<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">
x
language COL arrow_drop_down

“Álvaro Gómez nunca fue amigo de Gustavo Petro”

Enrique Gómez Martínez, sobrino de Álvaro Gómez, habla del regreso del Movimiento de Salvación Nacional y su candidatura por la Presidencia.

  • Enrique Gómez Martínez lidera el Movimiento de Salvación Nacional y es abogado del caso de magnicidio del líder conservador Álvaro Gómez Hurtado ocurrido en 1995. FOTO juan antonio sánchez
    Enrique Gómez Martínez lidera el Movimiento de Salvación Nacional y es abogado del caso de magnicidio del líder conservador Álvaro Gómez Hurtado ocurrido en 1995. FOTO juan antonio sánchez
03 de diciembre de 2021
bookmark

Con el regreso de la personería jurídica al Movimiento de Salvación Nacional, creado por Álvaro Gómez Hurtado, llegó un nuevo actor para las elecciones de 2022. Enríque Gómez Hurtado, sobrino del líder político y heredero de sus banderas, lleva dos días de campaña con miras a la Presidencia.

Gómez Martínez asegura que Gustavo Petro necesita ir a un psiquiatra, dice que él jamás fue amigo de su tío, arremete contra la Coalición de la Experiencia y el Partido Conservador. Este fue su diálogo con EL COLOMBIANO.

¿Cómo recibe la personería jurídica?

“Empezamos correrías para tratar de concretar listas de Cámara en la mayor cantidad de departamentos. Así no tengamos la capacidad de llegar al umbral, lo importante es que las ideas del Acuerdo sobre lo Fundamental sean puestas a consideración. Esto lleva mucho tiempo sin poder estar porque el Partido Conservador renunció a eso, no representa lo conservador, solo a los parlamentarios que son máquinas de reelección, de intereses personales en los que hablar de doctrina es incómodo”.

Si sabe que es probable que no cumpla el umbral, ¿cuál es la estrategia de llevar candidatos ante un montón de partidos que están más fuertes?

“Nos lanzamos independientemente de cuál sea el resultado. No haremos alianzas sino en unas cuantas circunscripciones departamentales. El discurso del populismo quiere tomarse el país”.

¿A quién se refiere con ‘el populismo’?

“Al de la bolsa, al aspirante tirano, al mentiroso patológico. Con todos los amigos de Salvación Nacional oramos porque él encuentre pronto un buen psiquiatra que lo trate por esa patología tan aguda que tiene. Se lo digo en lo que me consta: Álvaro Gómez nunca fue amigo de Gustavo Petro”.

Petro es el que va punteando las encuestas. ¿Cómo competir frente a su ‘populismo’?

“Gustavo Petro está techado hace rato. Ahora afanosamente sale y busca politicastros de la peor reputación. Uno después de que se afilie a Benedetti y a alias morralito, Roy Barreras, ¿qué más bajo puede ir en la política? Lo único que le falta, que creo que están negociando, es Dilian, para que tengan
la escuadra de mosqueteros bandidos”.

Entonces, ¿qué aliado de Petro le parece decente?

“El peligro no es Petro, es Juan Manuel Santos y todos los títeres que anda manejando en el centro, la centro derecha y la centro izquierda. Nosotros no queremos hacer alianzas ni con la de la Experiencia, porque esa alianza, mírela bien: ¿30 años de Gobierno ahí y no son responsables de nada?”.

Pero una alianza los haría más fuertes...

“Al contrario, más débiles. Como tengo 12 horas de personería me atengo al beneficio de inventario. Lo que sí digo es que aliarme con lo más duro del régimen, los Char, Dilian, Barguil... ¿Eso es lo que va a renovar el país? ¿De verdad? El señor Fico no sé por qué se unta al lado de esa gente, con qué lógica se mete ahí”.

¿Le gusta o no Fico?

“Ese señor no creo que tenga la tradición de politiquería barata. Está ahí porque es un pendejo, porque esa es la elección de las maquinarias”.

¿Qué haría con la implementación del Acuerdo de Paz?

“Cambiar completamente el rumbo, hay que ponerle auditoría. La paz no se logra botando plata, eso de darle plata a los señores que cultivan... Se consigue con proyectos reales e intervenciones del Estado. En la sustitución de cultivos a EE. UU. le importa cinco la lucha contra el narcotráfico y nosotros aquí mutilando muchachos, erradicando con machete....”

Entonces, ¿glifosato?

“Total. Hay que levantar la prohibición al tráfico, eso no sirve de nada y a los gringos ni siquiera les interesa. En 30 estados de EE. UU. se consigue marihuana legal en una farmacia, ¿y nosotros aquí matándonos por eso?”

Te puede interesar

El empleo que busca está a un clic

Las más leídas

Te recomendamos

Utilidad para la vida

Regístrate al newsletter

Acepto el tratamiento y uso del dato Personal por parte del Grupo EL COLOMBIANO*