Cifras demuestran que no hay crisis en el sector textil-confección

  • Contrario a lo que afirma la Cámara Colombiana de la Confección (CCC), la Andi y la Cámara de Comercio muestran cifras robustas de este sector. FOTO JAIME PÉREZ
    Contrario a lo que afirma la Cámara Colombiana de la Confección (CCC), la Andi y la Cámara de Comercio muestran cifras robustas de este sector. FOTO JAIME PÉREZ
Por germán jiménez morales | Publicado el 21 de agosto de 2017
Infografía
No hay crisis en el sector textil-confección de Colombia: Andi y Cámara de Comercio
en definitiva

La Andi y la Cámara de Comercio de Medellín revelaron cifras que muestran un buen estado de salud del ramo textil. También hay confianza en el efecto de las medidas tomadas por el Gobierno.

La Cámara de Comercio de Medellín y la Asociación Nacional de Empresarios, revelaron cifras que dan cuenta de un ambiente de buena salud en el sector textil-confección, que contrasta con el escenario de catástrofe y mortandad empresarial que describió la semana pasada la Cámara Colombiana de la Confección (CCC).

Este último gremio afirmó, a través de su vicepresidente, Enrique Gómez Giraldo, que aglutinan a 1.850 empresarios del país, generan 850.000 empleos formales e informales y concentran, más o menos, el 50 por ciento de la producción de este renglón manufacturero. El dato más alarmante que dio el empresario, dueño de marcas como Babalú y Tarrao, es que desde noviembre de 2016 la crisis de esta actividad productiva se tradujo en la desaparición de 3.200 pequeñas y medianas empresas.

¿Y tienen los nombres de todas las empresas que han desaparecido?

“Son pequeñas y podemos conseguir sus nombres. En un solo barrio pueden haber 80 o 100”, le dijo Gómez Giraldo a EL COLOMBIANO, quien se ratificó en que la cifra de semejante mortandad obedecía a cálculos de la Cámara Colombiana de la Confección.

Crece la inversión neta

La Cámara de Comercio de Medellín para Antioquia mostró una cara distinta. En el 2016 apenas se liquidaron en esta región 68 empresas del ramo textil-confección, con activos de 7.627 millones de pesos. Sin embargo, la inversión neta fue positiva en 14.240 millones de pesos, dado que 376 empresas registraron inversiones por 21.867 millones de pesos.

A julio de este año solo se habían liquidado 36 empresas de la actividad textil-confección, con 755 millones de pesos. Sin embargo, se constituyeron 190. Si a estas últimas se adicionan las que incrementaron su capital, se llega a 218, que movieron en total 17.306 millones de pesos.

Como quien dice, al sumar las creadas y las que subieron el capital, y restar las que desaparecieron, la inversión neta arrojó, a julio de este año, un valor positivo de 16.306 millones de pesos.

En exportaciones, los grandes textileros crecieron 23,7 por ciento entre enero-junio, respecto a igual período de 2016. Las de las pymes, cayeron 6,3 por ciento. En confecciones, grandes y chicos descendieron, 5,6 y 9,3 por ciento, en su orden.

Industrias con futuro

Para la Andi, “la industria textil-confección no está en cuidados intensivos ni en jaque, sí estamos atravesando una difícil situación pero esperamos tener unos resultados positivos en el segundo semestre. Las medidas que está tomando el Gobierno nos abren un camino muy esperanzador, el cual esperamos se concrete en mejores condiciones que nos permitan construir competitividad”.

Así lo declaró el gremio, en comunicado de prensa, a través de Juliana Calad, directora de la Cámara de Algodón, Fibras Textiles y Confecciones.

La Andi y la CCC coinciden en que uno de los grandes problemas del renglón textilero-confeccionista es el contrabando, de lo que se derivó una invitación a todos los colombianos a que crean en la industria nacional y consuman sus productos.

Los reclamos de la CCC coincidieron con el anuncio de Fabricato de que silenciará sus plantas entre el 26 de agosto y el 10 de septiembre de 2017, debido a condiciones negativas de la economía, el debilitamiento de los aranceles de importación y el contrabando de textiles. Ambos solicitaron la intervención del Gobierno, que agilizó el anuncio de medidas proteccionistas.

La Andi, al referirse a las decisiones estatales sobre el ramo textil, como el umbral de precios para la importación de ese tipo de bienes, las calificó de positivas y anticipó que contribuirán al mejoramiento del sector, pues “ayudarán a controlar la subfacturación y el contrabando de fibras textiles, hilados y textiles” .

Contexto de la Noticia

ORIGEN reclamos y soluciones

La Cámara Colombiana de la Confección y Fabricato demandaron del Gobierno Nacional medidas de protección, debido al crecimiento del contrabando y el debilitamiento de los aranceles de importación de textiles y ropa. El Gobierno reaccionó rápido y anunció la expedición de un decreto de control aduanero para textiles. Para el efecto se definirá un umbral de precios para la importación de este tipo de productos, con el propósito de que los que ingresen por debajo del mismo, sean sometidos al control aduanero. En unos 10 días se publicará el borrador, para observaciones.

Germán Jiménez Morales

Periodista y escritor. Diplomado en información económica y financiera, Geopolítica y finanzas para no financistas.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección