<img height="1" width="1" style="display:none" src="https://www.facebook.com/tr?id=378526515676058&amp;ev=PageView&amp;noscript=1">

¿Su mascota se está haciendo vieja?

  • Fiona está próxima a cumplir 16 años y hay que cuidar su zona lumbo-sacra. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories
    Fiona está próxima a cumplir 16 años y hay que cuidar su zona lumbo-sacra. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories
  • Azuka tiene 10 años y requiere cuidado con sus articulaciones. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories
    Azuka tiene 10 años y requiere cuidado con sus articulaciones. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories
  • Fiona y Azuka, dos mascotas geriátricas con las que hay que tener cuidados especiales. FOTO CORTESÍA @paws.and.memories
    Fiona y Azuka, dos mascotas geriátricas con las que hay que tener cuidados especiales. FOTO CORTESÍA @paws.and.memories
Claudia Arango Holguín | Publicado el 15 de julio de 2020

Cuando perros y gatos empiezan la tercera edad hay que atenderlos de otra manera. Conozca las claves.

Su pelaje ya tiene algunas canas y desde hace un par de años sus pasos son más lentos. Se llama Azuka, una pastora alemán de 10 años que ya evidencia un desgaste natural en sus huesos. Fiona, a punto de cumplir 16, tiene canas hasta en las orejas, la piel del cuello, el pecho y el abdomen le cuelga y a veces se para con dificultad.

Ambas son mascotas geriátricas. La vejez para un canino de raza grande “se da a eso de los siete años, si es de raza pequeña a los nueve. En los gatos se dice que alrededor de los nueve o diez años”, precisa la médica veterinaria Diana Julieth Franco García, de MiVet.

Tanto la doctora Franco como el médico veterinario Carlos Cifuentes, vocero de Pet Food Institute, entregan pautas de cuidado que son vitales cuando su mascota empiece a hacerse vieja para que tenga una buena calidad de vida en su última etapa.

1. Los chequeos médicos obligatorios
Si antes visitaba al veterinario cada año ahora lo deberá hacer cada seis meses, al menos para exámenes de control. Indica la doctora Franco que lo básico son exámenes de sangre y físicos, “con el fin de prevenir enfermedades graves a futuro”. Esta visita también se hace para que tanto usted como su veterinario hablen del manejo de esos comportamientos que se van a presentar en esta etapa.

2. Complicaciones de salud más comunes
Por lo general –detalla el doctor Cifuentes– las geriátricas sufrirán de enfermedades degenerativas, “es decir, que tengan que ver con el aparato locomotor como la artrosis, que le empiecen a doler las articulaciones, en los ojos se pueden generar cataratas, los dientes pueden cambiar, es importantísimo tener en cuenta el cuidado bucal para evitar infecciones posteriores”. Otras enfermedades comunes son las endocrinas: el hipotiroidismo o diabetes.

La doctora Franco anota que las enfermedades prostáticas son comunes en los machos y que en cuanto a los gatos, la patología más común es la insuficiencia renal crónica, “mi sugerencia es que los primeros exámenes renales para los gatos se hagan alrededor de los siete años, así no hayan llegado todavía a la vejez”.

Azuka tiene 10 años y requiere cuidado con sus articulaciones. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories
Azuka tiene 10 años y requiere cuidado con sus articulaciones. FOTO Cortesía Instagram @Paws.and.memories

3. La alimentación y los suplementos
Destaca el veterinario que el alimento debe cambiar básicamente porque el metabolismo de perros y gatos se transforma con los años, “y el tipo de proteína, de fibra de carbohidratos que le estamos dando debe ser diferente. Viene ya alimento segmentado para animales mayores de siete años”.

Franco añade que hay suplementos vitamínicos para ellos, pero que se deben concertar con veterinario porque dependerá de la raza, el estado del animal y su peso. “La idea es evitar dosificaciones erradas”.

4. Sepa que su comportamiento cambiará
Su mascota ya no será el perro que brincaba por toda la casa o el gato que se encaramaba con facilidad a la repisa más alta del hogar. Para la veterinaria, y al haber una pérdida del tejido muscular, es normal que esto suceda, pues con la edad no van a tener la misma capacidad ni en una caminata o en los juegos para gatos y perros.

“Ellos van a querer descansar más, no van a tolerar fácilmente mascotas más jóvenes en la casa que es otro punto a tener en cuenta”. Como empiezan a sufrir deterioro del sistema nervioso, podrán perder visión y hasta escucha, “pueden empezar a ladrar, aullar y maullar sin razón alguna y en esos casos hay que llenarse de paciencia y acudir al veterinario ya que hay muchísimas opciones para tratar estas patologías y darles a calidad de vida”.

Cifuentes añade que incluso algunos pueden orinarse en sitios donde normalmente no lo hacían, “y adquirir comportamientos más lentos. Parte de la consulta geriátrica es que el médico oriente a la familia en estos cambios”

$!Fiona y Azuka, dos mascotas geriátricas con las que hay que tener cuidados especiales. FOTO CORTESÍA @paws.and.memories
Fiona y Azuka, dos mascotas geriátricas con las que hay que tener cuidados especiales. FOTO CORTESÍA @paws.and.memories
Claudia Arango Holguín

Periodista, presentadora y locutora. Fui DJ de radio, reportera de televisión y ahora disfruto el ejercicio de escribir a diario. Melómana, cinéfila y seriéfila.


Porque entre varios ojos vemos más, queremos construir una mejor web para ustedes. Los invitamos a reportar errores de contenido, ortografía, puntuación y otras que consideren pertinentes. (*)

 
¿CUÁL ES EL ERROR?*
 
¿CÓMO LO ESCRIBIRÍA USTED?
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS

Datos extra, información confidencial y pistas para avanzar en nuestras investigaciones. Usted puede hacer parte de la construcción de nuestro contenido. Los invitamos a ampliar la información de este tema.

 
RESERVAMOS LA IDENTIDAD DE NUESTRAS FUENTES *
 
 
INGRESE SUS DATOS PERSONALES *
 
Correo electrónico
 
Teléfono
 
Acepto términos y condiciones
LOS CAMPOS MARCADOS CON * SON OBLIGATORIOS