<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿El Inder se está convirtiendo en directorio político?

Presiones políticas y figuras detrás del poder, las quejas sobre el Inder. Responden los implicados.

  • En la ciudad persisten los daños en algunos escenarios deportivos, tal como lo evidenció EL COLOMBIANO en visitas hechas a diferentes espacios administrados por el Inder. FOTO DONALDO ZULUAGA
    En la ciudad persisten los daños en algunos escenarios deportivos, tal como lo evidenció EL COLOMBIANO en visitas hechas a diferentes espacios administrados por el Inder. FOTO DONALDO ZULUAGA
  • Esta es la formación requerida para el cargo de Director de Escenarios deportivos en 2020, antes del cambio.
    Esta es la formación requerida para el cargo de Director de Escenarios deportivos en 2020, antes del cambio.
  • En 2021 fue añadido el perfil de ingeniero eléctrico, un cambio hecho a la medida para la entrada de Estrada.
    En 2021 fue añadido el perfil de ingeniero eléctrico, un cambio hecho a la medida para la entrada de Estrada.
  • ¿El Inder se está convirtiendo en directorio político?
Publicado el 02 de noviembre de 2021

Jhony Armando Jaramillo Montoya es uno de los nombres que más repiten contratistas y empleados del Inder cuando se les pregunta quién toma las decisiones en esa entidad. Lo sorprendente es que no tiene una vinculación laboral directa y su oficina particular funciona en un edificio en el sector de Laureles, que muchos servidores públicos han visitado desde 2020 para recibir el visto bueno para trabajar en esa entidad municipal.

¿Quién es Jaramillo Montoya y por qué se le atribuye tanto poder en el Inder? Es el representante legal de una empresa que fundó en 2015, en compañía de otros dos socios, y cuya actividad aparece en el registro mercantil asociada al comercio de metales y productos metalíferos, actividades de administración empresarial y consultoría.

Su poder lo experimentó Gustavo*, quien para conseguir su empleo en el Inder tuvo que contar con su beneplácito, tal como lo relató en diálogo con EL COLOMBIANO. Cuenta que lo citaron a la entrevista, en el complejo empresarial ubicado en la calle 33. Hasta allá fue, tomó el ascensor hacia uno de los pisos superiores, que conduce a una oficina lujosa. En ese edificio no funciona ninguna sede de la Alcaldía de Medellín, menos del Inder, una entidad descentralizada de la administración.

“Más de 200 personas han pasado por esa oficina en su proceso de selección”, dijo el hombre, quien finalmente fue contratado como empleado de planta. Esta situación es la misma que ha denunciado el concejal Daniel Duque y otros informes periodísticos, como el publicado en Vorágine, en el que fuentes allí citadas señalan que es “Jaramillo quien manda en esa entidad”.

Esa versión la confirma Gustavo, pues además de que fue quien lo entrevistó, contó que él era quien decidía sobre la contratación. Añadió que era frecuente que los directivos fueran citados a reuniones, que en realidad eran cenas en restaurantes y a horas extralaborales.

Además, aunque Jaramillo Montoya asegure que hoy no tiene ninguna aspiración política, estaría moviendo fichas desde adentro del Inder con miras a las elecciones legislativas de 2022, tal como lo denunció en su momento el concejal Duque. Él no sería el candidato, dicen los testimonios recopilados para este informe, pues su ficha sería Camilo Londoño, un exbasquetbolista que ha sido contratista del Inder y que fungió como asesor de Diana Toro, exdirectora del Inder. Londoño aspirará a la Cámara de Representantes por el partido Verde, en alianza con León Fredy Muñoz, que busca dar el salto al Senado.

Jaramillo Montoya, consultado por EL COLOMBIANO, negó tener vinculación con el Inder. Dijo que procedería a demandar a Vorágine y al concejal Daniel Duque. “A mí han tratado de meterme en política cuando nada tengo que ver. Yo no manejo ninguna entidad pública, eso es una teoría absurda”.

Incluso, después de la conversación con este diario, el empresario nos remitió un derecho de rectificación enviado a Vorágine y a Duque en el que pide que se retracten de lo dicho, una manera de intentar frenar también esta publicación. “Que me traigan las pruebas de que yo tengo algo que ver con la alcaldía. Que las traigan y yo las controvierto. A mí ni me interesan los temas políticos”.

Sin embargo, hay que recordar que Jaramillo Montoya fue candidato a la Cámara de Representantes por el Partido de la U en 2018, sin éxito alguno.

Contrario a lo que dice Jaramillo Montoya, otra fuente le contó a EL COLOMBIANO que, en una reunión, el empresario dijo que estaba construyendo un proyecto político a 30 años. Por eso, desde el Inder se estaría creando un fortín político.

Jaramillo Montoya, no obstante, es categórico: “Que revelen las fuentes que les dieron la información. ¿Quiénes son? Que den un debate público, que salgan para poder controvertir lo que dicen. Yo no tengo absolutamente nada qué ver con ninguna entidad pública”.

¿Un director a la medida?
La relación de Jaramillo Montoya con el Inder se hace más clara con la presencia de Alejandro Estrada Moreno, el actual subdirector de escenarios deportivos. En su hoja de vida figura que este ingeniero eléctrico trabajó durante 20 años en EPM y de manera posterior fue docente en el ITM, los dos únicos registros oficiales que tiene en su currículo en el Sigep.

Resulta que Estrada Moreno fue el mayor aportante a la campaña de Jaramillo Montoya a la Cámara. Sus aportes suman $75 millones, según la información reportada en Cuentas Claras del CNE.

El nombramiento de Estrada en el Inder también está rodeado de polémica. Su perfil de ingeniero eléctrico no encajaba con el perfil exigido para el cargo de subdirector. De ahí que el Manual de Contratación cambió e incluyó esta profesión, un tanto extraña para la misión de la entidad (ver facsímil), que es el fomento del deporte, la recreación y el aprovechamiento del tiempo libre. Un cambio hecho a la medida.

Detrás de esa modificación en el manual de contratación está Yuberth Antonio Ordóñez, el jefe de la Oficina Jurídica, quien firma y autoriza las modificaciones, el mismo que también rubricó el cambio de otro perfil para ubicar a su hermano Yuynan, líder de planeación local y presupuesto participativo.

A pesar de que Estrada fue el principal financiador de la campaña, Jaramillo Montoya niega que hoy tenga comunicación con él. Según el empresario, fueron buenos amigos, tanto como para haber aportado esa cantidad de dinero, pero hoy no tienen una relación cercana. “Con Alejandro no hablo hace años. Sí hizo parte de mi campaña, pero yo no tengo nada qué ver con su nombramiento en el Inder”.

Un contratista a la Cámara
Pero no solo Jaramillo Montoya tendría influencia en las decisiones del Inder. Camilo Londoño también.

Un contratista que lleva 14 años en el Inder le dijo a EL COLOMBIANO que en mayo de 2020 se le terminó el contrato. Cuando comenzó el trámite para uno nuevo en octubre, su sorpresa fue mayor cuando lo recibió Camilo Londoño y lo interrogó sobre sus preferencias políticas. “Le dije que no tenía nada que ver con política y él me insistió sobre las razones por las cuales no me habían renovado el contrato en un principio, pero como Camilo es el que decide quién se queda en el Inder, a mí no me renovaron”.

EL COLOMBIANO contactó a Camilo Londoño, quien dijo que no tenía nada que ver con Johny Jaramillo y que no era su ficha para aspirar a la Cámara: “No entiendo los señalamientos. Son puros chismes. El proyecto político lo estamos haciendo con las uñas”.

Las relaciones no paran ahí. Erick Cogollo, quien fungía como subdirector de Fomento Deportivo, hoy apoya a Camilo Londoño en su precandidatura. El mismo Londoño lo confirmó, pero aclaró que se habían conocido en el Inder y que no habían tenido una intención política per se. Sin embargo, es llamativo que el puesto que ocupó Cogollo es uno de los que más relación tiene con los contratistas y la comunidad.

A todo este panorama se suma la denuncia hecha en agosto pasado según algunos contratistas del Inder, que dijeron que debían diligenciar la plataforma web “Dímelo” con información sobre sus preferencias políticas y su mesa de votación.

El Inder tiene entre 1.500 y 1.800 contratistas. Presionándolos podría obtenerse una cantidad considerable de votos. Otro excontratista del Inder, que fue salvavidas durante ocho años, le contó a EL COLOMBIANO que le pidieron inscribirse en Dímelo: “Fuera de eso nos pidieron 20 personas, que fueran sugeridas por uno, para meterlas en una base de datos. Yo solo alcancé a tener 17. Sin embargo, por todos esos manejos, decidí no renovar”.

Consultado al respecto, el director del Inder Carlos Romero respondió que no conoce a Jhony Jaramillo y que “el Inder no es ningún fortín burocrático”. Añadió que “el concejal debe mostrar las pruebas de lo que denuncia. No sé qué tiene que ver lo que denuncia. Que demuestre la cercanía de Jaramillo con el Inder, que salgan a la luz las personas que dicen que ese señor (Jaramillo) les hizo la entrevista”.

También respondió a las presiones políticas dentro de la institución y, en particular, a la plataforma Dímelo, donde se exigían datos a los contratistas: “Nunca ha habido presiones políticas. El manual de funciones no se cambió, sino que se amplió (caso Yuynan). Ahora, Camilo Londoño no tiene nada qué ver con la institución. Estos señalamientos me parecen bajos, que nos demuestren cómo el Inder hace parte de las plataformas políticas de Camilo Londoño”.

Las respuestas de Romero van en contravía de los testimonios recopilados por EL COLOMBIANO. Romero, como Jaramillo Montoya, pidió que las fuentes consultadas salgan a la luz pública para “controvertir lo que dicen”. Este medio, sin embargo, guarda la identidad de las fuentes, como estas lo pidieron por razones de seguridad

¿El Inder se está convirtiendo en directorio político?

EL MANTENIMIENTO DE LOS ESCENARIOS DEPORTIVOS, UNA QUEJA CONSTANTE DE LA COMUNIDAD

Paralelo a las presiones políticas que se denuncian en el Inder, la comunidad se ha quejado varias veces ante EL COLOMBIANO del mantenimiento de los escenarios deportivos en la ciudad. En un recorrido hecho por periodistas de este diario se pudo evidenciar el mal estado de algunas canchas. Por ejemplo, en las que están en el Parque Juanes de la Paz. “El gramado está muy mal, tan mal que un compañero se nos lesionó. Solo le hacen remiendos y eso se parte”, dijo Álvaro Franco, usuario del escenario. Una situación similar se vive en la Unidad Deportiva de Castilla, en donde la cancha presenta huecos de tamaño considerable. “Es un campo minado”, comentó Náfer Andrés Ramos, un futbolista que entrena en ese escenario. Consultado al respecto, el director del Inder, Carlos Romero, dijo que la institución tiene 967 escenarios deportivos por administrar en la ciudad. Según su versión, estos han sufrido falta de mantenimiento en los últimos 10 años. “No es fácil mantener bien tantos espacios, más cuando los recursos escasean. Sin embargo, este año hemos invertido más de $9.000 millones solo en mantenimiento. En este momento, por ejemplo, estamos trabajando con cuadrillas en 51 puntos”, explicó Romero. Por otro lado, los hinchas que van al Atanasio se han quejado de que las bancas del Atanasio están llenas de moho. El director respondió: “Las sillas se van llenando de moho cada tres o cuatro días, es algo normal, y estamos pendientes”.

Contexto de la Noticia

Paréntesis adultos mayores, otro antecedente

El pasado 6 de agosto un grupo de adultos mayores llegó hasta el Inder con pancartas que decían “El Inder no se siente”. En particular, las personas se quejaban porque la falta de contratación estaba perjudicando los programas de adultos mayores. “Antes teníamos las clases tres veces por semana. Ahora, apenas nos dan una cada 15 días. Nos dicen que no hay presupuesto”, dijo Hernán García, un hombre de 79 años. Carlos Romero, el director del Inder, respondió que la falta de contratación se debía a recursos que no habían sido girados a la institución, pero que luego se solucionó el problema.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
Título del artículo
 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
Título del artículo
 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS
Notas de la sección