<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

Víctimas de “El Ungido” en Medellín y Envigado temen que recupere pronto su libertad

El aplazamiento de audiencias hace temer por el vencimiento de términos. Fiscalía dice que no pasará.

  • Édinson Camilo Gómez Ruiz, más conocido como El Ungido, es señalado de explotación sexual y laboral en casos registrados en Medellín, Envigado y Guatapé desde el 2006. FOTO CORTESÍA
    Édinson Camilo Gómez Ruiz, más conocido como El Ungido, es señalado de explotación sexual y laboral en casos registrados en Medellín, Envigado y Guatapé desde el 2006. FOTO CORTESÍA
17 de enero de 2024
bookmark

Volver a ver en la calle en pocos días al hombre que durante años les generó miedo y dolor a través de un grupo de oración es el dolor de cabeza de quienes aseguraron ser víctimas de El Ungido, un supuesto líder espiritual a quien capturaron en septiembre pasado y que es procesado como presunto responsable de múltiples delitos. Temen que recobre la libertad por vencimiento de términos, pero desde la Fiscalía aseguran que su caso es tan complejo que tiempo es lo que les sobra para procesarlo.

El caso de las víctimas de Édinson Camilo Gómez Ruiz se estaría tornando complejo, puesto que a comienzos de esta semana se postergó la audiencia de acusación en su contra por los delitos de trata de personas con fines de explotación través de trabajo forzado, en concurso homogéneo y sucesivo; trata de personas con fines de explotación a través de matrimonio servil; acceso carnal violento y porte ilegal de armas de fuego.

Alejandra*, una de las víctimas junto con su compañero sentimental, relató que “la audiencia no se hizo y le dieron un nuevo aplazamiento, sin fecha definida, porque como los delitos ocurrieron en varios municipios, están definiendo en cuál se realiza el proceso. Nos dijeron que si pasan 120 días hábiles, podría haber riesgo de que vuelva a quedar libre por vencimiento de términos”.

Ante este temor, EL COLOMBIANO consultó con la Fiscalía sobre el avance de este proceso y el riesgo que denunciaron las víctimas. No entregaron muchos detalles sobre el avance procesal del mismo, pero señalaron que por la cantidad de delitos por los que está siendo procesado, el tiempo de vencimiento de términos aún está muy lejano.

En el mismo sentido habla el abogado Iván Durango, quien explicó que puede haber vencimiento de términos cuando durante la formulación de imputación hayan pasado 90 días o cuando la medida cautelar haya cumplido un año. “Pero cada caso hay que mirarlo con lupa”, dijo.

El calvario de las víctimas

Después de la captura de Gómez Ruiz, las víctimas aseguraron que se sienten más tranquilas, a la espera de que se haga justicia por los casos de maltrato, abuso y tortura que sufrieron en hechos ocurridos entre 2006 y 2023, según indicó la Fiscalía cuando se registró la captura. Alejandra recordó los malos meses que vivió, junto con su pareja, por cuenta de los maltratos de los cuales habría sido víctima durante más de dos años.

Entérese: La historia del intento de atraco que terminó con balacera en centro comercial de El Poblado: iban por relojes de lujo

“Todo comenzó cuando yo era una joven a la que reclutó, en ese momento, con mi novio. Al principio se mostraba gentil y con ideas de Dios sin tanto drama y eso nos cautivó”, relató esta mujer.

Pero con el paso del tiempo, este discurso religioso cómodo se habría convertido en una tortura porque, según denunció, se presentaron maltratos y otros casos de abusos.

“Te promete trabajo y te va dando garantías, al tiempo que te va aislando de tu familia, al punto de convertirlos en tus enemigos y luego me dijo que le tenía que pedir permiso para todo, para hablar con mis amigos y hasta con mi esposo, con quien me casé dentro de la secta y ya me prohibían verlo porque lo mandaron a otra ciudad del país”, expresó.

Le puede interesar: Capturan a profesor de educación física que habría abusado de una alumna en Cundinamarca

Finalmente, cuando ambos decidieron salirse y se encontraron en la ciudad en cuestión, ambos notaron los signos de maltrato físico y psicológico, además del incumplimiento de las garantías laborales y económicas, ya que ambos trabajaban en talleres de confecciones y almacenes que tendría El Ungido.

“Cuando lo volví a ver después, lo encontré flaco y desnutrido. Me dijo que lo tuvieron trabajando en un almacén por varios meses y le daban, apenas, $200.000 para todos los gastos. No le alcanzaba ni para comer”, contó. Además de estos casos de maltrato, se conocieron denuncias de mujeres que habrían sido explotadas sexualmente. “Mediante un discurso religioso, la coaccionó e instrumentalizó su cuerpo obligándola a sostener relaciones sexuales con la prohibición de orgasmos”, afirmó la Fiscalía.

En el expediente también reza una denuncia por un caso de abuso sexual contra una adolescente de 15 años, a quien habría intimidado con un arma de fuego y con un cuchillo, según el expediente.

Aunque aún están pendientes de iniciar las audiencias de acusación, tanto las autoridades como las propias víctimas esperan que El Ungido no le sean suficientes todos los milagros para evadir la justicia por los múltiples delitos de los que le señalaron y que habría cometido en nombre de Dios.

* Nombre cambiado

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

PROCESANDO TU SOLICITUD