<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Elbacé Restrepo
Columnista

Elbacé Restrepo

Publicado el 19 de julio de 2015

EN EL SAN VICENTE, PRIMERO EL PACIENTE

Hace unos días nos sacudieron las noticias sobre las dificultades financieras del Hospital Universitario San Vicente de Paúl. Si bien no es la primera ni será la última entidad que sufre por falta de plata, saber que uno de nuestros grandes referentes en salud no tiene ni con qué pagar la cuenta de los servicios públicos, duele en el alma.

Más allá de las cifras, de los enredos del sistema, de la burocracia que todo lo ralentiza, del Fosyga, del Ministerio, de la crisis, de las reformas y de las EPS que no pagan, unas porque no tienen con qué y otras por la incurable corrupción, busqué voces que me hablaran sin el signo $ de intermediario. Y encontré tantas que me encarté para publicarlas todas. De modo que apliqué el tin, marín, de do pingüé... y tomé solamente dos testimonios, que transcribo a continuación:

Ángela, paciente de cancerología en franca mejoría y recuperación, con voz entrecortada y lágrimas en los ojos: “A mí me hablan del San Vicente y se me ilumina todo, es como una luz de vida. El Hospital tiene mucha calidad humana, el trato es maravilloso y, por más aterrador que sea el diagnóstico, en las manos de los médicos y de las enfermeras uno siente que hay esperanza de vida, confianza, sabiduría y seguridad”.

Una empleada del Hospital, que pide reserva de su nombre: “Sé de un niño que requiere un tratamiento para un cáncer ocular y como el Hospital es el único que tiene este servicio en Latinoamérica, lo recibió y lo está atendiendo sin abonar un peso. La cuenta ya llega a 100 millones, que la familia nunca podrá pagar, pero, ¿cómo dejar que el niño pierda sus ojos o muera? Ni riesgos”.

El HUSVP es un joven de 100 años que ha tenido dificultades, todas económicas, por una razón fácil de entender: Primero atiende y después cobra. Primero el paciente, luego el dinero. Primero la salud, después la factura. Así, la subsistencia es un reto diario que obliga a innovar y adaptarse, siempre protegiendo el legado de los fundadores: Dar salud a las personas de menos recursos económicos.

Cada año el Hospital, incluyendo la Policlínica y el pabellón infantil, subsidia la atención a pacientes sin recursos por más de 4.000 millones de pesos. Y súmele, o mejor réstele, los $250.000 millones que se demoran casi un año en pagarle los acreedores.

No obstante trabajar con la cutícula, los empleados tienen un fondo para ayudarles a los familiares que llegan de pueblos alejados a acompañar a su paciente enfermo pero no tienen dónde quedarse, ni comida, ni plata para el bus. ¡Me da escalofrío tanta belleza!

¿Cómo sigue el Hospital de pie, recibiendo pacientes y estudiantes, protegiendo el trabajo de su personal y abonando a sus proveedores? Esa es la magia de las crisis cuando se asumen con entereza, levantando la cabeza, exigiendo sus derechos y dando mucho a quienes más lo necesitan.

Pero la solidaridad del Hospital, si bien estira, tiene un punto de quiebre. Si la ley de la compensación y la justicia existen, es hora de que el sistema de salud, la burocracia, el Fosyga, el Ministerio y las EPS tomen la chequera y le giren un hálito de vida a nuestro querido HUSPV, uno de los mejores de Latinoamérica que Medellín, Antioquia y Colombia no pueden darse el lujo de dejar morir .

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas

Aplausos y pitos

$titulo

MUSEO DE ARTE MODERNO

Hoy abre al público la exposición “Dan Flavin, Espacio y Luz”, organizada con la Dia Art Foundation.

$titulo

EDUARDO ANDRÉS MERCHÁN P.

Capitán de la Policía, sancionado por la Procuraduría por la violación de una teniente de la institución.