<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
Ramiro Velásquez Gómez
Columnista

Ramiro Velásquez Gómez

Publicado el 23 de agosto de 2019

Por el respeto al trabajador

Ya no podemos seguir así. El lunes en Estados Unidos, 200 directores ejecutivos de las grandes compañías, desde Apple a Walmart, pasando por Amazon y General Motors se reunieron para redefinir el papel de los negocios en la sociedad. Ven que el mandato de dar ganancias a los accionistas a como dé lugar ya no es apropiado ni aceptado. Eso fue hace 50 o más años.

¿Cambio de paradigma empresarial? Nancy Koehn, historiadora de Harvard Business School, dijo a The New York Times que “ellos perciben que los negocios como siempre ya no son aceptables”.

No hubo metas concretas. Cada quién hará lo suyo, pero se sumaron a compensar a sus empleados con justicia y entregarles ‘beneficios importantes’, entrenamiento y educación. Asimismo acordaron abrazar prácticas ambientales sostenibles, impulsar la diversidad, la inclusión, la dignidad y el respeto.

¿Qué se derivará de allá? La esperanza es que se haga realidad y en el mediano plazo permee prácticas en otros países.

Como en Colombia, donde las ganancias a como dé lugar han sido la constante para beneficio de los dueños directos y accionistas. Y aunque hay empresas con justicia laboral y social en sus negocios, es demasiado común ver empleados mal pagos, sin prestaciones ni seguridad social, sin derecho a descansos ni vacaciones y en muchos casos mal remunerados, amparados en que si no le sirve a otro sí.

Situaciones favorecidas por una legislación, la colombiana, que en las últimas décadas se ha dedicado a favorecer más al empresario en contra del trabajador, que ha perdido derechos mientras a aquel se le reducen hasta impuestos para que cree empleo, lo que solo ha servido para aumentar sus ganancias. De hecho, ya se anuncia una reforma para permitir el trabajo por horas y días, y facilitar mucho más el despido de empleados. Pauperización y masacre laboral a la vez.

No es exageración. Basta conversar con personas en la calle, con amigos y familiares para conocer su triste situación, aceptada por la necesidad.

¿Servirá de algo el viraje anunciado por las empresas estadounidenses? Los accionistas y dueños tienen derecho a aumentar ganancias, pero bajo un trato justo al trabajador y a la sociedad, entregando productos de calidad bajo la premisa de sostenibilidad ambiental.

Parece un sueño lejano para un país donde la clase política hace parte y es más amiga del empresario que del ciudadano del común.

Maullido: en toda cebra debe haber letrero grande: paso peatonal preferencial. A ver si las respetan.

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas

Aplausos y pitos

$titulo

TAXIS VERDES EN MEDELLÍN

Comenzaron a circular por la ciudad. Aunque por ahora son pocos, se espera el aumento de la flota.

$titulo

NARCOSEMISUMERGIBLE

De casi 20 m de largo, llevaba, según las autoridades, ocho toneladas de cocaína. Interceptado en Tumaco.