<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

“Aún me siento muy bien, entero”, dice el zaguero de Nacional Cristian Zapata

Cristian Zapata dice que Nacional conformó un grupo “completo y unido”. Habla de su trayectoria internacional.

  • Cristian Zapata inspira respeto y liderazgo en Atlético Nacional y espera poder estar competitivo para todos los retos que están al frente, sobre todo la Copa Libertadores. FOTO juan antonio sánchez
    Cristian Zapata inspira respeto y liderazgo en Atlético Nacional y espera poder estar competitivo para todos los retos que están al frente, sobre todo la Copa Libertadores. FOTO juan antonio sánchez
05 de febrero de 2023
bookmark

No todos los días en el fútbol colombiano uno puede disfrutar de un futbolista que haya jugado en España e Italia, en equipos importantes y como protagonista. Además, que cuente con dos participaciones en mundiales. Hoy, Nacional tiene en Cristian Zapata a ese jugador.

El caucano, que debutó en el Cali, jugó en el Udinese italiano, fue al Villarreal de España, regresó a Italia para ponerse la cinta de capitán del Milan y también hizo parte del Genoa. El año pasado decidió regresar a este continente para jugar con el San Lorenzo argentino, del que también fue capitán y figura.

Con Colombia estuvo en los mundiales de Brasil 2014 y Rusia 2018. Después de 18 años por fuera del país, Nacional le abrió las puertas para regresar. Dialogamos con él.

¿Cómo ha sido este comienzo de temporada?

“Es un trabajo muy bueno el que estamos realizando, iremos despegando poco a poco. Hasta el momento estoy contento por todo lo que se está desarrollando, la idea es mantener ese camino”.

Estuvo muchos años por fuera del país, ¿qué ha sido lo más difícil de volverse a adaptar a Colombia?

“Fue mucho tiempo por fuera, son mundos y culturas completamente diferentes, pero extrañaba mucho la familia y la alegría de la gente, por allá las personas son muy frías. Eso me pone muy contento y estoy emocionado para darle lo mejor de mí a Atlético Nacional”.

¿Qué fue lo mejor de jugar en Europa?

“Seguramente que uno aprende otro tipo de cultura, la europea es muy avanzada y eso te enriquece mucho a nivel personal. A mí me llenó poder conocer otro tipo de costumbres”.

¿Es de libros, música y cine?

“De música y cine sí, de libros poco. Escucho de todo, un poquito de salsa, vallenatico, pero eso depende del estado de ánimo. A veces uno está como más romántico y ahí está el vallenato, y cuando estás acelerado le metes al reguetón (risas)”.

¿Qué artista o canción lo ha marcado?

“Soy muy diomedista (fanático de Diomedes Díaz), con sus canciones me motivo”.

¿Cómo es la experiencia de tener al lado jugadores a los que usted les lleva hasta 18 o más años?

“Nos hemos relacionado muy bien y es raro cuando me llaman ‘viejito’ (risas). Imagínate que ya me llamen viejo, pero me acuerdo que cuando yo tenía 18 también llamaba viejos a los otros. Son cosas que van pasando y hacen un mejor ambiente en el grupo”.

¿Cómo analiza a los jóvenes del plantel?

“Hay mucho pelao con talento y yo trato de darles una mano, aconsejándolos, hablándoles, diciéndoles que aprovechen el momento, la oportunidad, que trabajen para que puedan hacer una carrera maravillosa. Que tengan presente que en esta profesión hay que entregar el máximo en cada entrenamiento y partido”.

¿Qué disfruta hacer en el tiempo libre con sus hijos?

“Tengo dos hijas, una de 10 años y otra de 6. Ellas viven en Cali con la mamá. La más grande, Itzell Paulina, sí es fanática del fútbol, está en una escuelita, en una academia del Deportivo Cali y me heredó la pasión; vamos a ver si logra hacer carrera , de mi parte tiene todo el apoyo”.

¿Con quién vive aquí en Medellín?

“Con mi hermana que es la que siempre ha estado aquí acompañándome”

¿Quién le ha dado el mejor consejo en su vida y cuál fue?

“Han sido muchos, pero los mejores me los dieron mis padres. Ellos son una fuente importante para mi vida, siempre me hablaron desde el ejemplo, son personas trabajadoras, humildes y eso es lo que me ha marcado, por eso me entrego completamente a mi profesión. Cuando ellos me regañaban muchas veces no les paraba bolas, pero ahora que soy padre los pude entender completamente y puedo decir que tenían razón, todo lo hicieron por mi bien”.

¿Cómo le va con la comida acá, come bandeja paisa?

“La bandeja paisa siempre ha hecho parte de mi dieta (risas), incluso cuando estaba en España e Italia buscaba los restaurantes colombianos para comerme mi bandejita. Pero tampoco se puede abusar porque es pesada, pero muy rica”.

¿Qué extraña de jugar afuera?

“Son dos mundos muy distintos. El de afuera es un fútbol más respetuoso, se juega con mayor tranquilidad. Acá es más agresivo, adentro y afuera de la cancha con las exigencias de los hinchas. Entonces son dos mundos bastante diferentes”.

¿Qué pasó en Argentina? Usted viene de ser figura con San Lorenzo, incluso capitán...

“Fue una experiencia muy linda, quería jugar en el fútbol argentino y gracias a Dios se me dio. Ellos son muy apasionados, es un fútbol muy rápido y físico y me fue muy bien, pero decidí que era el momento de regresar a mi país para poder brindarles a los jóvenes toda mi experiencia. Físicamente estoy muy bien y competitivo, así que era el momento justo para regresar”.

Hay un sector de la hinchada que sigue molesta y cree que el equipo no se reforzó bien, ¿usted, con toda sinceridad, cómo ve el plantel?

“Es un grupo muy bueno, tenemos unos futbolistas jóvenes con mucho talento y la idea es que ese talento lo acompañemos con gente de experiencia, incluyéndome. Vamos a hacer lo que está a nuestro alcance para que todos estos jóvenes se destaquen, por el bien de ellos y del club. Si les va bien, nos va bien a nosotros. Veo un equipo compacto, completo y unido”.

¿Cuál es su impresión del técnico Paulo Autuori?

“Me le quito el sombrero y eso que yo he tenido muchos técnicos de categoría. El poder trabajar con él es un lujo, se le nota la trayectoria y experiencia, cuando habla es un maestro. Absorbo todas sus palabras, porque son sabias. Muy contento de estar con él y motivado para lograr grandes cosas “.

¿Si no hubiera sido futbolista qué camino hubiera elegido?

“No sé, lo que recuerdo es que cuando era niño miraba una serie que se llamaba ‘Hombres de Honor’ y seguramente me hubiera ido para el Ejército, pero gracias Dios que pude hacer una cerrera en el fútbol”.

¿Ha pensado en cuándo se va a retirar y lo que quiere hacer después?

“Yo creo que no estamos muy lejos, pero físicamente todavía me siento muy bien, entero. Todos los días me entreno sin guardarme nada, dando lo mejor de mí. Ya pensando en lo que pueda hacer después me gustaría ser técnico”.

¿Qué le llama la atención de ser técnico?

“Antes no me llamaba nada la atención, pero cuando uno se está acercando al retiro le va cogiendo gusto, ese amor a seguir en este hermoso deporte y qué mejor opción que compartiendo lo que uno ha recogido durante toda la carrera”.

Escanee el código QR y vea la entrevista completa con Cristian Zapata, el experimentado zaguero verdolaga.

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*