<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
José Guillermo Ángel
Columnista

José Guillermo Ángel

Publicado el 08 de mayo de 2021

SOBRE PRÓXIMAS CIUDADES (3)

Estación Movilidad, que pareciera una bolsa donde no paran de introducir carros, motos, buses, camiones pequeños, tractomulas y otros, y a la que llegan la contaminación por CO2 (los vehículos son unidades móviles contaminantes), el ruido permanente, el aire enrarecido con partículas diminutas de llanta debido a los frenazos (es el llamado polvo negro), conductores malgeniados, incidentes de tráfico (un buen eufemismo por accidente), señalizaciones que aparecen de repente sin hacer antes una capacitación, urbanismo estratégico que reduce el ancho de las vías y los muchos que conducen violando la señalética y a veces sin saber qué es eso. Y a esto hay que agregarle un peatón que camina con temor o que viola normas pasando por cualquier parte o desobedeciendo a los semáforos. Y así, mirando el estado de la movilidad, se sabe cómo piensa la ciudad. En el inicio de la novela El hombre sin atributos, Robert Musil, es claro en esto: el movimiento de la ciudad define el comportamiento del ciudadano.

Una ciudad es movimiento, y así como se gobierna con base en creación de infraestructuras, mejoras al ciudadano, sostenibilidad urbana etc., también hay que gobernar la movilidad, pero no creando más vías para rellenar (hay que dejar a un lado la mentalidad chorizo) sino educando al ciudadano (al peatón, al conductor) para que se mueva como es debido, pero teniendo en cuenta antes que el Estado no puede seguir viviendo del impuesto a los combustibles fósiles, como pasa ahora, cuando sabemos que se incentiva el movimiento de vehículos a gasolina y diésel para obtener réditos de ello. De nada valen esos impuestos en medio de un desorden generalizado (ya se conduce de la peor manera, todos pegados) que afecta la salud pública (la física y mental) debido a la sobrecarga vehicular.

Ya es claro que la era de los combustibles fósiles llega a su final y es reemplazada por el uso de energías limpias, la movilidad del ciudadano en transporte público no contaminante y el uso de la bicicleta, que ya es el vehículo urbano personal en las ciudades sustentables. Si se incentivan estos transportes (el metro, el tranvía, los buses eléctricos), enseñándole a la gente que así se estresa menos mientras se desplaza y llega más rápido a su destino, ya la movilidad será consecuencia de un buen gobierno, produciendo a la vez un mejor ciudadano. Así que hoy en día no es cuántas vías tenga una ciudad, sino qué red de transporte limpio tiene.

Acotación: hay que priorizar al peatón que accede al transporte no contaminante porque saldrá de su casa, caminará y llegará a la estación. Y en este tramo, hará tejido social, sabrá de su barrio y cumplirá normas (que es lo que más se rompe cuando la movilidad es desordenada). Con el transporte limpio, la ciudad obtiene otra vitalidad para ser bien gobernada y habitada

Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Otros Columnistas

Aplausos y pitos

$titulo

TATIANA TORO

Matemática de la U. Nacional, nueva directora del Instituto de Investigaciones en Ciencias Matemáticas (MSRI) en EE.UU

$titulo

RÓBINSON QUINTERO

Alias “Macho”, cabecilla de Los Pelusos, y requerido por múltiples delitos, entre ellos contra líderes sociales, capturado.