Cartas a la Directora
Columnista

Cartas a la Directora

Publicado el 08 de diciembre de 2018

El día de la inmaculada concepción

Por Carlos Arturo Pabón

El nombre del Día de la Inmaculada Concepción se ha ido diluyendo año tras año para dar paso a la coloquial denominación de Día de las velitas, el cual se ha convertido en un carnaval de luces de esperma, más inofensivas que la explosiva y aturdidora pólvora, pero no por ello exenta de cuidados, ya que en este tradicional día, en el cual celebramos la concepción de la santísima Virgen, son los niños quienes más disfrutan encendiendo velas y recogiendo esperma para hacer bolas, lo que hace necesario prestar vigilancia para evitar una tragedia, pues no son pocos los accidentes en los cuales el origen ha sido una vela o veladora mal puesta o mal manipulada. Ojo pues con los niños y que el homenaje a la Virgen transcurra en paz y amor.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas
  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 1

    Aplausos y pitos

    $titulo

    EL ITM Y LA I.U. PASCUAL BRAVO

    Entidades educativas de Medellín obtuvieron patente de invención en prototipo de ahorro de combustibles.

    $titulo

    AGRESORES DE PERIODISTAS

    Adeptos de alias “Jesús Santrich” agredieron física y verbalmente a periodistas que cumplían su labor.