<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

Nobel por reescribir el código de la vida (ADN)

El avance ha contribuido al desarrollo de nuevas terapias y abierto la posibilidad de curar en el futuro enfermedades hereditarias.

  • La norteamericana Jennifer A. Doudna y la francesa Emmanuelle Charpentier, ganadoras del premio Nobel de Química que les fue otorgado este miércoles. FOTO EFE
    La norteamericana Jennifer A. Doudna y la francesa Emmanuelle Charpentier, ganadoras del premio Nobel de Química que les fue otorgado este miércoles. FOTO EFE
Por resumen de agencias | Publicado el 08 de octubre de 2020

Las genetistas francesa Emmanuelle Charpentier y estadounidense Jennifer Doudna se convirtieron en las primeras mujeres que reciben juntas un Nobel científico, al ser galardonadas en la categoría de Química por sus investigaciones sobre las “tijeras moleculares”, un avance “revolucionario” para modificar los genes humanos y reescribir de alguna manera el ADN.

El premio quiere recompensar “un método de edición de genes que contribuye a desarrollar nuevas terapias contra el cáncer y puede hacer realidad el sueño de curar enfermedades hereditarias”, subrayó el jurado en Estocolmo.

La francesa, de 51 años, y la estadounidense, de 56, se convierten así en la sexta y séptima mujer que ganan un Nobel de Química desde 1901.

Investigación

Además es la cuarta vez en la historia de estos premios que un Nobel científico es ganado únicamente por mujeres, después de los de Química logrados por la francopolaca Marie Curie y la británica Dorothy Crowfoot Hodgkin, en 1911 y 1964 respectivamente, y el de Medicina, otorgado a la estadounidense Barbara McClintock en 1983.

Solo cinco mujeres habían ganado el Nobel de Química desde 1901, frente a 183 hombres: Marie Curie (1911), su hija Irène Joliot-Curie (1935), Dorothy Crowfoot Hodgkin (1964), Ada Yonath (2009) y Frances Arnold (2018).

“Deseo que el hecho de que Jennifer Doudna y yo hayamos sido galardonadas hoy representa un mensaje muy fuerte para las jóvenes” que desarrollan carreras científicas, dijo Charpentier a la prensa tras conocer la noticia.

En junio de 2012, las dos genetistas y su equipo describieron en la revista Science una nueva herramienta con la que se podía simplificar el genoma. El mecanismo se llama Crispr/Cas9 y es conocido como tijeras moleculares.

Cortar el ADN

Si la terapia genética consiste en introducir un gen normal en las células que tienen un gen con problemas, como si fuera un caballo de Troya, para que haga el trabajo del gen que no funciona, Crispr va más lejos: en lugar de añadir un gen, modifica el gen existente.

“La posibilidad de cortar el ADN donde se quiera ha revolucionado las ciencias moleculares. Solo la imaginación fija los límites del uso de esta herramienta”, dijo el jurado del premio.

Su uso es fácil, barato y permite a los científicos “cortar” el ADN exactamente donde quieren, para por ejemplo corregir una mutación genética y curar una enfermedad rara. El descubrimiento es reciente pero ha sido citado desde hace algunos años como candidato al Nobel.

Sin embargo, la técnica aún no es infalible y tiene camino por recorrer. También hay que evitar usos no deseables como el caso de un científico chino que lo utilizó en embriones humanos durante una fecundación in vitro de la que nacieron gemelas. El científico quiso introducir en ellas una mutación de resistencia al VIH, pero provocó otras mutaciones por error cuyas secuelas en la salud de estas personas se desconoce.

Este logro también se ve envuelto en disputas de patentes en Estados Unidos entre las dos premiadas y el investigador Feng Zhang, lo que hizo pensar a algunos que la recompensa no llegaría por ahora.

Para William Kaelin, que ganó el Nobel de Medicina el año pasado, este descubrimiento genético es uno de los más grandes de la década.

Emmanuelle Charpentier y Jennifer Doudna reciben un galardón que acostumbra a ser otorgado a personas de mucha más edad. En 2019, el Nobel fue para un trío: John Goodenough –de entonces 97 años–, Stanley Whittingham y Akira Yoshino por la invención de las baterías de iones de litio.

La Academia Sueca anunciará este jueves el de Literatura, el más esperado junto con el de la Paz, que se dará a conocer el viernes en Oslo.

Contexto de la Noticia

radiografía ganar protagonismo

El palmarés de los Nobel sigue siendo mayoritariamente masculino, en particular en las ciencias, aunque las mujeres empiezan a despuntar, como lo demuestran las tres premiadas en la edición de 2020. Marie Curie, la Madre Teresa o Malala figuran entre el 6,1% de las mujeres galardonadas con un Nobel desde 1901. Una escasa cosecha entre 931 laureados, si se excluyen instituciones (según una base de datos de la AFP).

Las últimas en recibir el premio son la francesa Emmanuelle Charpentier y la estadounidense Jennifer Doudna, que lograron el Nobel de Química este miércoles. La estadounidense Andrea Ghez recibió el de Física el martes.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección