<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

¿Cómo se puede ser sostenible en el mundo de la moda?

Una pregunta difícil, sobre todo si se tiene en cuenta que esta es la segunda industria más contaminante en la Tierra.

  • El 10% de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero pertenecen a la industria de la moda. FOTO: Getty
    El 10% de las emisiones mundiales de gases de efecto invernadero pertenecen a la industria de la moda. FOTO: Getty
  • Trabajadores de ConfeccionArte. FOTO: Cortesía Grupo Éxito
    Trabajadores de ConfeccionArte. FOTO: Cortesía Grupo Éxito
02 de febrero de 2024
bookmark

En un planeta en el que cada vez se están sintiendo más los estragos del calentamiento global y del cambio climático, y en el que la industria de la moda es la segunda más contaminante, ya que su impacto ambiental reverbera por todo su ecosistema comercial, “desde la producción, distribución y exhibición hasta la adquisición, los procesos de cuidado y lavado y, finalmente, su desecho”, como escribieron en la Revista Global UNAM, todas las empresas asociadas a ella, están buscando alternativas de sostenibilidad y prácticas amigables con los recursos naturales.

Una de esas empresas es el Grupo Éxito, que hoy cuenta con el Sello de Moda Sostenible (SMS) en la Categoría Oro, una etiqueta voluntaria obtenida para sus productos, que le cuenta a sus compradores que están comprometidos con la salud de la Tierra, y que la sostenibilidad es uno de sus pilares fundamentales.

Este sello es otorgado por CO2CERO, una compañía que lidera acciones innovadoras frente al cambio climático, generando proyectos y servicios para el beneficio de sus aliados, manteniendo un modelo de negocio rentable, sostenible y replicable, lo cual abarca mucho más que el origen de la materia prima de una prenda.

Es decir, certifican tres factores característicos de las buenas prácticas en producción: lo ambiental, lo social y lo económico, para así garantizar que tanto la organización como su marca o marcas asociadas, sus distintas colecciones y cada uno de sus productos respondan a la misma filosofía empresarial, pues solo de esa manera, según ellos mismos, “la industria de la moda colombiana logrará alcanzar una transición real y segura hacia la protección integral del ambiente”.

¿Cómo se adquiere el sello?

Lo primero es que cualquier empresa o marca del sector de la moda, sea textil, confección, calzado, marroquinería o cosmético, puede obtener el Sello de Moda Sostenible, siempre y cuando esté consolidada con al menos un año de operación, esté legalmente constituida, y que después de someterse al diagnóstico de CO2CERO, en su categoría de entrada (existen tres: oro, plata y bronce), el resultado que obtenga sea mayor a 10%.

En ese diagnóstico se evalúan tres puntos. El primero, la consciencia ambiental de la organización, que se enfoca en lo cognitivo, emocional y conductual, teniendo en cuenta factores como “pensamientos y conocimientos sobre el cambio climático, uso de recursos naturales y problemáticas asociadas al sector de la moda, sentimientos y motivaciones frente a situaciones ambientales en la actualidad, acciones a favor o en contra de la mitigación de gases de efecto invernadero, y el manejo responsable de residuos y consumo sostenible”, explican.

El segundo, la consciencia social, que se enfoca en lo social, empresarial y laboral, teniendo en cuenta factores como “el nivel de conocimiento que tienen las personas acerca de las problemáticas sociales del sector de la moda, el conocimiento de los colaboradores acerca de iniciativas como la Responsabilidad Social Empresarial de la organización, y el nivel de satisfacción de los colaboradores entorno a las condiciones laborales de seguridad y salud en el trabajo, asignación salarial, incentivos e impulsos a la formación”.

Y el tercero es una auditoría a la sostenibilidad, la cual se enfoca en el ambiente, economía, seguridad y salud en el trabajo, teniendo en cuenta factores como “normativa, instalaciones, cambio climático, producto, cadena de valor, gobierno, gestión corporativa; normativa y SST, DDHH, colaboradores, proveedores, comunidad y consumidores; gobierno corporativo, desempeño económico, prácticas justas de operación y alianzas para el desarrollo”.

Así que una vez se ha superado el diagnóstico y su resultado está por encima del 10%, en la empresa diagnosticada se inicia una etapa de implementación de estrategias que promuevan acciones ambientales y sociales que favorezcan el cuidado y la preservación del planeta. Luego se hace difusión del sello, y, por último, la organización se compromete a hacer una mejora continua, año tras año, de este.

Una empresa de Medellín con SMS

En todas partes hay alguien que cose. Puede ser una mamá de 50 años, la muchacha de 18 que se graduó del colegio y a la que no le alcanzó el dinero para entrar a la universidad o la mujer de 30 que aprendió a sobrevivir con una máquina. Y aunque, por supuesto existen excepciones a la regla y se ha desarraigado el género del rol, siguen siendo, en su mayoría ellas, las que buscan y persiguen y encuentran sueños detrás de una aguja enhebrada.

De esas mujeres, por ejemplo, está repleta ConfeccionArte, una empresa que nació en el pleno corazón de Bello, hace 18 años. “Esto lo empezamos cuatro hermanas, en la sala de la casa, buscando el sustento para la familia y, bueno, hoy podemos decir que esa familia se nos creció, porque ya somos más o menos 300 personas las que trabajamos en toda la cadena de producción que hemos generado, y las que vienen a construir con nosotros un propósito y un proyecto de vida”, cuenta la gerente, Idalia Calderón Velásquez.

Además de esas personas que están ahí y que trabajan dentro del edificio de cinco pisos que es su planta física, también están las personas y las demás empresas que los han acompañado a lo largo del tiempo con capacitaciones, con investigación o con trabajo en conjunto, y que les han abierto sus puertas convirtiéndolos en proveedores, como sucede con Didetexco, la industria textil del Éxito, que desde que iniciaron, le ha confiado la confección de la ropa de People, Arkitect y Bronzini, es decir, las marcas propias del grupo.

Así pues, que al ConfeccionArte ser uno de los principales proveedores de Didetexco, también está cobijado con el Sello de Moda Sostenible, en la Categoría Oro, con el que cuenta el Grupo Éxito, y no es para menos, cada una de esas prendas o colecciones allí confeccionadas cuentan con un proceso flexible y dinámico, que inicia con la investigación del público y de las tendencias del mercado enfocadas en cada cliente específico, pasa por una etapa desarrollo, otra de producción, otra de logística y una última de administración, pero que está en marcado en una ideología que cada vez busca ser más responsable con el planeta.

¿Cómo? Con acciones concretas: toda la planta física, un edificio enorme de cinco pisos que alberga 250 máquinas industriales de coser, usa paneles solares, es decir, funciona con energía solar, lo cual equivale a decir que la energía que se usa en su cadena de producción ya no se traduce en emisiones de CO2. Sin contar con que tienen una política estricta para reciclar los residuos que se dan durante el proceso, convirtiéndolos en ecoladrillos y juguetes.

Por eso, para Para Erick Vivoni, director general de la filial textil de Grupo Éxito, tener el Sello de Moda Sostenible es “un compromiso que fortalece la credibilidad en los diferentes grupos de interés, ya que demostramos responsabilidad en nuestras prácticas productivas y a lo largo de la cadena de valor”.

Trabajadores de ConfeccionArte. FOTO: Cortesía Grupo Éxito
Trabajadores de ConfeccionArte. FOTO: Cortesía Grupo Éxito

Otras empresas con el Sello de Moda Sostenible

· Grupo Éxito

· Cueros Vélez

· Bronzini

· Arkitect

· Entrelazos

· People

· Joyería Ana Martín

· Domenica

· Dellaterra

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*