además de la infraestructura para la transmisión con la capacidad de conectar grandes distancias”, apuntó John Moura, director de evaluación de rentabilidad y análisis de sistemas en Nerc (consultora empresarial de Estados Unidos, con 12 años de experiencia).

La visión del Gobierno parece ser menos futurista y más centrada en la necesidad de impulsar una reducción del consumo desde los usuarios.

Pues ronda en la agenda pública la idea de no correr riesgos en la escasez de suministro del servicio o los posibles golpes financieros para las empresas generadoras de energía en Colombia, ante la aparición de un nuevo Fenómeno de El Niño, que para el que tuvo lugar en 2016 (considerado uno de los más críticos), y le pasó una factura de 1,6 billones de pesos al Gobierno, según la Unidad de Gestión de Riesgo y Desastres .

Contexto de la Noticia

informe previsiones del banco mundial

· De acuerdo con el organismo, unas 1.000 millones de personas viven sin electricidad, por ello la necesidad de contar con un cambio que ayude a esa inclusión.

· Se necesita de mayores incentivos para la generación de este tipo de servicios, así como de el almacenamiento de energía a través de baterías, que permitan un uso más práctico de este.

· Las tecnologías disruptivas, como las redes y medidores inteligentes serán vitales para su puesta en marcha.

Sergio Rodríguez Sarmiento

Tengo más libros de fútbol que calzoncillos y medias.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección