<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Alejo Vargas Velásquez
Columnista

Alejo Vargas Velásquez

Publicado el 21 de febrero de 2021

LA VIOLENCIA, EL ODIO Y LA VENGANZA

Hemos insistido reiteradamente en que un factor –no el exclusivo, por supuesto- que está en la base de la violencia –política y de la vida cotidiana-, hace referencia al odio y la venganza. Y esto ha acompañado nuestra historia política, hasta hoy, porque la posibilidad de asumir actitudes más tolerantes para entender y manejar situaciones conflictivas, es vista como debilidad y estigmatizada. Es decir, estamos frente a la manifestación de una cultura política dogmática e intolerante y de la venganza a flor de piel –incluso en ocasiones mimetizada con ropaje de justificación jurídica-.

Buena parte de la violencia política entre conservadores y liberales que atravesó la primera mitad del siglo XX, estuvo asociada a esa cultura intransigente que...

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas

Aplausos y pitos

$titulo

SELECCIÓN COLOMBIA
El voleibol femenino hace historia: vence a Brasil, obtiene plata en sudamericano y pasa al mundial.

$titulo

SICARIOS
En Tuluá, Valle del Cauca, acabaron con la vida del reconocido periodista Marcos Efraín Montalvo.