El profundo mar que revela Sofía Gómez

  • Puede durar 5.08 minutos sin respirar. Recientemente, en Big Blue, México, logró cuatro récords continentales. FOTOs Daan Verhoven
    Puede durar 5.08 minutos sin respirar. Recientemente, en Big Blue, México, logró cuatro récords continentales. FOTOs Daan Verhoven
Publicado el 23 de noviembre de 2015

Disciplina, sacrificio, esfuerzo físico y mental. Eso exige ser deportista de alto rendimiento. La elección de Sofía Gómez al ser apneísta. Ella limita su oxígeno mientras se ejercita y lleva su cuerpo a una situación anormal. Cuando está abajo, en la oscuridad y el silencio, tiene una sonrisa. Sabe que lo logró.

Esta paisa, de 23 años, estudiante de Ingeniería Civil, tiene más de 13 récords nacionales de piscina y profundidad; un récord panamericano en dinámica con aletas (recorrió 195 metros en una piscina sin respirar); y tres récords suramericanos en profundidad: 55 metros sin aletas, 78 en inmersión libre y 81 en peso constante. Su sueño es lograr un galardón mundial.

Su entrenador de natación le dio la espalda cuando decidió seguir el camino de la apnea. Entrenaba sola o con un guía por Skype. Ella no paró. Se midió, anotó sus marcas y se trazó nuevas metas. Así lo sigue haciendo aunque ahora su novio Jonathan Sunnex, también deportista de esta rama, se encarga de dirigirla.

Y si ya es difícil encontrar apneístas reconocidos en Colombia (el samario Carlos Correa y Sofía son los más famosos) mucho más complejo es detectar alguno con presencia en redes sociales.

Precisamente en la web ella marca diferencia. Al ser un deporte poco conocido y, por lo tanto, con escaso patrocinio, Sofía (@SofiGomezU) convirtió a las redes sociales en aliadas de su carrera y, por eso, es nuestro personaje de este perfil tuitero.

Dejar de respirar suena peligroso, ¿por qué se sumerge con tanta tranquilidad?

“Porque me gusta redefinir mis límites, probarme que puedo lograr cosas que no son “naturales”. No siento miedo porque estoy segura de que lo puedo lograr y, además, siempre me acompañan personas que se encargan de mi seguridad. En apnea todo está bajo control. Sé cuánto puedo bajar y de ahí no me dejan pasar”.

¿Su lugar preferido para practicar apnea?

“Tengo dos favoritos hasta ahora (porque me faltan muchos por visitar). Long Island en Bahamas. Ahí está el Dean’s Blue Hole, el lugar más perfecto para hacer apnea porque no hay corriente ni viento. A un paso de la orilla tienes 202 metros de profundidad. Allí comencé a sumergirme mucho más. El otro es Dominica, en el mar Caribe, una isla llena de cascadas, lagos, aguas termales. Allí, en Scotts Head, está el cráter de un volcán que el mar inundó hace millones de años y tienes 100 metros de profundidad y el agua es calientita”.

¿Por qué escogió este deporte ?

“Hice natación con aletas desde que tenía 10 y hasta el año pasado. Lo amé. Competí y fui de las primeras del ranking nacional, pero, en realidad, al final de mi carrera en esta disciplina ya no sentía las mismas ganas de competir y ganar. En la apnea descubrí otra pasión. Supe que tenía talento y que me daba más alegría así nadie conociera el deporte. Por eso, decidí dejar de practicar aletas, renunciar a los Juegos Nacionales, y seguir mi pasión. Soy inmensamente feliz”.

Una vez estuvo muy acompañada... ¡por tiburones! ¿Cómo fue eso?

“Fue en Roatán, isla de Honduras, durante una competencia en el 2013. Siempre van buzos a darles comida a los tiburones de arrecife (ellos son mansos). Era difícil porque había que bajar 20 metros a pulmón, esperar a que se acercaran y volver a subir. El momento quedó registrado en una foto por accidente: yo bajaba viendo a otro tiburón que se alejaba, cuando di la vuelta tenía a otro frente a mí. Yo paré y nos tomaron la foto. ¡No es Photoshop!”

Es muy activa en sus redes sociales ¿por qué?

“Es chévere mostrarle a la gente cosas divertidas, que salgan de la monotonía. También es la manera más sencilla de mostrar lo que hago y una buena forma de conseguir apoyo deportivo. Si no fuera por Twitter y porque Mauricio Mosquera (@mauromosquera), gerente de Indeportes Antioquia, leyó uno de mis trinos, nunca hubiera competido en Roatán la primera vez. Sin las redes tampoco hubiera tenido la oportunidad de que Pirry (@PirryTv) me conociera y publicara imágenes de mi trabajo para que sus seguidores supieran quién soy”.

¿Por qué Colombia tiene tan pocos apneístas?

“Porque no es un deporte conocido y porque la gente cree que no es capaz de hacerlo. También hacen falta espacios y entrenadores”.

Si un dirigente o un patrocinador le preguntara por qué debería apoyar la apnea, ¿qué le diría?

“Que no todo es fútbol. Que apoyen la apnea así como a otros deportes. Somos muchos los que sacamos la cara por el país. Que me apoye a mí porque una de las cosas que más me gusta hacer es representar a Colombia”.

Está a punto de terminar su carrera como ingeniera civil ¿vivirá de esta profesión?

“No hay nada que me asuste más que graduarme y tener que gastar mi vida en una oficina esperando a que lleguen las vacaciones. Quiero vivir de la apnea, sé que no es fácil y que no viviré como una multimillonaria pero seré inmensamente feliz”.

Contexto de la Noticia

Marcela Vargas Aguiar

Comunicadora Social-Periodista de la UPB. Periodista de Interacción y Comunidades

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección